Extender un hilo desde mi corazón hasta el Creador

Todos necesitan ver cómo pueden despertar a partir de un estado opuesto: encontrar fortaleza, evidencia, preparación interna, para que a partir del estado más distante puedan despertar y acercarse a la espiritualidad, hasta que comiencen a sentirse despiertos y con fortaleza interna, una nueva vida. Lo más importante es la diferencia entre la caída, a partir de la cual comenzamos a despertar el deseo por el Creador en nosotros mismos y a elevarnos, es decir, el inicio del trabajo y su culminación, la habilidad de transferirnos de un polo a otro. 

Esto significa que en cada estado controlamos este punto, nos dirigimos hacia el Creador, nos esforzamos hacia Él, elevando este punto de conexión cada vez más alto. Es desde los estados más distantes e insignificantes, como si estuviéramos completamente desconectados del Creador, que debemos intentar despertar la aspiración en el corazón y la mente, extender un hilo hacia el Creador y al mismo tiempo involucrarnos externamente en todo el trabajo y asuntos necesarios que no están en absoluto relacionados con la espiritualidad.  

Ahora estoy preocupado con pensamientos acerca de mi trabajo, familia, el mundo, acerca de todo por lo que tengo interés egoísta natural. Pero junto con esto, debe haber un deseo más en mí, a través de la fuerza dirigida hacia el Creador: el vector de mi aspiración por llegar a la conexión con Él. Tengo que extender un hilo desde mi corazón hacia el Creador, en el trasfondo de mi vida ordinaria. 

En ese hilo necesito enlazar al grupo, el centro de la decena, todos los sistemas con los cuales me conecto con el Creador. Estoy más y más atado al Creador a través de la decena, junto con todo lo que hago en este mundo. 

La aspiración es una fuerza que surge de mí, en dirección al Creador, un vector de dirección, mi deseo por llegar a Él por el camino más corto y tocarlo a Él, hacer una conexión con Él. Este hilo se convertirá en una escalera de 125 peldaños dentro de los cuales viviré y revelaré los Partzufim y mundos espirituales, esa es la oportunidad de ayudar y desarrollar la comunicación con el Creador de forma cuantitativa y cualitativa, expandiendo el canal de comunicación. 

El grupo debe crear una atmósfera así en su interior, de manera que todos estén en ese deseo. Así, recordaré y regresaré a este trabajo desde cualquier estado, hasta que se convierta en hábito. Es un ejercicio necesario, que va directamente a la meta: construir un canal de comunicación. 

Los obstáculos que me desvían del camino añaden a mi ego. Al regresar con esta fuerza, adhiero a todos a este hilo y refuerzo el vínculo.1

De la 1a parte de la lección diaria de Cabalá 18/nov/19, Endurecimiento del corazón- Invitación para construir el anhelo por el Creador

1 minuto 2:20

Material relacionado:
El Creador y el ser creado – Luz y deseo
¿Cómo revelar al Creador?
Aprende el lenguaje del Creador

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: