El despertar del punto en el corazón

Comentario: En el tiempo presente, el llamado punto en el corazón está despertando cada vez más en la gente. Parecería que los placeres de este mundo, junto con la tecnología más adelantada, están a nuestra disposición, pero la gente se siente adormecida ante todo. 

Respuesta: El hecho es que la gente quiere conocer lo que está detrás de esa tecnología. Aun así, la vida tiene principio y final y es incomprensible. Comenzamos a entender: ¿quién nos maneja, cómo, por qué, qué nos sucede y cuáles son las causas de esos fenómenos? 

El hombre debe saberlo. No puede deambular todo el tiempo sin pensar ni conocer los botones que hay que presionar. Quiere entender un poco más. Esa impotencia, esa falta de entendimiento de la vida y esa falta de control, por supuesto que lo inquietan. 

Observa cuán rápido se está esparciendo el coronavirus. El mundo entero se está levantando ¿qué se puede hacer? Y ve lo pequeños que somos como humanos frente a esta crisis. Puedes hacer lo que quieras con nosotros. 

Por lo tanto, nos gustaría saber: ¿a qué fuerza estamos sometidos? ¿qué sistema nos controla? ¿qué debemos hacer con nosotros, con la vida? 

Todo eso es incontrolable, como virus, volcanes y huracanes que despiertan al hombre. Vemos que en la naturaleza todo sucede de acuerdo a ciertas leyes ¿cuáles son las leyes de mi vida? Quiero conocer esta fórmula. Tal vez existe y probablemente es verdad que definitivamente hay cierto parámetro que puedo cambiar de alguna manera y con su ayuda, influir en mi destino. 

Comentario: Supongamos que una persona lleva una vida normal, de pronto ese punto en el corazón despierta. Su maestro, el gran cabalista Rabash habla de esto en sus artículos de manera muy dura. 

Cuando la persona recibe en su corazón una parte del alma de Kedushá [santidad] y el alma quiere otorgar, pero el deseo de recibir no le da la fuerza requerida, el deseo de recibir mismo no recibe ningún placer en la vida, dado que el deseo de otorgar no la deja descansar. Cada día, le hace ver que si vive como bestia, no es vida, cuando lo único que necesita son sus urgencias terrenales (Rabash, “Con respecto al sufrimiento”). 

Mi respuesta: La gente recibe satisfacción de todo tipo de pequeños placeres de este mundo, simplemente para no pedir más. Por ejemplo, un niño pequeño al que se le da algo para distraerlo de los problemas serios. Así vivimos.
[260408]
De Kabtv “Fundamentos de Cabalá”, 2/feb/20

Material relacionado:
Causa y solución más profundas del coronavirus, según la Cabalá
La crisis es el nacimiento de algo nuevo
La profundidad del punto

 

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: