Reacción cruel de la naturaleza

Baal HaSulam, Paz en el mundo: … encontramos la oportunidad de examinar las condiciones de vida en la última generación, el tiempo de la paz mundial, cuando toda la humanidad alcanza el nivel del primer lado y utilizará su singularidad solamente en forma de otorgamiento a los demás, en absoluto en forma de recepción para uno mismo. Y es bueno copiar aquí la forma de vida mencionada anteriormente para que nos sirva como una lección y como modelo a seguir para calmar nuestra mente bajo la inundación de las olas de nuestra vida. Quizá valga la pena y sea posible en nuestra generación, experimentar, también, para parecerse a la forma de vida anterior”.

Pregunta: ¿Qué podemos hacer en nuestra vida, en forma práctica, para cambiar al otorgamiento, que lo imaginamos muy vagamente?

Respuesta: El hecho es que en un entorno ecológico verdaderamente correcto y cerrado, nada se usa sin un propósito y sólo lo necesario para la existencia. Todo lo demás se deja para beneficio del sistema.

Este es un equilibrio dinámico en el que, si se excluye al hombre, los niveles inanimado, vegetal y animal de la naturaleza existen automáticamente. Tan pronto como los humanos dejamos de entrar en contacto con ellos, se establece un equilibrio en todas las partes de la naturaleza. Los lobos no tienen hambre y las ovejas están completas. Todo se calma.

En la naturaleza hay un lugar para todo. El único problema es el hombre o más bien, su ego, cuando además de lo necesario para su existencia, comienza a usar la naturaleza y supuestamente, la gobierna: rompe, dobla y aplasta todo.

Debemos entender el principio de la integralidad de la naturaleza, su armonía, su interconexión. Y si no vamos hacia allá, de buena manera, la naturaleza, lentamente, comienza a rebelarse. Y, cuando violamos ciertos estados de la naturaleza, hace un movimiento brusco porque no puede permitirnos hacerlo.

Su reacción se manifiesta en forma de diversos problemas; explosiones, huracanes, tsunamis, desastres técnicos y, el coronavirus. Además, la naturaleza tiene un número infinito de diferentes reacciones negativas para el hombre, precisamente porque él mismo las crea y las evoca.

Espero que el coronavirus nos enderece seriamente. Empezaremos a entender cómo debemos actuar y qué debemos hacer con la naturaleza.
[264327]
De Kabtv «Fundamentos de Cabalá», 5/abr/20

Material relacionado:
¿Qué es el equilibrio en la Naturaleza?
El desequilibrio que amenaza a la creación
¿Veremos un mundo nuevo?

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: