De acuerdo, pero ¿dónde está el Consejo de Sabios?

Dr. Michael LaitmanOpinión (K. Sivkov, doctor en Ciencias Militares de la Academia de problemas geopolíticos):

1. Los conflictos que causaron la crisis global (de hecho, un conflicto de civilizaciones):

◦ Entre el crecimiento de la oferta y la demanda y los recursos disponibles, y los problemas de los ecosistemas terrestres;

◦ Entre los países «pobres» en desarrollo y los países «ricos» industrializados;

◦ Entre las naciones y las élites transnacionales;

◦ Entre el tamaño de la «burbuja financiera» global y la escala del sector real de la economía mundial, la solución está en la eliminación de la «burbuja» que amenaza la pérdida de poder de la élite financiera transnacional, o su «conversión» al sector de la economía real, que lleva hacia el establecimiento de indiscutible dominio económico de la élite financiera transnacional sobre el mundo;

◦ Entre la falta de espiritualidad en el «mercado libre» que genera el poder del dinero y los fundamentos espirituales de diferentes civilizaciones, los ortodoxos, musulmanes, budistas, y otros. La solución radica únicamente en el establecimiento de una base espiritual común de orden mundial.

2. El nuevo orden mundial sólo puede construirse por medio de uno de dos modelos:

◦ El concepto de «billón áureo», unos pocos «elegidos», quienes se definen a sí mismos como el «núcleo intelectual de la humanidad», preservan y mejoran el actual nivel de consumo a costa de la explotación despiadada del resto de la humanidad, acompañado por su reducción artificial, llevándolos al consumo material mínimo crítico y a la degradación espiritual;

◦ «Apoyo mutuo entre civilizaciones (armonía de la civilización)», el objetivo de la globalización, no está en la «unificación», sino en el desarrollo de todas las civilizaciones existentes, preservando y extendiendo un «campo del desarrollo» a cada nación y civilización, que sea el base del desarrollo de todos y cada uno de ellos juntos. Este es el camino hacia el futuro.

3. La guerra se peleará para definir qué fundamento espiritual debería ser la base del nuevo orden mundial. O bien estará basada en el individualismo, el egoísmo, la inhibición de una entidad por otra, el principio de supervivencia a costa de los demás, o de la comunidad, el predominio de los intereses comunes de supervivencia colectiva y desarrollo por sobre los individuales, el principio de supervivencia conjunta a través del apoyo mutuo.

4. La primera etapa, «un intento de solución pacífica a la crisis», ya está llegando a su fin. Su campo de batalla, las Cumbres del G-20 no funcionan. El comienzo de la segunda etapa es «la amenaza que precede a una guerra mundial»: Occidente está preparando guerras locales y conflictos armados en torno a los recursos, así como guerras limitadas.

5. La historia muestra que la elite de la civilización «egoísta» no va a detenerse ante las pérdidas humanas si hay una garantía de que pueden  preservarse a sí mismos en «refugios». Una nueva guerra mundial afectará a la mayoría de la población mundial, llevándola a la pérdida de cientos de millones de personas.

Para evitar esto, nosotros tenemos que limitar (por ley) la codicia de los magnates transnacionales y nacionales de la economía y la esfera financiera. Esto puede hacerse únicamente por medio de la consolidación internacional de esfuerzos.

Comentario: Personas inteligentes, analistas experimentados, pero no hay motivación para consolidarse juntos y dirigirse a la gente, hacia abajo, por medio de redes sociales de Internet, y a los gobiernos, hacia arriba, ¡porque lo único que pueden hacer es llamar al cambio!

(49964)
Material Relacionado:

La nueva gramática del poder
El camino hacia la garantía mutua
Una nueva relación romperá los lazos de políticos y magnates

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: