¿Por qué parece que todo el mundo está protestando en este momento? (Quora)

Michael Laitman, en Quora: “¿Por qué parece que todos en el mundo están protestando en este momento? Hong Kong, Líbano, Chile y muchos otros están en las noticias por protestas serias, generalizadas y a menudo violentas ¿por qué ahora

Para empezar, la mayor parte del mundo está entrando en invierno y siempre hay más enfermedades, depresión y problemas con las condiciones de vida y los suministros en invierno, que en verano. Se siente en todas las familias y en las pequeñas empresas.

Aparte, con el creciente enredo de amenazas existenciales, ya sean ataques cibernéticos, armas biológicas, inteligencia artificial, cambio climático y guerra nuclear, por nombrar algunos, es sorprendente que nada haya desencadenado una reacción en cadena de devastación masiva alrededor del mundo.

¿Quizás esta situación tan crítica pueda mostrarnos que hay una inteligencia superior que nos sostiene en todo lo positivo y lo negativo, que desea enseñarnos a relacionarnos con la vida?

No podemos decir que de alguna manera sobrevivimos y seguimos avanzando por la vida de acuerdo con nuestra propia inteligencia. Si fuera sólo por nosotros, nos habríamos acabado hace mucho tiempo.

La humanidad tiene problemas para comprender que la mayoría de sus productos van más allá sus necesidades reales. Vivimos en un juego en el que un jugador tiene ganancias de otro jugador que compra y quiere todo tipo de cosas innecesarias.

¿Por qué estamos de acuerdo en vivir así?

Porque así tenemos la sensación falsa de disfrutar, pero no obtendremos nada. En otras palabras, la naturaleza humana constantemente exige placer, pero los placeres que recibimos se disipan y siempre nos quedamos más y más vacíos.

Mientras tanto, se nos da tiempo para comprender dónde estamos, quiénes somos, cómo funciona la naturaleza y cómo podemos alcanzar armonía y equilibrio entre la sociedad humana y la naturaleza.

Es probable que las protestas actuales se disipen en algún momento y luego se espera que vuelvan a encenderse. Sin embargo, en general, podemos esperar muchas más protestas en el futuro, porque la vida sigue siendo cada vez más difícil.

Estamos siendo arrinconados por todos lados, para que finalmente entendamos que nuestra vida requiere una transformación fundamental.

Pero, ¿dónde está la solución? Seguirán estallando protestas y disturbios, gobiernos y líderes serán reemplazados uno tras otro. Esto sólo servirá para mostrarnos que nada puede resolver el rompecabezas, cada vez más complejo, de nuestro tiempo.

Por otra parte, soy muy optimista acerca de esta situación.

Soy optimista, porque una red de complicaciones tan intensa, servirá para llevarnos a tener conciencia de que nuestra naturaleza egoísta es la que está detrás de todos los problemas, de que nuestra naturaleza es básicamente malvada y negativa.

En otras palabras, gradualmente somos guiados a diagnosticar, de forma correcta, que lo que está mal es la condición humana: que la naturaleza humana egoísta, que sólo quiere tener placer para su beneficio, es la causa de todos nuestros problemas.

Una vez que comprendamos todos esa causa común de nuestros problemas, podremos comenzar a solucionarlos.

Cuando logremos esa conciencia, nos daremos cuenta de que no hay persona ni líder ni gente buena o mala ni orientación política de derecha o izquierda a las que culpar. Sólo existe nuestra naturaleza egoísta, que habita furtivamente dentro de nosotros.

¿Cómo podemos corregir la naturaleza humana, si es la causa de todos nuestros problemas?

No podemos. O al menos, no podemos corregir la naturaleza humana directamente.

Para corregir la naturaleza humana, debemos exigir a los que poseen el método para la corrección del ego, que lo implementen y al hacerlo, se corrijan ellos mismos y al mundo.

¿Quienes son ellos? ¿quién tiene la solución para la red cada vez más compleja de problemas a escala personal, social, económica, ecológica y global, que enfrentamos?

Sólo los judíos.

Parece que las protestas en Hong Kong, Líbano y Chile no tienen conexión con los judíos. Sin embargo, sólo parece así por ahora. Pronto veremos la conexión.

La gente aún siente que puede arreglar algo con protestas. Sin embargo, pronto se hará evidente que con protestas no se soluciona nada, sólo corrigiendo la naturaleza humana, un proceso del que el pueblo judío tiene la capacidad de ser pionero. En pocas palabras, la corrección de la naturaleza humana por parte de los judíos estableciendo relaciones positivas, se extenderá a todas las naciones y provocará la corrección requerida del ego humano. Por lo tanto, sólo necesitamos exigir esa corrección de los judíos.

Veo que estamos en una situación excelente. El mundo está cerca de ser consciente de que la verdadera causa detrás de todos sus problemas, es la naturaleza humana egoísta y de que su tratamiento es el método de corrección, que los judíos deben implementar, para experimentar un cambio importante y una existencia armoniosa.

Para obtener más información sobre la misión de los judíos, recomiendo leer mi artículo publicado en The New York Times, «¿Quién eres tú, pueblo de Israel

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta