entradas en '' categoría

Unirse en un nivel más interno

Antes de que podamos preguntar, la pregunta desciende desde arriba y entra en nuestra mente y sensaciones. Sólo entonces la sentimos y procedemos a preguntar. El Creador nos responde a través de libros y maestros. 

Somos completamente controlados desde arriba y todo lo que nos queda por hacer es anularnos. Sólo al anularnos podemos sentir que hicimos algo nosotros mismos y no sólo recibimos del Creador. El anulamiento implica nuestra participación, nuestro libre albedrío. Podríamos no saber cómo hacerlo ni qué hacer, pero con fé por encima del conocimiento elegimos ser parte de una zona neutral por encima de la razón. Si no fuera por esta diminuta, pero muy importante parte, no existiríamos como creación sino que seríamos similares a la naturaleza inanimada, vegetal y animal.1

En este mundo se nos dan amigos, la decena, el maestro y el método. Todo junto es llamado mi maestro, es decir aquello que me enlaza con la meta de la creación, el propósito de mi vida. 

El concepto de maestro incluye lo siguiente: 

  • Una persona que estudió más tiempo que yo
  • Un grupo de amigos con el que avanzo,
  • Un método que nos trasmite el maestro,
  • Los libros que llegaron a nuestros días a través de muchas generaciones, 
  • El Creador a quien aspiramos en nuestra conexión con los libros y con el maestro. 

Todo esto se combina en uno, de manera que al relacionarme de la manera correcta y acumular cierta cantidad de acciones, llegaré a un resultado palpable. 

Debo anularme ante el Creador con el fin de avanzar. Esto es cuando el maestro me ayuda a dirigirme no hacia sí mismo, sino hacia el Creador, así como el grupo que me dirige no hacia el grupo, sino hacia el Creador. Por lo tanto, “Israel, la Torá y el Creador” me dirigen hacia la fuerza superior. Puedo anularme ante al Creador al anularme ante el maestro y el grupo que me dirigen hacia Él.2 

El maestro consiste en dos partes:

  1. Un hombre de este mundo,
  2. El componente espiritual. 

No importa qué imagen humana representa el maestro para nosotros en este mundo, porque todo depende de la sociedad en la que vive y en su cultura. Todos somos producto del entorno, no podemos construirnos de forma diferente. Necesitamos descontar nuestra visión y percepción de la imagen exterior de la persona y sólo tomar en cuenta la interior. 

Debemos tratarnos de la misma manera en el grupo y en todo el mundo, considerando sólo las cualidades internas, no las externas. Existen muchas personas de varias culturas y nacionalidades entre nosotros. Durante la lección, en la pantalla observo a España, Perú, el Báltico, Odessa, Plovdiv, Moscú, Kiev y Nueva York… Una multitud de ciudades en nuestras pantallas y por supuesto, son personas con diferente mentalidad, varios estándares y panoramas de la vida. Debemos borrar todo eso de nuestra percepción. 

No veo esas diferencias, sólo veo su conexión con el Creador. Esta es la parte que busco. Tengo que reunir esas conexiones con el Creador a partir de todos, como si estuviera recolectando frutas. Quiero unirme en su conexión con el Creador, porque ya tienen esta conexión o no estarían estudiando conmigo. Tengo que incrementar mi conexión con el Creador al conectarme con esta cualidad en cada amigo. 

Con el fin de lograr esto, son necesarias diez personas. Si existen nueve amigos conmigo como la decena, podemos, de seguro, influir sobre el Creador. Como si tocáramos Su timbre y Él abriera la puerta. Pero bajo la condición de que hay diez de nosotros (Minyan), la mínima cantidad que cuenta. Menos de diez no son tomados en cuenta. En espiritualidad, diez es como uno. Esta es la diferencia entre este mundo y el mundo superior, donde sólo es sentida la conexión entre la decena. 

Aquí es donde no diferimos uno de otro, en ningún lugar del mundo, no hay diferencia para mí si me uno con España, con Almaty, Nueva York, Kiev, St. Petersburgo o Toronto. Lo principal es tener diez personas y entraremos en contacto con el Creador. 

Sin embargo, si no tenemos diez personas, tenemos que buscarlas, debemos despertar a los amigos que se quedaron en casa para la reunión o para participar virtualmente. Esto es lo único que es importante. Hemos construido una red virtual de conexiones en todo el mundo y espero que desarrollemos un mecanismo que nos unirá en un nivel más interno. Con ayuda de esta herramienta regresamos a Babilonia, pero ya en un estado corregido. De parte de nuestra naturaleza la ruptura en Babilonia reina entre nosotros, pero por encima de ello estamos unidos.3
De la lección diaria de Cabalá 10/oct/19, “Día de conmemoración de Baal HaSulam”
1 minuto 18:25
2 minuto 20:33
3 minuto 2:02:09

Material relacionado:
Hasta que todos los amigos esten en mi corazón
Baal HaSulam – El canal para nuestra conexión con el Creador
Por qué necesitamos entender la grandeza y la singularidad de Baal Hasulam

Cómo no ser adorador de ídolos

Pregunta: Hay cierta dualidad: por un lado, unirse con el Creador, por otro lado, conectarse con amigos.

No puedo poner un signo igual entre estos conceptos. Tengo la sensación de que estoy con mis amigos o estoy con el Creador ¿es esto algún tipo de idolatría y al mismo tiempo te lleva allí?

Respuesta: Esto es verdad. De hecho, si tu egoísmo te atrae hacia el Creador, es adoración de ídolos. Al ego le parece que puede tener satisfacción allí. Quiere que te relaciones con el Creador de esta manera: quiero al Creador, amo al Creador, estaré lleno de Él, unirme, hacer todo por Él, nosotros lo lograremos.

Observación: Sí, pero el Creador está en mis amigos, está detrás de ellos, está en esta conexión. Sólo lo entiendo, muy rara vez lo siento.

Mi Comentario: Ese es tu problema.

Pregunta: ¿Podemos resolverlo juntos?

Respuesta: No, sólo resolverás este problema con tu decena y con el Creador. No hay otra manera.

Pregunta: Personalmente, ¿qué necesito agregar a mi decena para que finalmente pueda dejar de centrarme en esa «figura mística»? 

Respuesta: Explícales que el Creador se alcanza sólo dentro de la decena. De lo contrario, no los encontrarás y será adoración de ídolos. Esto se llama «crear un ídolo», una estatua.

Sólo dentro de la decena, sólo en sus relaciones correctas, se manifiesta la imagen general de otorgamiento entre amigos, llamada Creador. Por lo tanto, el Creador dice: «Me has creado». De hecho, con ayuda de nuestra correcta relación mutua, creamos la imagen del Creador. Antes de eso, Él no existe. Por lo tanto, el Creador se llama Boreh: Bo u-Reh (Ven y Ve).
[253613]
Del Congreso en Moldavia «Día uno» 6/sep/19, «Cómo puedo afectar a la sociedad», lección 3

Material relacionado:
No te hagas un ídolo
El método para revelar al Creador

El nombre del Creador significa “Ven y Ve” (Avanzado)

Creando al Creador

Pregunta: ¿Cómo podemos decir que estamos creando al Creador?

Respuesta: Por supuesto, creamos al Creador. Hay una fuerza superior a nuestro alrededor llamada Atzmuto (en Sí mismo). Esto ni siquiera es el Creador, sino simplemente una fuerza superior bajo cuya influencia aparece la creación en el universo, un Kli (vasija), el deseo de recibir.

No tratamos con el propio Atzmuto porque es una fuerza abstracta llamada «la causa raíz», que creó una segunda fuerza. La segunda fuerza es el Creador, la Luz, el deseo de otorgar.

Nosotros, la creación, actualmente estamos totalmente divididos en 600,000 componentes principales, que a su vez se fragmentan aún más en miles de millones de partículas.

Si nos unimos, gradualmente, en la medida de nuestra conexión, comenzamos a sentir al Creador dentro de nosotros. Es decir, «creamos al Creador», lo manifestamos dentro de nosotros. Fuera de nosotros, ni siquiera sabemos si Él existe o no.

Por lo tanto, se trata de crear un sistema de este tipo entre nosotros, que permita que el Creador se manifieste.
[253157]
De Kabtv «Fundamentos de Cabalá», 28/jul/19

Material relacionado:
Crea al Creador dentro de ti
No me creas, averígualo por ti mismo
El método para revelar al Creador

Congreso en Bulgaria «Día dos» – 8/nov/19

Congreso en Bulgaria 2019, “Preparación para la lección 2”
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Congreso en Bulgaria 2019, “Vivir con la carencia de otorgar” lección 2.
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Congreso en Bulgaria 2019, “Preparación para la lección 3”
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Congreso en Bulgaria 2019, “creando la imagen del Creador en la decena” lección 3
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Congreso en Bulgaria 2019, “El beneficio de salir a la decena mundial – Contracción y expansión” lección 4
Video: Reproducir ahora Audio: Reproducir ahora