La diferencia entre la naturaleza masculina y femenina

Pregunta: Mi esposa también estudia Cabalá, y puedo decir con confianza que observamos la espiritualidad en formas completamente diferentes, como si fuéramos de planetas diferentes ¿Cuál es el método de unificación en las decenas femeninas y masculinas y cuál debe ser el esfuerzo de uno hacia otro? 

Respuesta: Pienso que es necesario proceder como es. 

Me gustaría sólo una cosa: que las mujeres no imitaran todo lo que hacen los hombres. Incluso cuando se trata de una decena de mujeres, no deben intentar hacer lo mismo que los hombres, sino simplemente involucrarse en el apoyo mutuo  tanto como puedan. 

Aun así, Maljut y Kéter son dos propiedades opuestas de la creación, por lo tanto, el mismo método no puede ser usado con éxito en ambos. Después de todo, vemos en nuestro mundo cómo las mujeres son diferentes en todo. 

El hecho de que hoy en día están intentando hacer de forma artificial a hombres y mujeres absolutamente equivalentes- no digo “iguales” sino “equivalentes”- esto, por supuesto, está completamente equivocado. No tomamos en cuenta nuestra estructura interna, nuestra psicología, forma de pensar, en general, todo lo que está dentro de un hombre y dentro de una mujer. 

Creemos que al destruir las diferencias, nos volveremos iguales y nos parecerá un gran progreso. Esto no es progreso. 

Cuando intentamos destruir la naturaleza y sus manifestaciones naturales, esto siempre termina en grandes pérdidas. Ya vemos esto en la generación más joven. Pasará algún tiempo, todo será revelado, y la humanidad, como es costumbre, tropezará con sus propios errores para de alguna manera dar marcha atrás. 

En Cabalá, está absolutamente claro que  la diferencia entre la naturaleza masculina y femenina debe manifestarse naturalmente en nuestro avance. 

La Torá no describe la historia de las personas, sino nuestro camino, la encarnación de la luz superior en el ego en una cierta etapa de su desarrollo. 

Pasamos por las mismas etapas en nuestro movimiento espiritual. Por ejemplo, el camino del cautiverio en Egipto es la existencia dentro de nuestro egoísmo, la salida de éste, etc. Existe una diferencia entre los movimientos masculino y femenino en todos los lugares, aún cuando van en paralelo. No vemos el reemplazo de uno por el otro o la igualdad en ningún lugar. 

No somos iguales. No hay nada que podamos hacer al respecto. Es innecesario. Al contrario, debemos explorar más la diferencia entre nosotros de manera que cada uno pueda realizar al máximo su misión en la naturaleza que le es entregada. 

Más importante, no copiar lo que los hombres tienen y no hacer lo mismo porque incluso esto es alcanzado con dificultad, de forma artificial. Es necesario abordar todo de forma mucho más sabia.
[253380]
De Kabtv “Fundamentos de Cabalá” 13/feb/19

Material relacionado:
Un hombre y una mujer como rasgos de la naturaleza
La raíz de la diferencia entre hombre y mujer
Respecto a hombres, mujeres y almas corregidas

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: