Abre el camino hacia el Creador

Las leyes de la perfección deben operar en la decena, la HaVaYáH: igualdad, integración mutua, otorgamiento mutuo, anulación entre sí. Es muy importante construir relaciones de igualdad en la decena en todas las formas posibles. Todas las diferencias que vemos hoy entre nosotros, distinguiendo a algunos como más exitosos, más inteligentes, más rápidos, de hecho, no significan nada. Como está escrito: «Tienen ojos pero no ven». Puedo decir esto desde mi propia experiencia.

Las personas que difícilmente pueden percibir una palabra asociada con el trabajo espiritual, pero, al mismo tiempo, hacen esfuerzos constantes para continuar a toda costa logrando el mayor éxito. Se elevarán por encima de todos, no de aquellos que recibieron habilidades excepcionales desde arriba: un alto intelecto, inteligencia y sensibilidad. Estos atributos corporales no ayudan a entrar en la espiritualidad, sino que, por el contrario, se interponen en el camino. Hay historias sobre cómo lloraban los discípulos, suplicándole al Creador que les quitara sus talentos naturales y los rebajara a un nivel ordinario.

Por lo tanto, con comprensión, debemos relacionarnos con los amigos que tienen dificultades para sentarse en la decena, estudiar y asociar una palabra con otra para comprender el material. Al final, estas personas tendrán éxito en la espiritualidad más que otras; esto sólo tomará más tiempo y esfuerzo. Por lo tanto, no podemos descuidar ni renunciar a ningún amigo porque él no comprende nada. Si el Creador trajo a alguien al grupo, debemos cuidarnos de que sea tratado de la misma manera que todos los demás.

No puede haber abandono ni preferencia hacia nadie de la decena; todos deben ser absolutamente iguales, no solo externamente, formalmente, sino que realmente debo sentir que percibo a todos de esta manera. Las dificultades en la comprensión no se relacionan con la espiritualidad. No es un examen.

Construir la igualdad en la decena es aún más importante que desarrollar una deficiencia para la revelación del Creador. Si no hay igualdad, entonces la deficiencia para el Creador también se distorsiona porque nos dirigiremos a Él desde un Kli imperfecto.1

No debemos descuidar a ningún amigo en la decena. El corazón debe doler por todos los que no vienen. Debemos orar por él y trabajar en esto, sintiendo que todo depende de nosotros.2

La igualdad entre los amigos en la decena se construye por el hecho de que compensa mi actitud. Uno parece más inteligente, el otro más devoto, el tercero es ingenioso, el cuarto astuto, y tengo que completar mi percepción de todos para que todos sean perfectos.

Cada un es la perfección en sí mismo, no hay nada que agregar, así es como debería percibir a los amigos. De esta manera, me corrijo para no ver ningún defecto en ellos. Traigo a todos a un nivel general y se convierten en diez perfectos para mí, elevados y corregidos a mis ojos. Cuanto más me integro en la decena, más profundo me adentro en el Creador, que está en los amigos. Después de todo, es el Creador quien los desarrolla y apoya.

Al conectar a los amigos en un nivel igual, abro el camino hacia el Creador para mí, para su revelación. La decena es como la vista de un arma a través de la cual veo al Creador, o como binoculares que necesitan ser enfocados.3

En la decena, es necesario invertir toda nuestra fuerza en la unidad y la conexión para que todos se conviertan en uno solo hasta el punto que quede claro que esta, la conexión entre nosotros, es el Creador, no el grupo, no simplemente una conexión. Al penetrar más profundamente en el interior, comenzaremos a sentir la esencia de nuestra conexión, y esta será el Creador. No hay otra manera.

Hay personas para las que es muy difícil escuchar esto, pero es específicamente porque tienen un alma muy elevada y esto aún está lejos de ellas. Podría tomar otros diez años de persistencia y esfuerzo, pero luego lograrán más que nadie. Por lo tanto, no debe haber ninguna diferencia para nosotros en la forma en que uno percibe y comprende. Se dice que “uno no aprende con la mente” sino a través de la igualdad. Quién puede percibir a todos como iguales y a sí mismo como el más pequeño de todos, como el único que necesita corrección, está en el camino correcto.4
De la primera parte de la lección diaria de Cabalá 27/jun/19, “Deficiencia por la grandeza del Creador”
1 Minuto 16:00
2 Minuto 1:22:30
3 Minuto 1:23:00
4 Minuto 1:35:00

Material relacionado:
La igualdad es un regalo de Arriba
Para no perder el camino
Todas las piezas son necesarias para el avance

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta