“¿Qué se puede hacer para detener lo que parece ser un gran aumento de incidentes de antisemitismo en Estados Unidos? (Quora)

Michael Laitman, en Quora: “Qué se puede hacer para detener lo que parece ser un gran aumento de incidentes de antisemitismo en Estados Unidos?”

La manera de detener el antisemitismo en Estados Unidos es la misma para detener el antisemitismo en cualquier lugar del mundo: elevar la conciencia de la causa raíz del antisemitismo, con el fin de invertir el odio en amor. 

Las fuentes cabalísticas explican tanto la causa como la solución al antisemitismo. Porque los cabalistas perciben el proceso de desarrollo que se despliega en nuestro mundo y pueden, al mismo tiempo, advertir de las amenazas por venir y también ofrecer un remedio para prevenir que esas amenazas se materialicen. 

Por ejemplo, el cabalista Rav Yehudá Ashlag (Baal HaSulam), el más renombrado cabalista del siglo XX, intentó, en la década de 1930, convencer a los judíos europeos de abandonar Europa, porque previó el desastre por venir. Siguiendo su ejemplo y viendo el alarmante crecimiento del antisemitismo en todo el mundo, también yo siento necesidad de comunicar el mensaje acerca de la causa raíz del antisemitismo y su solución, tanto para judíos como para no judíos, escribo y hablo extensamente acerca del tópico con la esperanza de que, al menos, una futura tragedia masiva pueda ser evitada. 

En relación con Estados Unidos, he dado conferencias a comunidades judías en varias ocasiones en los últimos 20 años. En el 2000, se rieron de mí cuando mencioné que el antisemitismo iba a convertirse en un problema creciente en EUA. 

Después del año 2010, cuando el antisemitismo empezó a crecer exponencialmente, en cantidad de crímenes, en amenazas antisemitas y en sentimiento antisemita, expliqué que todas la señales apuntaban hacia un siguiente holocausto en EUA 

Al inicio de la década, tras una cadena de ataques antisemitas en Nueva York y en Nueva Jersey, en un periodo relativamente corto, los congresistas judíos comenzaron a reconocer que un “slow-rolling pogrom” (pogrom de desarrollo lento) estaba sucediendo en Nueva York. 

Antes de que el agudo y repentino crecimiento de los ataques antisemitas tuviera lugar dentro de un radio relativamente pequeño, vi muy poca respuesta a este mensaje de parte del pueblo judío. Está escrito que somos un pueblo de dura cerviz, es decir, tenemos una piel dura que hace muy difícil que esa conciencia penetre en nuestra percepción. 

En cualquier caso, para prevenir un futuro escenario distópico para el pueblo judío en Estados Unidos y en el mundo, el mensaje es el mismo para todos los judíos: necesitamos unirnos, de acuerdo al precepto “ama a tu amigo como a ti mismo”, para llegar a ser “luz para las naciones”, es decir, un conducto que transmite la fuerza positiva de unión que habita en la naturaleza, hacia el mundo. Si el mensaje no es aceptado con educación, explicaciones y promoción, los golpes y el sufrimiento antisemitas crecerán, “suavizarán nuestra dura cerviz” e incrementarán, de forma no deseable, nuestra habilidad para absorber el mensaje. 

Ese fue el estado que alcanzamos al principio, hace cerca de 3,800 años, en la antigua Babilonia, bajo la guía de Abraham, eso nos dió el nombre, “pueblo de Israel” (“Israel” de las palabras, “Yashar Kel”, que significa “directo a Dios” [de acuerdo con Cabalá, “Dios” es lo mismo que “Naturaleza”, es decir, la fuerza positiva que conecta todos los elementos de la realidad]). Además, de acuerdo a la misma tendencia de unidad, más tarde fuimos llamados “Judíos”, de la palabra “unidad” (la palabra en Hebreo para “Judio” [Yehudí] viene de la palabra para “unidos” [yihudí] Yaarot Devash, parte 2, Drush 2]). 

Hoy, estamos llegando a nuevas proporciones de antisemitismo, que el mundo nunca había visto, pues el mundo de hoy está más globalmente integrado que antes. Debido a que el antisemitismo surge como una fenómeno natural en no judíos, por la expectativa subconsciente de que los judíos deben ser pioneros de un proceso de conexión humana más positiva, podemos esperar un futuro donde todos, excepto unos cuantos judíos, serán antisemitas. 

Por lo tanto, los judíos, primero y antes que nada, necesitamos mostrar a todos que la unidad por encima de la creciente división hostil en la sociedad, no es sólo una posibilidad, sino que existe un método de conexión para guiar cada uno de nuestros pasos por el camino. Al implementar este método en nosotros mismos, enviamos oleadas de unidad positiva a la conciencia de toda la humanidad y atraeremos sobre nosotros una actitud opuesta al antisemitismo. En otras palabras, al lograr una conexión cada vez más positiva y su subsecuente aumento de felicidad, apoyo y confianza en la sociedad en general, la actitud general hacia un pueblo judío unido se volverá favorable y alentadora. 

Sion embargo, si el pueblo judío sigue rechazando, ignorando o no toma conciencia del mensaje de la necesidad de unirse, en lugar de ver la unidad formarse en las corrientes principales de la sociedad, podemos esperar que la unidad se forme más y más en los márgenes de la sociedad, es decir, como una unidad Nazi o fascista. Esa unidad es peligrosa, pues está construida con base en unión alrededor del odio hacia otros y se convierte en la infraestructura que puede provocar la manifestación de eventos horribles, como lo ejemplifica el Holocausto. 

Por lo tanto, espero que los judíos en general y especialmente los judíos de EUA, comiencen a darse cuenta de que el balón está en su cancha y necesitan jugar bien: darle prioridad a nuestra unidad con el fin de esparcirla cada vez más. Si lo hacemos, experimentaremos un mejor estado general en EUA y en el mundo. Pero, si fracasamos en hacer lo que la sabiduría de la Cabalá nos dice acerca de este problema urgente, el estado se volverá mucho peor.

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta