El calendario, nuestra agenda de vida

Pregunta: ¿Qué es año nuevo para el cabalista?

Respuesta: Año nuevo es una nueva aventura. “Año” en hebreo es “Shaná”, de la palabra “Leshanen” (repetir).

Se repiten las cuatro estaciones que cambian en cada vuelta de la Tierra alrededor del Sol y otros ciclos del calendario que se basan en las diez Sefirot del Partzuf espiritual y su división.

Por ejemplo, las 4 etapas del Partzuf, multiplicadas por 3 líneas, es igual a 12. Por lo tanto, el año se divide en 12 meses, el día en 12 horas de día (Luz de Jasadim) y 12 horas de noche (Luz de Jojmá).  

La división en 6 partes de ZA (Zeir Anpin), multiplicada por 10, es igual a 60. Por lo tanto, hay 60 segundos en un minuto y 60 minutos en una hora.

Además, hay un año bisiesto, en el que hay 13 meses. Hay un año especial, el 7 y otro año especial, el 50.

Todo está construido en correspondencia con las fases del Sol, la Luna, la Tierra y sus cambios mutuos.

Un calendario es la agenda de nuestra vida. Si se mide sólo respecto al Sol o a la Luna, no se reflejan todas las características de nuestra existencia – su estructura – y no representan claramente nuestra vida. Por lo tanto, mientras que el calendario cristiano está hecho con base en el ciclo solar y el calendario musulmán con base en el ciclo lunar, el calendario judío se basa en la rotación del Sol, la Luna y la Tierra.

Los tres tipos de calendarios corresponden a las tres líneas: izquierda, derecha y media. La línea izquierda es el calendario cristiano, la línea derecha es el musulmán y la línea media, es el calendario judío, que incluye el sol, la luna y la Tierra.

Por lo tanto, el calendario judío es el más preciso. Fue calculado hace miles de años, en la antigua Babilonia y luego probado y confirmado hace 2,200 años por Rabí Yehuda Ha-Nasí. Desde entonces, no ha cambiado.

Esto es, las fiestas judías nunca se mueven al verano o al invierno como lo hacen los musulmanes. Tampoco hay problema con los años, como con los cristianos. En el calendario judío, la línea media se mantiene, siempre es estable.

De este modo, todo sucede conforme a la división en diez Sefirot: Kéter, Jojmá, Biná, Zeir Anpin y Maljut. Así es la forma en que la correspondencia entre los planetas está arreglada en la naturaleza y así trabaja.
[243026]
De la lección de Cabalá en ruso, 30/dic/18

Material relacionado:
Las fechas de los estados
La lluvia temprana y la lluvia tardía
La primera estación en el camino a la corrección: Rosh HaShaná

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: