entradas en '' categoría

La unificación es la misión de Israel

dr.laitmanGrabado en una lección: Yo finalmente me doy cuenta de que si hay destrucción de nuestro lado, no es más que del grosor de un cabello en el grupo, o incluso entre el pueblo de Israel, y puede causar una inmensa montaña de problemas entre las naciones del mundo. Por ejemplo, puede haber quienes tan sólo se miren de reojo en Israel, mientras que entre ellos, podrían comenzar a matarse unos a otros y envenenarse entre sí con gases por lo mismo. Así es como todo esto se desarrolla en su espesa sustancia.

Así que es comprensible que, aparte de la conexión y la unidad no haya nada más para hacer. Esto se debe a que es como alguien que está trabajando incansablemente para achicar el agua de sale de un grifo e inunda una habitación, en vez de cerrar esta llave de agua de una vez por todas para que todo esté bien.

¡Esta unidad que también debe extenderse hacia las naciones del mundo es la misión de la nación de Israel, entonces todos los pueblos dejarán de proclamar que somos la fuente de todos los problemas del mundo!

(139822) 

Una guerra que no tenemos ninguna posibilidad de ganar

dr.laitmanPregunta: A pesar de que la unidad debe ser el denominador común de nuestro pueblo, aun así encontramos razones para estar divididos en el debate sobre la necesidad de un ataque terrestre en Gaza.

Los disparos continúan y el alto al fuego unilateral no conduce a nada. Es más, no nos llevó a estar apoyados por el mundo.

Nos gustaría oír voces que dijeran que lo hemos intentado muy fuertemente y que, ahora estamos obligados a actuar con firmeza, pero no. No somos populares como lo fuimos antes, aunque ningún otro país estaría de acuerdo en tener enemigos que atacaran a sus ciudadanos.

Es más, vemos una disputa en el gobierno. El viceministro de defensa fue despedido por el primer ministro tras su fuerte crítica a la política del gobierno. Además, cada ministro tiene su propia opinión acerca de la situación, y está claro que no están de acuerdo entre sí.

Si las guerras en el pasado nos llevaron a unirnos, hoy estamos separados bajo los ataques con cohetes. ¿Qué debe suceder para que podamos unirnos verdaderamente?

Yo traigo un ejemplo de nuestra vida. Durante la alerta de las sirenas, llegó a nuestro refugio una extraña mujer, dado que estaba cerca de nuestro edificio en ese momento. Cuando estaba en la puerta, vaciló, preguntándose si debía volver a su coche puesto que dejó su bolso con su billetera en él y olvidó de cerrar el coche.

De hecho, no estaba segura a qué debía temerle más, si a la llegada de los misiles o al hecho de que alguien pudiera robarle su bolso del coche.

Entonces, ¿de quienes estamos más temerosos, de nosotros mismos o de los enemigos en el exterior? Este es un dilema muy doloroso.

En cuanto a nuestra situación actual, nos encontramos una y otra vez en la incómoda situación de quienes se ven obligados a disparar en un barrio civil donde el enemigo esconde su arsenal, y cada vez, se nos acusa de matar a gente inocente. No importa lo que hagamos y cuán arduamente intentemos no hacerle daño a la gente, nadie muestra ninguna comprensión.

El resultado es una situación paradójica. O no protegemos a nosotros mismos, o bien nos protegemos y nos sentimos incómodos. Así que no hay otra opción, y siempre salimos como los culpables.

Además, si, en el pasado, podíamos hablar de unidad en tiempos de problemas, hoy en día todos sienten que no hay unidad ni consenso entre nosotros. Incluso la “aplanadora de los misiles” ya no es suficiente para unirnos y fundirnos a unos con otros como solía ser en el pasado.

Respuesta: Supongo que esta vez las personas están reaccionando de manera diferente y de nueva forma ante lo que está sucediendo. El punto no es el conflicto actual en sí. Por supuesto, la actitud del mundo hacia el estado judío está empeorando, mientras que los judíos en el extranjero son reacios a estar en contacto con Israel a fin de evitar las acusaciones destinadas a Israel.

En cuanto a Israel mismo, las personas están divididas en gran medida. En el pasado, todos se unían en tiempos de guerra y trataban de evitar las críticas e incluso temía expresar las críticas ya que el resultado era el destierro social. Sin embargo, hoy en día, la gente se siente impotente, sin esperanza, e indefensa, y reconoce el hecho de que no existe una solución real. En el pasado, parecía que teníamos una solución, pero ahora estamos seguros de que no la hay.

Esto lleva a la gente a un estado totalmente diferente. Por primera vez, nos enfrentamos a un enemigo con el que no tenemos armas para luchar. Es más, dentro de nosotros no tenemos arma contra el enemigo. Cuando no existe una solución general para la nación de Israel en la tierra de Israel, la gente está dividida y cada uno busca su propia solución privada.

Por primera vez, despierta internamente la pregunta acerca de lo que es realmente importante, pero parece que la gente todavía no quiere pensar en ello. Después de todo, de acuerdo a lo que está pasando, no tenemos ningún futuro aquí. Lógicamente, todos los medios que tenemos son inútiles cuando crece el ritmo de los acontecimientos. Nos enfrentamos a una situación a la cual no podemos hacerle frente. Parece que no hay solución.

Esta sensación penetra en las naciones y hace que nos sintamos impotentes y desesperados. El conflicto por la operación terrestre en Gaza se debió en realidad a que nadie tenía respuestas reales. No hay una solución, y estamos empezando a darnos cuenta de esto cada vez más.

El pueblo judío, cuya supervivencia a lo largo de la historia es una maravilla, vive en un estado artificial. No está claro sobre qué base vive, y su estado no tiene solución. Todo se hunde gradualmente en una niebla de desesperanza.

Pregunta: Si miramos más de cerca a los judíos en todo el mundo, vemos un cuadro bastante sombrío. Si en el pasado los judíos del extranjero solían unirse con el pueblo de Israel en tiempos de problemas, hoy lo vemos mucho menos e con incluso la inclinación opuesta. La mayoría de los judíos del extranjero, si no todos, de hecho están de acuerdo con la opinión internacional general de que Israel está mal en el actual conflicto.

Por ejemplo, el fundador de J. Street en los EE.UU. llegó a una conferencia en Israel y dijo que la política militar y la estrategia en los territorios ocupados es equivoca y que un golpe a Hamas, y a los civiles en Gaza seguramente provocará una respuesta hostil de los diferentes países del mundo. Como prueba, sacó a relucir el ejemplo del boicot de la Iglesia Presbiteriana de Israel. Es más, J. Street realmente promovió esta decisión de la iglesia durante su convención.

Mientras tanto, un miembro judío del parlamento iraní dijo que la política israelí en los territorios ocupados es idéntica a la política de la Alemania nazi.

Los judíos que viven en el extranjero publican clips que fomentan la presión sobre Israel por parte de los cristianos, expresando abiertamente su desacuerdo con la política israelí.

Vemos fenómenos similares por todas partes. Esta no es la primera vez que vemos eso, y en general, es una señal de que algo muy malo sucederá. La situación era muy similar antes de la orden de expulsión a los judíos de España. Lo mismo ocurrió en Alemania después del ascenso de Hitler.

Ahora es recurrente la misma imagen, una erosión interna de la unidad de la nación que debilita seriamente nuestra capacidad de existir como estado. El punto no es el poder militar, sino el hecho de que simplemente no sabemos qué hacer con nosotros mismos.

El único rayo de luz que veo es el hecho de que nuestra enfermedad, ser una nación dividida, ya es visible. Una parte significativa de las personas sienten que la guerra actual es diferente a los que la precedieron, puesto que no estamos unidos. El diagnóstico correcto es la garantía para la curación.

Déjeme darle un ejemplo: Un amigo mío fue llamado a servir en la reserva del ejército al comienzo de la operación y me dijo por teléfono que en realidad está abrumado por las personas que salieron de sus hogares y por sus familias y que están listos para proteger el estado y están llenos de un sentido de orgullo, de garantía mutua, y auto sacrificio. Sin embargo, por otro lado, la realidad militar está podrida. Las palabras bonitas utilizadas por el ejército se evaporan cuando miramos las cosas desde el interior. Lo más doloroso es ver la brecha entre la gente maravillosa, los combatientes de las unidades de élite y el establecimiento podrido, un mecanismo que no está actualizado, incluyendo los medios de comunicación, y que destruye la unidad entre nosotros, el establecimiento de las diferentes partes de la nación en los demás.

¿Qué deberíamos hacer con respecto a esta desesperanza? ¿Realmente no hay solución? ¿Cómo avanzar?

Respuesta: Es imposible avanzar con lo que tenemos. Esto no es avance, sino regresión. No hay nada que esperar en nuestro estado actual.

Si queremos hablar sobre el nuevo estado, debemos prepararnos para él, ascendiendo a un nivel totalmente diferente de reconocimiento de lo que está pasando.

Tenemos que mirar las cosas en general, y ver a qué ha llegado la nación de Israel. Es imposible exigir que el mundo nos trate como si fuéramos como todos los demás. No, no podemos ser como los demás. Somos un pueblo especial, un estado especial, y nuestro estado en el mundo es único. Sin embargo, fingimos que no hay ninguna diferencia entre nosotros y los demás, y esto, por supuesto, no funciona.

No es por casualidad que los judíos del extranjero hablan contra nosotros y que quieren separarse de nosotros y no tener nada que ver con la nación de Israel.

Sin embargo, la verdadera razón de lo que está ocurriendo es que la nación de Israel, el estado de Israel, no está en el nivel que debe estar.

Pregunta: ¿Qué es este nuevo nivel de conciencia? ¿En qué debe convertirse la nación de Israel de tal forma que tenga esperanzas nuevamente?

Respuesta: De acuerdo a la sabiduría de la Cabalá, tenemos que estar unidos y ser como un hombre con un corazón. Esto no tiene nada que ver con la religión. El punto es que si estamos unidos, somos una nación, de lo contrario, somos simplemente una colección de inmigrantes de diferentes países que se dieron un cierto periodo de tiempo para corregirse a sí mismos y unirse, y si no, se dispersarán de nuevo.

La conexión entre nosotros es la precondición para entrar en la tierra de Israel y para conquistarla a fin de poder vivir aquí exactamente como la nación de Israel en la tierra de Israel. Si las conexiones entre nosotros se cortan, y, en lugar de “ama a tu prójimo como a ti mismo” cambiamos hacia el odio infundado, seremos arrojados de aquí y dejaremos de ser una nación, en cambio, nos dispersaremos por todo el mundo, mientras que las otras naciones hacen lo que quieren con nosotros.

Este es nuestro destino, y no hay nada que podamos hacer al respecto. Esto nos ha guiado a lo largo de nuestra historia, y el siglo 21 no ha anulado su demanda. Así que, finalmente, la cuestión es si somos capaces de unirnos o no.

Pregunta: ¿Qué debemos hacer si tenemos desacuerdos?

Respuesta: No hay ninguna diferencia. Debemos unirnos por encima de ellas. Somos una nación desarrollada, por lo que nuestras opiniones son totalmente diferentes. A veces, son similares, y a veces son opuestas. No hay otra nación que esté tan dividida en su perspectiva. Es más, cada uno de nosotros tiene varias perspectivas diferentes.

Por lo tanto, debemos aprender a unirnos por encima de todas las diferencias y desacuerdos. Esto es posible si ponemos en práctica el método de conexión que la sabiduría de la Cabalá nos enseña. Entonces, seremos una nación en un estado unido, y el mundo entero vendrá a nosotros para aprender este método.

Después de todo, el mundo también lo necesita. El estado del mundo no es mejor que nuestro estado. Está en medio de una crisis terrible, y no sabe por dónde ir ni cómo avanzar. La confianza en el futuro se ha ido; hay eventos que abruman a la humanidad; los ataques con misiles no son lo peor que puede suceder.

Hay un fenómeno natural, una ley natural, que las naciones del mundo culpan a los judíos por sus problemas. Está claro que Israel es la fuente de todos los problemas del mundo. Cuando Israel no está unido, no hay unidad en el mundo. Nos faltamos el respeto entre nosotros, no nos unimos, no alcanzamos el amor y la unidad, y hacemos caso omiso de los principios básicos de “Lo que odias, no lo hagas a tu amigo”, y “Ama a tu prójimo como a ti mismo”.

Vivan como un hombre con un corazón es la fórmula de la existencia de la nación judía. De lo contrario, no somos una nación y, en consecuencia, tampoco somos un estado. Después de todo, la nación judía debe establecer un estado de acuerdo a sus atributos internos, cuando todo el mundo se sienta atraído por la unidad, creando las condiciones externas para apoyarla. Todas las instituciones y mecanismos de gobierno, entre ellos el sistema de educación, deben basarse en este enfoque. El mandamiento básico de un hombre con un corazón y alcanzar el amor mutuo deben ser la base de todo.

Todo esto está descrito en nuestras fuentes, y no hay nada que buscar en otro sitio. Sólo debemos entender los escritos de acuerdo a la sabiduría de la Cabalá. De lo contrario, perderemos la oportunidad de vivir en esta tierra y de construirnos a nosotros mismos. Después de todo, esta es una oportunidad que hemos pagado con la vida de seis millones de personas que fueron quemadas en el holocausto.

Esta oportunidad realmente nos la dieron las naciones del mundo, pero, mientras tanto, su actitud hacia nosotros está cambiando, y no hay una sola nación que nos apoye.

Pregunta: De hecho, en 1967, cuando estalló la Guerra de los Seis Días y los tanques israelíes entraron en el Sinaí, incluso los alemanes nos apoyaban, y uno de los principales periódicos publicó un titular: “Ellos ruedan!!!” Cómo ha cambiado todo desde entonces.

Respuesta: Preguntémonos por qué ocurre esto. No hay punto en ser los chicos buenos ante los ojos del mundo, ellos ni siquiera exige que lo hagamos. Exigen algo más: que debemos ser un ejemplo de la conexión del mundo.

Después de todo, la crisis actual incluye al mundo entero. Se trata de una crisis humana que está ocurriendo en la sociedad humana y de allí, afecta a la naturaleza. Podemos arreglarlo sólo por medio de una conexión positiva entre todos y de la cooperación entre las naciones, y sólo podemos dar un ejemplo de conexión y ellos tienen el poder para cumplirla.

Esto es en realidad lo que las naciones del mundo están diciendo: que, al estar divididos, invocamos todo el mal en el mundo. No hace ninguna diferencia de qué nos culpen. Detrás de cada acusación que ellos hacen, hay una idea. Somos un dolor en el cuello de ellos, y nosotros somos responsables por el hecho de que el mundo esté en tan mal estado.
(139644)
– Del Kab.TV “Charla sobre la actual situación actual en Israel” del 7/16/14

Un ejemplo bueno o malo para toda la gente

dr.laitman.jpgEn todos los sistemas integrales cada uno influye al sistema entero. Si existen conexiones generales mutuas y todos dependen de todos en un sistema, está claro que cada pequeña parte, componente y órgano en este sistema puede interrumpir o destruir el trabajo de todo el sistema y servir como un mal ejemplo para todo el resto.

Sin embargo, el sistema espiritual integral difiere en esto. Este mismo principio también actúa positivamente en él. Una parte destructiva puede destruir todo el sistema y una parte que actúa correctamente puede llenarlo completamente. Esta adición particular existe en un sistema espiritual. Cada uno absorbe todo el sistema y por lo tanto puede corregirlos a todos.

Al mismo tiempo, no podemos digerir estos asuntos. Cuando empezamos a sentir la estructura del sistema espiritual a través de la Luz que Reforma, entendemos que la totalidad y cada una de las parte son iguales allí. A la vez, todos nosotros tenemos una influencia de la importancia y la dependencia de cada uno en igualdad.

Sin embargo, de hecho, este principio espiritual, “El total y cada parte son iguales”, significa que no hay total ni parte. Más bien, existe solo una cosa: un Kli (alma) y una Luz.

Con el fin de alcanzar el estado corregido, estamos en una situación que es su opuesto. Primero, por medio de nuestros esfuerzos, debemos descubrir nuestro mal y, después de esto, alcanzar un estado de “Apártate del mal y haz el bien” (Salmos 34:15), entonces descubrimos la falta de unidad que debemos alcanzar.

En el proceso de alcanzar la unidad, existe una diferencia entre las dos partes del sistema. Una parte es llamada Israel, Yashar El (directamente hacia el Creador), que tiene una relación y conexión con la Luz Superior, con el poder más elevado, y ésta puede atraerla con el propósito de corregirse a sí misma y a todo el sistema. Esto significa que Israel debe corregirse por el bien de todo el sistema.

La segunda parte del sistema, que es llamada “las naciones del mundo”, no puede atraer por sí misma la Luz que Reforma y además, no puede unirse, aunque quiera. Entonces la parte llamada las naciones del mundo se siente dependiente de Israel de forma negativa porque no recibe el alimento, el llenado de Israel. Israel no revela la unidad dentro de sí mismo, y por lo tanto no influye e irradia esta unidad a las naciones del mundo. Es decir, a pesar de que deba ser un ejemplo para los demás y “una luz para las naciones” (Isaías 42:6).

Este no es un ejemplo común de buenas relaciones humanas, porque opera en un nivel espiritual, no a nivel humano, a nivel físico. En el momento en que Israel se una, se convierte en un sistema a través del cual puede pasar la Luz que Reforma hacia las naciones del mundo. Entonces, ellas también estarán conectadas, y luego sus vidas se llenarán de Luz.

Entonces, todo depende de esa parte de la humanidad llamada Israel, y esto es lo que vemos de acuerdo a la actitud de las naciones del mundo hacia ella.
(139955)
– De la 1° parte de la lección diaria de Cabalá del 7/21/14, Escritos de Rabash

Diríjanse a los deseos de la persona

dr.laitmanPregunta: ¿Qué acciones y esfuerzos deben tomarse para crear un grupo europeo unificado?

Respuesta: En general, es necesario dirigirse al deseo de la persona que no ha sido llenado dentro de ella, que le duele. Podría ser seguridad, salud, problemas críticos de la nación, o la familia.

De acuerdo a lo que está sucediendo hoy en día en el mundo, no podemos decir que las personas tengan tales deseos que podamos agarrarlos y atraerlos hacia nosotros.

Vemos cuántos drogadictos hay en el mundo. Las personas están huyendo de los problemas y tomando antidepresivos. En este aspecto, Europa no es el lugar más feliz en el mundo. En las naciones africanas subdesarrolladas, las personas se sienten mucho más felices que en la Europa avanzada.

La sensación de felicidad no depende de la alta calidad de vida. Es imposible calcular esto en términos de riqueza o comodidades en la vida. Este es el estado interno de la persona. Puede ser que no tenga nada y se sienta libre, calmada y simple. Ella no piensa qué ocurrirá mañana. Esto no le importa.

Por otra parte, los europeos están preocupados porque en unos diez años, de pronto, no tendrán una pensión. Entonces, ahora ya están en pánico. Considerando esto, todo es muy personal.

Es necesario examinar este “mercado” de deseos, lo que la persona quiere. En cada nación, los grupos deben involucrarse y examinar cómo enfocar esta cuestión. Necesitamos explorar todo tipo de encuestas sociológicas, mirar los anuncios por medio de los cuales todo tipo de charlatanes les prometen a las personas liberarse de todos los problemas, determinar hacia dónde se dirigen las personas, cuáles son los deseos de las personas, qué es lo que más atrapa a la gente. En cada nación, esto puede ser diferente en las diversas capas de la sociedad.

Si ustedes hacen esto, tendrán una clara comprensión de cómo salir al público y de qué hablar. Empezarán a estar en contacto con ellos al leer estos materiales, y empezarán a absorber sus necesidades y vacíos y deseos no satisfechos dentro de ustedes mismos.

Estos deseos empezarán a trabajar en ustedes, y empezarán a pensar, “¿Cómo es posible acercarse a la gente? ¿Qué tipo de talleres deberían organizarse? ¿Qué debería preguntarles para que entiendan que ellos no tienen esto y que aquí están mal?” Es así como nosotros gradualmente les llevamos a la conclusión de que, con la ayuda de la unidad, conexión, es posible resolver los problemas dolorosos.

Entonces, el primer paso hacia la unificación Europea es determinar las principales necesidades en cada región, en cada asunto y su falta de llenado, y ofrecer llenárselos. Es posible atraer a las personas hacia nosotros sólo a través del llenado de su ego.

Nosotros no estamos mintiendo porque en realidad podemos ayudarles a hacer esto.
(139950 )
Del Campamento internacional de verano en Bulgaria del 7/11/14, Lección 2

Madurando no a través de golpes

dr.laitmanEstamos involucrados con un sistema de fuerzas que está tratando de llegar al equilibrio y nos da respuestas interactivas. Más aun, existe una sola fuerza que las activa todas. Este es el poder del equilibrio. Este influye y actúa sobre todas las fuerzas particulares, en todas las partes, para llevarlas a un equilibrio inclusivo, y esta fuerza es llamada “Creador” o “naturaleza”.

Sin embargo, no se nos revela porque entonces estaríamos unidos contra nuestra voluntad. Supongan que el Creador nos exigiera de forma visible, “Únanse, de otra manera acabaré con ustedes”. Ciertamente, escucharíamos Su voz a falta de otra opción.

Sin embargo, no habríamos madurado de esta manera, porque nuestra elección, “ser un buen niño”, se quedaría en el nivel de la bestia y estaría basada en miedo al castigo.

Por otra parte, hoy, cuando somos castigados, esto aun así no nos obliga a volvernos “buenos niños”. No hay una conexión clara entre los dos, de manera que nosotros mismos completemos la deficiencia a través de nuestro entendimiento para que maduremos, alcancemos, y captemos todo el sistema de la creación.

Entonces los padres, también, al castigar a un niño, no lo obligan a obedecer inmediatamente, porque quieren que madure, que distinga entre el bien y el mal, y entienda cómo actuar correctamente por sí mismo. Esto es para que el niño pequeño que no entiende se vuelva un adulto maduro que adquiera inteligencia a través de la necedad.

Es imposible sólo golpearlo como una bestia que les tiene miedo y depende de ustedes y entonces hace lo que ustedes quieren. No, no queremos que el niño sea tan dependiente de nosotros. Esperamos que él tenga entendimiento, alcance, autoconsciencia, y el libre albedrío correcto.

Entonces, no existe una conexión directa entre los problemas ni al revés, con las buenas obras. La naturaleza organiza todo para que debamos llenar este intervalo entre desastres y buenas obras con el reconocimiento del mal.

Pregunta: ¿Cómo está conectado todo eso?

Respuesta: Los cabalistas deben enseñarle al pueblo de Israel cómo actuar, y, cuando las personas de Israel lleguen al nivel de entendimiento y sensación, ella comenzarán a enseñarle a toda la humanidad. Esto es llamado “ser luz para las naciones”. Luego de su corrección interna, veremos hasta qué grado están listas para esto con el fin de comprender esto de nosotros.

Hoy, tenemos sabiduría. Tenemos el conocimiento acerca de lo que se debe hacer y estamos tratando de salir hacia las personas.
(139960)
Del Kab.TV “Los cabalistas escriben: Las guerras de Israel” del 7/18/14

Abran espacio para todos

dr.laitmanQuestion: How to use our ego correctly, and how to cancel ourselves to reach the goal of the group?

Answer: Our ego is our faithful helper. If we listen correctly, if we understand how we should work with him, then we will thank the Creator who made us this way. Unfortunately, we do not work with him correctly.

How are the people who come to the group, whatever they are, and how long they stay with us, they may come today and leave tomorrow, this does not matter to us. We have to accept that each person (as long as it is not harmful) is like someone who was missing in all our Kli . It does not matter what “madness” comes to us. We must accept it as something desirable.

The group should open space for everyone, support everyone, but only if people do not begin to belittle him, if he does not start to be too patronizing or damage the studies, or to express disagreement with the main requirements for the group that are given to us in the writings of the great Kabbalists: Ramchal, Ari, Baal HaSulam and Rabash .

We must worry about friends, since each of them is a fragment of my soul. After all, all the groups of the world, all humanity, all the inanimate, vegetative and animate, are my soul. But, in the meantime, the only thing that I perceive is that part that the Creator gives me so that somehow I begin to build myself spiritually.
(140025)
From the Summer International Camp in Bulgaria from 11/7/14, Lesson 2

Unidad en el anhelo por un futuro común

dr.laitmanEuropa incluye un cierto número de naciones, así como de idiomas, opiniones, e ideologías. ¿Cómo sería posible comenzar a unificar una situación tan egoísta y fragmentada?

Pienso que esto es posible e incluso más que en cualquier otro lugar en el mundo, porque debido a esta fragmentación, se siente cuán débil es Europa, cuánto poder ha perdido en el mundo, en su cultura, y en sus bases espirituales y éticas ¿Qué queda de ella? Está devorándose a sí misma, y, en adición a eso, los inmigrantes fluyen hacia ella desde todo el mundo, conquistando partes de ella.

Hoy, existe gracias al pasado, gracias a muchas décadas de desarrollo después de la segunda guerra mundial. Pienso que si escudriñan esta situación, señalan los puntos importantes, y la describen correctamente, ustedes pueden volverse un trampolín para llevar a los europeos a una buena conmoción.

Yo me he reunido con los líderes de la Unión Europea. No tienen ningún plan para el futuro; el futuro está absolutamente perdido para ellos. El vacío y la falta de fe en el futuro es todo lo que les queda porque no tienen ningún tipo de mecanismo en sus manos para corregir la situación europea actual.

Europa realmente necesita unidad, pero no bajo un solo techo financiero. Esto es lo peor  que alguien puede inventar, entonces nadie lo quiere, pero existe unidad en el anhelo por un futuro común.

Esta unidad no existe ahora, pero, en el futuro, necesitarán llegar a esto. Entonces, habrá posibilidades para que Europa sobreviva y permanezca como un continente fuerte. Ya sean unos Estados Unidos de Europa, que hablen diferentes idiomas con diferentes culturas y entornos, aun así serán unos estados unidos.

Los abordamos y les explicamos cómo hacer esto. Después de todo, en la sabiduría de la Cabalá, existe un método, como está escrito, “El amor cubre todas las transgresiones” (Proverbios 10:12), y necesitamos darle eso a Europa.

Para esto, es necesario elevarse por encima de todas las diferencias y conflictos hasta el punto de rechazar la realidad entre nosotros. Sabemos que entre vecinos, en general, hay desacuerdos, pero si existe un deseo, es posible elevarse por encima de ellos y alcanzar un acuerdo para que nuestro “Concorde” vuele y no caiga.

Pienso que todo debe comenzar de la consolidación entre los grupos, del entendimiento de que este proceso es lo más importante para el continente. Cuando comiencen a ocuparse de la unidad entre los grupos europeos, ustedes sentirán la necesidad de unificarse dentro de cada grupo.

Entonces, realmente comenzarán a trabajar entre ustedes, organizando reuniones, convenciones, y organizando un plan de acción; y después reforzar su grupo en cada nación, deben expandirlo, diseminar, etc.

Después de que el terreno esté dispuesto, será posible organizar una convención grande, seria y verdadera para toda Europa. Considero esto como lo más importante. Sin embargo, una vez más, esto requiere de trabajo en todos los  niveles: cada uno dentro de sí mismo, nosotros dentro de un grupo, nosotros en la diseminación alrededor de un grupo, nosotros en la conexión entre los grupos, y nosotros entre las naciones a una escala continental.

Esto debe hacerse. No vamos a escaparnos de esto.
(140029)
Del Campamento internacional de verano en Bulgaria del 7/11/14, Lección 2

Una cúpula de paz por encima de los hijos

dr.laitmanPregunta: En la era moderna de las comunicaciones universales, las madres están acostumbradas a estar en contacto con sus hijos 24/7. Pero ahora su hijo se va a al ejército y luego al campo de batalla, y de repente su número de teléfono no está disponible durante un período indefinido de tiempo. ¿Cómo puede afrontar una madre esta situación? Ella sabe que su niño está en la guerra, pero ni siquiera puede ponerse en contacto con él.

Respuesta: La única cosa que puede ayudar aquí es la unidad, a través del cual la fuerza real de la Naturaleza viene a nosotros y compensa lo que falta. Sí, el teléfono de su hijo se mantiene apagado durante varios días debido a que está en el frente. Y ahora, al unirse con otros, la madre puede sentir a su pequeño niño, incluso más que durante una conversación telefónica.

¿Cómo? Debido a que se añaden nuevas frecuencias a nuestras sensaciones dentro de la unidad común, nuestras sensaciones y mente se expanden, sustituyendo una conexión telefónica con la verdadera conexión.

¿Qué significa conectarnos o unirnos unos con otros? ¿Qué significa ser como un hombre con un corazón? ¿Si las personas se unen de esta manera, pueden realmente estar separadas por miles de kilómetros entre ellas? No, porque ahora son uno, tienen un corazón, y ya no necesitan los teléfonos para mantener esta conexión.

De la misma manera, si el hijo está en guerra ahora, su madre todavía está con él, ella lo siente en cada momento. Por otro lado, cuando las madres alcancen el estado descrito anteriormente, no habrá más guerra, puesto que todos estarán unidos y la vida será pacífica.

Por lo tanto, en primer lugar la madre debe asistir a nuestro taller, a un lugar donde las personas se sienten juntas en un círculo y se unan, donde junto con ellas, ella genere activamente la fuerza de la unidad de toda la nación de Israel. El trabajar para lograr la unidad entre todos es la mejor protección que una madre puede ofrecerle a su hijo.

Ella convence a otros, “Sentémonos juntos, unámonos, averigüemos lo bien que nos sentimos en esta unidad, qué tipo de fuerza despertamos con esto, la fuerza de la unidad inculcado en la Naturaleza. Nos convertimos no sólo en una nación, como todo el mundo, sino en la nación de Israel. Entonces hagamos esto, no sólo en tiempos de guerra, sino todo el tiempo. Organicémonos para que esta conexión mutua esté siempre presente entre nosotros y pase de nosotros a todas las naciones. Esto es, de hecho, lo que esperan de nosotros”.

En esencia, es la única posibilidad que tiene una madre para proteger a sus hijos en el frente. Al hacer esto, ella despierta la Luz que puede entrar en las vasijas. La Luz es la fuerza de unidad oculta dentro de la naturaleza, que es un solo mecanismo. Es la fuerza que une, llena, y lo desarrolla todo, la fuerza que contiene dentro todas las fuerzas particulares. Es llamada la Luz, el Creador, o el superior, todos esencialmente significa lo mismo. Y la fuerza se expresa en el buen sentido, si nos hacemos idéntico a ella: ella es una, y nosotros también tenemos que ser uno.

Este es el origen de la regla, “como un hombre con un corazón”. Si la seguimos, esta fuerza nos llenará y nos mantendrá en el estado de bienestar, similar a ella. Y por el contrario, cuando nos dividimos y no permitimos que more en nosotros y nos llene, surgen todo tipo de problemas, incluyendo guerras y otros desastres.

Además, lo queramos o no, estamos conectados con toda la humanidad y estamos en el centro de ella. Por lo tanto, cuando nos unimos, esta fuerza se propaga desde nosotros al mundo entero. Entonces las naciones no tienen más remedio que ser amables con nosotros. Por otro lado, si no nos unimos entre nosotros, la fuerza de la unidad no llega a la humanidad, entonces nos culpan de sus problemas. Y tienen razón de hacerlo.

Hemos afrontado esta condición durante varios miles de años, desde los tiempos de Abraham y Moisés, hasta hoy en día. Todos los cabalistas de todas las generaciones han hablado de una sola cosa: La nación de Israel debe unirse.

La persona que se une a una discusión en una mesa redonda puede sentir de inmediato la fuerza que se esconde dentro de la unidad. Sólo tenemos que unirnos por medio de reglas que realmente nos permitan acercarnos unos a otros: La discusión tiene que realizarse sin argumentos ni objeciones, todos son igual, nadie es superior o inferior a los demás, todos se apoyan unos a otros, todos son amistosos hacia los demás, y nadie discute o desafía a aquel que está hablando. Todos juntos se esfuerzan por alcanzar la unidad, escuchar y sentir a cada persona para que el deseo unificado común, el pensamiento único o idea sea ratificado en el centro del círculo.

Entonces, después de una hora, descubrimos realmente que esta fuerza está presente entre nosotros, adicionando un nuevo espíritu, un nuevo estado, renovando nuestra mente y sensación, y permitiéndonos ver la vida de una manera nueva.

Después de todo, al desarrollar este enfoque, sentiremos nuestra conexión con todas las naciones, con toda la naturaleza. Nos volveremos los amos de todo el mecanismo en el que estamos y revelaremos cómo, por qué y para qué estamos vivos en el mundo. Finalmente ganaremos control sobre nuestras vidas. De lo contrario, tal como están las cosas, hemos perdido todo propósito y deseo de vida.

Una madre pasa a través de todo esto en los debates de mesa redonda, que despiertan una fuerza especial de unidad, la Luz. Y debido a que su hijo está conectado con ella, él también se convierte en objeto de influencia de esta fuerza, que lo protege, convirtiéndose en una “cúpula de paz” para él. Una sensación de calidez y confianza llegan a él para que nada malo pueda acontecerle.

Así es como trabaja la fuerza universal de la naturaleza, y no puede ser de otra manera. Incluso si ustedes terminaron en la guarida de un león, salen sin haber sido tocados porque esta fuerza une, “vuelve amigos” a todos en los niveles inanimado, vegetativo, animado, y humano. Entonces nadie puede tocarlos y nada malo puede pasarles. Esto es lo único que tenemos que añadir entre nosotros, entonces no vamos a tener de qué preocuparnos por nada más. Incluso si Gaza está lleno de túneles, ustedes no tendrán que preocuparse, nadie los utilizará. Ellos no podrán y no tendrán el deseo de hacerlo.

Pregunta: ¿Está usted diciendo que las madres de los soldados necesitan creer en Dios?

Respuesta: Dios es la naturaleza, y la naturaleza es una fuerza única que nos gobierna. Ella produjo el Big Bang, y está guiando el proceso de evolución. Todas las leyes y fuerzas del universo están incluidas en esa fuerza. Pero en vez de creer en ella, tenemos que revelarla, alcanzarla, y trabajar con ella.

Para eso necesitamos la sabiduría de la Cabalá. Con su ayuda, nos volvemos los científicos que descubren y utilizan las leyes de la Naturaleza.

Pregunta: Entonces, ¿cualquier madre puede activar esta “defensa” para su hijo, incluso una madre que no crea en nada?

Respuesta: Por supuesto. Por otra parte, no importa a qué nación pertenezca. Musulmanes, cristianos y judíos pueden sentarse juntos en una mesa redonda, junto con ateos empedernidos, y nada de eso interferirá con la unidad. Lo más importante es lograr estar juntos y seguir las reglas. De esta forma influirá el entorno en todas las personas y todos se incluirán en él con el único propósito de revelar la fuerza de unidad entre ellos y desde ese momento, apuntar sus esfuerzos hacia el bienestar del mundo.

Esta será la mejor protección, y no sólo para los hijos, sino para toda la humanidad, permitiéndole caminar hacia una meta maravillosa, hacia la paz y la perfección.

Así es como abriremos un nuevo mundo. La fuerza de unidad nos permite ver nuestro mundo por dentro y por fuera, mostrándonos claramente cómo reorganizar nuestras vidas. Una madre que participa en un círculo comienza a usar este poder, a controlarlo y a trabajar con él.

Esto también es cierto para las familias cuyos hijos han caído en la batalla.

No hay otra manera. No hay otra fuente de apoyo además de esta fuerza única que se encuentra por encima de nuestra naturaleza, tiempo y cuerpos. Se trata de una fuerza eterna, y cuando influye en nosotros, descubrimos de repente que no hay tal cosa como la fragilidad y la muerte, que nuestros hijos están vivos, aunque sus cuerpos hayan muerto.

Ustedes se elevan a una dimensión diferente y sienten que nada desaparece, que todo permanece dentro de nosotros. Dentro de la unidad sentimos todas las almas que están fusionadas con nosotros en uno. Al final del día, una madre puede sentir realmente a su hijo, aunque esté a miles de kilómetros de distancia. Y si nos unimos, esta conexión se expresa aún más fuertemente, dando lugar a todas las generaciones, pasado y presente, surgiendo en nuestra percepción de forma simultánea. El tiempo no tiene poder, incluso la ciencia moderna confirma cuán efímera es esta noción.

Pregunta: ¿Una madre israelí tiene la capacidad de hacer que esta guerra sea la última?

Respuesta: Si. Una mujer es capaz de cualquier cosa, y una madre más que nadie, sobre todo hoy, cuando las masas de gente que salen a la calle pueden ganar el favor del gobierno. Si las madres piden por unanimidad la unidad y la educación integral de la nación, entonces, mediante la unión de nuestros corazones, ganaremos la guerra, una guerra en la que no estamos luchando contra Hamas, sino contra nuestro propio egoísmo.

Mediante la unión por encima del egoísmo, elevamos a Israel y al mundo entero junto con nosotros a un nivel diferente de existencia. Y todo esto sucede por el poder del amor de una madre.
(140166 )
Del Kab.TV “Una nueva vida. Las madres de los soldados” del 7/23/14