“¿Cuándo se irá, de una vez por todas, el coronavirus?” (Quora)

Michael Laitman, en Quora: “¿Cuándo se irá, de una vez por todas, el coronavirus?

Los científicos buscan frenéticamente una vacuna para curar el coronavirus, ¿realmente nos sanaría de esta pandemia o hay algo que no estamos viendo?

He escrito y hablado extensamente acerca de que, en un nivel más profundo, el coronavirus surgió para sanar nuestras relaciones egoístas-competitivas que eran cada vez más dañinas tanto para nosotros mismos como para nuestra ecología.
El coronavirus surgió con el fin de que revisemos la manera en que nos relacionamos unos con otros.
¿Cómo?

Revisar la forma en que nos relacionamos, no es aprender cómo interactuar virtualmente en plataformas de conferencias como Zoom, sino aprender a ver a otros -no importa dónde vivan en el mundo ni cuáles son sus antecedentes culturales- como una sola familia global, que nos incluye a todos como miembros. 

Si, durante este periodo, damos pasos para ser conscientes de nuestra interdependencia global, llegaremos a un estado en el que estaremos dispuestos a dejar atrás el coronavirus. Cuando nuestra actitud se ajuste más a la realidad global, interdependiente de hoy, el coronavirus será algo del pasado. 

De otra manera, incluso si el coronavirus se va, pero no mejoramos la conexión humana, la naturaleza nos dará otro golpe. Ya sean mutaciones del mismo virus o miles de otros desastres, la naturaleza no dejará de intentar despertarnos para que mejoremos nuestras conexiones mutuas. 

La naturaleza es fundamentalmente una fuerza altruista que crea, da y sostiene la vida. Los humanos estamos construidos con una cualidad opuesta a la de la naturaleza, querer recibir constantemente para nuestro beneficio personal. 

Mientras más nos desarrollamos, más intenta la naturaleza despertarnos para tomar conciencia de que, simplemente, al seguir nuestros instinto de beneficiarnos de forma egoísta, terminamos dañándonos. Además, ganamos conciencia de que nuestra felicidad, bienestar y supervivencia dependen de poder acercar nuestras conexiones a la forma altruista de la naturaleza. 

Hacerlo, requiere de aprender regularmente cómo equilibrar las partes del sistema interdependiente e interconectado de la naturaleza. 

La naturaleza, como padre amoroso, nos sostenía las manos, mientras nosotros, como bebé aprendíamos a caminar, caminábamos, pensando que lo hacíamos bien. Ahora, la naturaleza soltó nuestras manos y nos caímos. Tenemos la oportunidad de levantarnos y comenzar a dar nuestros propios pasos, para volvernos más maduros o podríamos simplemente quedarnos tendidos en el suelo, llorando y esperando que nos levanten. 

Levantarnos significa que desarrollamos más conciencia de nuestra interdependencia y reforzar nuestras conexiones, para que sean mutuamente buenas. Si lo hacemos, además encontraremos que el virus puede desaparecer y tendremos una vida mejor. 

Si dejamos que la naturaleza nos levante, significa que no damos pasos para mejorar nuestras conexiones y de cualquier modo, ya sea con vacunas u otros medios, salimos del coronavirus, por el momento y podemos esperar un golpe más grande con impacto global, hasta que despertemos en nuestra interdependencia.

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta