Dos tendencias en la vida de la diáspora judía, parte 5

Los judíos son la fuerza impulsora del mundo

Pregunta: A principios del siglo XV, los judíos de España adoptaron el cristianismo en masa y ocuparon importantes puestos en actividades sociales y económicas del país. 

Desde 1871 comenzó en Alemania un proceso que le otorgó a los judíos derechos iguales a los demás. Un poco después, en los años 1920 del siglo XX, los judíos de EUA también comenzaron a ganar poder. 

El mismo proceso, sólo que de maneras ligeramente diferentes, tuvo lugar en Rusia. La mayoría de los que organizaron la revolución eran de origen judío. 

Naturalmente, el antisemitismo inmediatamente apareció en esos países. Baal HaSulam escribió que el sistema que sigue al colapso del capitalismo sería el fascismo, que ocurre cuando la gente se siente desconectada y lucha por unirse a cualquier costo, pero dado que no puede unirse en la persecución del significado de la vida y el bien, se ve forzada a unirse contra alguien, exaltando oponerse a otro grupo ¿por qué sucede eso? 

Respuesta: Si no corregimos las bases sociales y económicas del sistema, provoca un odio incluso más grande hacia aquellos que lo apoyan y lo sostienen. Resulta que el mundo es movido por odio o en el mejor de los casos, competencia. En principio, esto no es competencia, pues la competencia es una pequeña etapa, que después crece hasta volverse odio. Se define claramente a quién podemos odiar: la fuerza que dirige al mundo. Pero la fuerza impulsora del mundo, no importa lo que se diga, siempre han sido los judíos. Por eso, la actitud negativa hacia ellos es una de las grandes fuerzas del desarrollo humano. Cuando el antisemitismo se desarrolla, siempre hay un avance, ya sea positivo o negativo. 

El movimiento puede ser positivo sólo en cierta fase concreta, en que la sociedad debe recrearse, literalmente renacer de las cenizas,  a partir del estado previo de ruptura. Naturalmente, los judíos están incluidos en ese desarrollo, como la parte más dinámica de la sociedad. 

Mientras construyen esta sociedad y sus esquemas a seguir se vuelven más o menos visibles, parece que hicieron su trabajo al sacar esa enorme masa de la basura, de la ruptura y construir una sociedad, un estado, afectan todas la áreas sin excepción: ciencia, cultura, tecnología, educación, etc. Así, un pequeño grupo de judíos se encarga de elevar a la sociedad debido a su receptividad interna. 

Pero tan pronto como la sociedad comienza a florecer, las fuerzas del antisemitismo se elevan y destruyen todo lo que los judíos hicieron ¿por qué? Porque lo que los judíos crearon, fue sin un propósito espiritual. Y necesitamos destruir todo y construir de nuevo. 

Pregunta: Un ejemplo es Facebook, una red social diseñada para conectar a todos, pero ¿puedes llamar a eso conexión? 

Respuesta: Estoy completamente de acuerdo. Lo que es creado por los judíos sin la dirección de corregir a la humanidad sólo trae mal al mundo. 

Para más información acerca de este tópico, leer mis libros Como un manojo de cañas: por qué la unidad y la garantía mutua son el llamado de nuestros tiempos y The Jewish Choice: Unity or Anti-Semitism, Historical facts on anti-Semitism as a reflection of Jewish social discord.
[265460]
De Kabtv “Análisis del sistemas del desarrollo del pueblo de Israel,” 29/jul/19

Material relacionado:
“Secretos de la salud del organismo social”
Antisemitismo en las redes sociales y más allá
Nueva Vida #1210 – Poder femenino para provocar un cambio social

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: