entradas en '' categoría

Purim: en el calendario y en el corazón

Los símbolos de la fiesta de Purim son el ocultamiento y la costumbre de disfrazarse con trajes de fiesta y usar máscaras. ¿De dónde viene la costumbre de usar máscaras en Purim? El personaje principal de Purim es la reina Ester, que simboliza el reino (Maljut), el sistema que controla el universo. Este reino se llama «Ester» y quiere decir, ocultamiento.

De hecho, en nuestro tiempo, vemos que todo está oculto. No sabemos quién nos controla, desconocemos que existe un programa en la naturaleza que controla nuestra vida. Estamos en un campo donde la fuerza superior se manifiesta en muchas fuerzas diferentes, en la forma de una enorme red que controla y gobierna el mundo.

Recientemente y poco a poco, la ciencia ha comenzado a descubrir que todo en la naturaleza está interconectado y que el mundo es un sistema cerrado e integral con conexiones globales. Percibimos sólo una pequeña parte de la realidad. Y no hablamos de la energía oscura y desconocida del universo, sino de una realidad totalmente oculta, que ni siquiera podemos imaginar. Todo nuestro mundo está en total ocultamiento.

La naturaleza inanimada, vegetal y animal es controlada por sus instintos y no hace preguntas. Pero, el hombre debe entender por qué vive. Si no encuentra respuesta a esa pregunta, se siente muy limitado y decepcionado de la vida y no sabe qué hacer consigo mismo. Su cuerpo animal sigue su vida normal, da a luz a sus descendientes, pero se siente miserable.

El hombre siente que hay cierto ocultamiento -un sistema, Maljut- que nos controla de forma oculta, como si fuera la gran reina Ester. Ester no aparece como mujer, sino como un reino entero que nos controla para que no entendamos a dónde vamos ni qué hacemos.

El pueblo de Israel ha enfrentado el estado de Purim muchas veces a lo largo de la historia, es decir, ha estado bajo amenaza de destrucción. Esa amenaza viene a despertarnos, para recordarnos nuestra misión, para que no vivamos como las otras 127 naciones de las que habla Meguilat Ester.

Tenemos que revelar a Ester, debemos pasar del ocultamiento a la revelación. Las naciones con las que vivimos actúan para que despertemos y cumplamos nuestra misión. Con bondad es imposible despertar a la gente, a su deseo egoísta y lograr que piense en la vida espiritual. Los judíos tratan de olvidar su misión. Se adentran en los valores corporales, luchan por logros en ciencia, cultura y especialmente, en dinero y poder.

Para despertarnos, aparecen el rey Asuero y su ayudante Amán. De hecho, no entienden lo que hacen porque hay otro Rey por encima de Asuero, está totalmente oculto, pero Él determina todo para llevar a la humanidad al logro del Creador. Esto sólo es posible a través de los judíos, porque tienen un secreto oculto, un gen espiritual que les permite hacerlo.1

Amán es el deseo egoísta que no se puede corregir, solo se puede destruir. Amán y sus diez hijos son el sistema maligno imposible de corregir, que se opone al gobierno de la fuerza superior, al deseo de otorgar y amar a otro como a sÍ mismo. Amán no está de acuerdo; por eso, debemos matar este tipo de inclinación dentro de nosotros.2

El enorme deseo egoísta, Amán, se prepara para matar a todos, tanto a Mardoqueo como al Rey Asuero y así, gobernar todo el reino. Este enorme ego no sabe cooperar con otras fuerzas, busca el control total. Igual, en nuestro tiempo, Amán se revela en todas partes: en religión, en creencia y en los gobiernos cuando dicen que ellos gobiernan el mundo.

Pero Meguilat Ester nos dice que por orden del rey, Amán es ahorcado en el árbol preparado para la ejecución del Mardoqueo y la ciudad de Shushan celebra su libertad. Así, logramos que no haya más mal en el mundo porque lo destruimos y cancelamos.

En esencia, Megilat Ester nos dice que la humanidad revela el mal en el mundo y entiende que es necesario destruir el ego humano, el deseo de recibir en bien propio. Así llegamos a un estado totalmente bueno, al fin de la corrección, cuando no queda nada malo en el mundo. La fiesta de Purim es dedicada a esto, nos regocijamos y bebemos hasta que «… no distinguimos al maldito Amán del bendito Mardoqueo» porque ya no hay Amán en el mundo ni hay necesidad de temerle al ego.3

El malvado Amán se esconde dentro de cada uno y dentro de todas las naciones, porque es el deseo egoísta de controlar a los demás. Si logramos salir del mal, alejarnos de él, nos acercamos a la revelación del bien, al sistema superior que nos controla. Sin el mal, es imposible revelar el bien ni siquiera acercarse a él. El mal existe precisamente para que podamos sentir la necesidad del bien, para guiarnos hacia la bondad.

Debemos revelar el mal del ego en cada uno, en cada país, en el mundo y con la sabiduría de Mardoqueo, Ester y Asuero, actuar contra Amán, asegurarnos de que esa fuerza malvada desaparezca del mundo. Es lo que necesitamos aprender de Meguilat Ester y espero que lo logremos.

De Kabtv “Nueva Vida #1094 – Ocultación y revelación de Purim” 14/mar/19
1 minuto 00:00
2 minuto 15:20
3 minuto 19:00
4 minuto 22:50

Material relacionado:
La luminosa festividad de purim
Una Nueva vida 528 – la fiesta de purim
Purim:la última corrección

Acepta que todo viene de arriba

Subyugarse es aceptar que todo viene de arriba y tratar siempre de identificar que no hay nada más que el Creador. Así, veremos que el Creador es bueno y hace el bien, esa ya es la siguiente etapa. Necesitamos dos correcciones para pasar a la etapa del embrión espiritual.

La base del trabajo interno es en la decena: en su construcción y sensación y en la conexión con los amigos. Individualmente no trabajamos con el Creador. Sería un error muy grande y grave permanecer desconectado del Creador, usar a la decena de forma egoísta, sin pensar en la conexión y así, esperar tener conexión con el Creador.

Sin embargo, si entiendo que mi conexión con el Creador y Su conexión conmigo sólo está en la decena, entonces nos conectamos en un todo; yo, la decena y la fuerza superior son como Israel, la Torá y el Creador, que son uno.1

Pasar de Lo Lishmá, de donde venimos, a Lishmá, es que, en cualquier lugar, en cualquier estado y en todo lo que piensas, ves, sientes y tratas de ubicar al Creador como la fuente única de todo lo que sucede. Esto también se llama Lo Lishmá, porque le da al hombre un sentimiento bueno, consuelo y alegría, pues depende del Creador y no de sus enemigos ni de los que lo odian ni del azar ciego.

Todo lo que vemos en la naturaleza inanimada, vegetal, animal y del hombre es influencia del Creador y nada más. Por lo tanto, eres feliz al estar bajo el gobierno correcto que busca llevarte a la corrección final. Siempre te aferras al Creador, como el bebé se aferra a su madre.

En la medida de lo posible, en ningún momento, abandonas al Creador como la causa de todo lo que sucede y, te siente bien. Este estado se llama «Lo Lishmá» porque aún hay interés propio: te ayuda a sentirte bien.

Sin embargo, si deseas estar conectada al Creador, sin beneficio personal, sin importar si tus sentimientos son agradables o desagradables, entonces buscas pasar al estado de Lishmá. En este estado, elevas tanto la grandeza del Creador que deja totalmente de pensar en ti mismo. No te importa cómo te sientes, lo principal es decidir que el Creador es la fuente de la realidad, por lo tanto, Le das satisfacción sin ninguna consideración para ti mismo. Esto significa que de Lo Lishmá llegas a Lishmá.2

De la 1a parte de la lección diaria de Cabalá 12/mar/19, Rendición (subyugación).
1 minuto 1:40
2 minuto 7:00

Material relacionado:
Rendición, división, mitigación
La paciencia es la cualidad más importante
Orgullo humillante y gran auto anulación

¿Cómo puedes sostenerte en el camino?

Baal HaSulam, Shamati, artículo 187, Eligiendo el trabajo: Se considera una prueba cuando uno no puede decidirse por uno de los caminos. Viene a ser cuando uno no puede determinar la voluntad del Creador ni la voluntad de su maestro.

Aunque uno pueda trabajar con devoción, uno es incapaz de determinar si el trabajo al que se volcó con devoción es apropiado o no, si este arduo trabajo va en contra del parecer de su maestro y en contra del parecer del Creador.

Pregunta: ¿Se puede ver de alguna manera si estoy trabajando correctamente?

Respuesta: No, porque sería tu recompensa egoísta. Si realmente estás comprometido en otorgar, no tiene ninguna importante para ti la consecuencia de tus acciones. Sólo quieres saber si lo haces correctamente.

No hay nada que puedas hacer al respecto. Este es un sistema serio. Si quieres estar en otorgamiento, debes elevarte por encima de ti mismo y salir de ti mismo. Se te da esa oportunidad. Si no, quédate como estás.

Puedes simplemente aprender Cabalá. Es fuente de conocimiento, es un método que explica historia, geografía y la interacción del hombre en el mundo, el presente e incluso, el futuro.

Me gustaría que todo el mundo adquiera los conocimientos que se pueden aprender de Cabalá, incluso sin involucrarse en el mejoramiento espiritual, sino simplemente estudiarlo como cualquier otra ciencia.

Pregunta: Si no tenemos evidencia de avanzar correctamente, entonces, ¿cómo nos sostenemos?

Respuesta: En nada, en el aire, en el Creador.

Sólo en el grupo, cuando te conectas con los amigos, trabajas para ellos y ellos para ti, recibes lo que se llama Arvut (garantía mutua) y de ahí puedes aferrarte.
[242206]
De la lección de Cabalá en ruso 25/nov/18

Material relacionado:
Un camino sin señales
El pago por ser leal
Bendigan la ocultación

Nueva Vida #183 – Ley y justicia

Nueva Vida #183 – Ley y justicia
Dr. Michael Laitman en conversación con Oren Levi y Nitza Mazoz

Resumen

Educación y cultura están diseñadas para llevarnos al equilibrio con las leyes de la naturaleza, al estado más seguro y cómodo. Cada uno tiene que ser juez para sí mismo, conocerse y corregirse a sí mismo. El sistema legal judío solía operar de acuerdo con una ley: la ley de la naturaleza o Dios. La meta de las leyes integrales es lograr equilibrio entre los niveles de la realidad; inanimado, vegetal, animal y hablante. Los jueces deben emerger de sí mismos y conocer las reglas del sistema integral para poder llevar a otros al equilibrio. Necesitamos un sistema integral socioeducativo que enseñe a otros a criticarse y corregirse, para lograr paz y verdad en la sociedad.
[160326]
De Kabtv «Nueva Vida #183 – Ley y justicia» 19/may/13

Lección diaria de Cabalá – 29/mar/19

Preparación para la lección
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Escritos de Baal Hasulam “Prefacio a la Sabiduría de la Cabalá”
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Lección sobre: “Construyendo la sociedad futura”
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora