Mis pensamientos en Twitter, 24/may/20

La #economía se sobrecalienta, la necesidad de mano de obra disminuye, 30% de la población no tiene salario. Además de los trabajos necesarios para la sociedad, surge la necesidad de #conexiónIntegral de la sociedad. ¡Se le debe enseñar a todos! ¡Ahí radica el éxito del cambio!

Hay salida de la #cuarentena, pero no de la #crisisEconómica. Si no adoptamos la NPE: apoyar empresas necesarias para la sociedad. Todos, excepto los que trabajan para cubrir las necesidades sociales, deben ser obligados a estudiar «nuevas habilidades para la vida», con salario.

El Creador y Su nombre son uno -ocurre cuando HaVaYa, nuestra decena, está correctamente conectada con las diez Sefirot, con sus propiedades, todas sus Sefirot internas y más pequeñas, logran la unidad perfecta, correspondiente a la naturaleza del Creador, otorgamiento absoluto.

Debemos relacionarnos para trabajar en el grupo (decena) de modo práctico y efectivo, esforzarnos por lograr en forma y esencia una conexión similar al Creador. Avanzamos en 125 pasos, nos medimos mutuamente logramos revelar con perfección al Creador en nuestro Kli común, HaVaYa.

El Creador siempre habita en el grupo y en la medida en que diez amigos se preparan para unirse, interconectarse y otorgar mutua y correctamente, el Creador se revela entre ellos, comienza a tocar su violín (el Rey David).

¿Cómo ser similares al Creador si somos egoístas? Somos egoístas, pero podemos unirnos por encima de nuestro ego, en lazos de otorgamiento, unidad y amor mutuos, a pesar del rechazo. Somos como un instrumento musical desafinado que necesita ser afinado para tocar correctamente.

El creador es absoluto, no cambia, se revela como la fuerza del bien absoluto ante nosotros. Lo que cambia es nuestra percepción, deseo. Queremos que el Creador cambie, los cambios son exclusivamente en nosotros. Para revelar al Creador, debemos ser semejantes a Sus cualidades.

Todos los amigos deben aceptar entregarse al Creador: se unen y forman una sola vasija con la que sentirán al Creador, donde Él puede vestirse. Queremos que el Creador se vista de nosotros y nos gobierne. Nos sometemos a la autoridad de la cualidad del otorgamiento.

EUA trata recuperar su independencia económica, que está a merced de China. China es el exportador mundial, mostró la otra cara de la moneda: todos dependen de China y China depende de todos. Todos deben entender que la naturaleza nos muestra que: ¡la solución es la integración!

Hay reconocimiento del mal, lo mostramos y demolimos un sistema progresivo. Permitirá corregir la economía de Estados Unidos, pero sus días están contados. No satisface las necesidades del mundo global, pues está construido sobre el ego de los poderosos. Causa más daño que bien.

En la situación actual un jugador importante, Estados Unidos, trata de reducir la exportación de otro jugador importante, China. Nadie puede tener razón si todos piensen sólo en sí mismos. Sólo en la lucha por el beneficio común se puede tener razón, esta es la siguiente etapa…
¡Nos convertimos en virus en el planeta!

Un virus es un parásito, si se propaga daña incluso mata al huésped. Es exactamente lo que hace el capitalismo sin darse cuenta. Ahora lo entendemos, pero tenemos miedo de la medicina: un cambio social, un cambio en nuestro estilo de vida.

La naturaleza desarrolla sus partes inanimada-vegetal-animal. En los últimos miles de años desarrolló al hombre para su mayor interacción común. Esos años el hombre, con su ego, violó el principio de interconexión. ¡Con nuestra mala conexión causamos virus y calentamiento global!

Hoy es el día de Jerusalén.
Jerusalén es un lugar especial, el centro espiritual del mundo. Es un punto en el universo en el que se concentran enormes fuerzas espirituales. Un punto espiritual, no material. Esto es lo que debemos revelar.

Jerusalén será elevado por el mundo, ¡en nuestro corazón, Jerusalén es el corazón, epicentro de todos los deseos y aspiraciones. En medio se erigirá un Templo, un estado de deseos que se basará en amor mutuo. En su interior, se revelará la fuerza superior de amor, el «Creador».

Mientras más me integro en la decena, imaginando al Creador en ella, más afino mi alma, como una cuerda musical en relación con otras cuerdas. El grupo debe establecerse como un violín para que todos sean como un hombre con un corazón. Y así, el Creador será revelado en nosotros.

No tocamos el violín, el Creador toca a la decena. La Luz fluye dentro y fuera de nuestros Kelim, da armonía y brillo en todos los niveles. Lo sentimos como la conversación del Creador con nosotros, Él aparece en nuestras sensaciones de acuerdo con nuestra conexión correcta.
De Twitter, 24/may/20

Material relacionado:
Mis pensamientos en Twitter, 22/may/20
Mis pensamientos en Twitter, 19/may/20
Mis pensamientos en Twitter, 17/may/20

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: