Dejando un espacio para el Creador

Debemos intentar atribuir todo lo que nos llega —todo lo que sentimos, lo que se despierta en la mente y en el corazón, todo nuestro mundo alrededor —a una única fuerza, aparte de la cual no hay nada más.  

Todo proviene de esta fuerza buena y benevolente, con el único propósito de que conectemos todo lo que sucede a esta única fuerza y, al hacerlo, lo revelemos a Él.

Si atribuimos todo a una sola fuerza superior, entonces dejamos de controlar nuestras acciones, pensamientos y deseos, ya que todos nuestros pensamientos y deseos, todos nuestros esfuerzos, están dirigidos sólo a la anulación de nosotros mismos, dejando un espacio para “no hay nada más aparte de Él”.

Y entonces lo revelamos a Él, en el deseo de otorgamiento, en nuevos órganos sensoriales, en las cualidades de Biná. Así que, incluso aunque no tengamos una camisa, no la necesitamos, sólo la autoanulación que nos permita revelar al Creador.
[223910]
De la 1a parte de la lección diaria de Cabalá, Escritos de Rabash, ¿Por qué necesitamos ‘Medita en tu corazón’ que el Señor, Él es Dios, en el trabajo?” 26/mar/18

Material relacionado:
No existe nadie más aparte de Él: El coqueteo de los amantes
Un detector para sentir al Creador
Viendo la unicidad del Creador

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta