entradas en '' categoría

En qué enfocar nuestros pensamientos

Pregunta: ¿Por qué tendría valor enfocarse en un mundo de incertidumbre, incluso en términos de trabajo y familia? 

Respuesta: Antes que nada, necesitas aprender a hacer dinero a partir de cosas que tú y otros necesitan. Podría no ser un trabajo de tan alto perfil, pero otros te necesitan. Necesitan los resultados de tu trabajo. 

En segundo, necesitas una familia, un hogar, un empleo para proveer a tu familia. Pero, además de lo absolutamente necesario, debemos pensar sólo en el desarrollo espiritual, en sentir el mundo de la manera en que realmente es y no distorsionado como está en nuestras cualidades egoístas. Y se convertirá en un mundo completamente diferente.
[267040]
De Kabtv “Fundamentos de Cabalá,” 17/may/20

Material relacionado:
La crisis: Los ricos tienen más confianza en el dinero que en las personas
Peligro de disturbios sociales tras el coronavirus, parte 1
El mundo entero dentro de una gota de Reshimó

El virus continuará trabajando en nosotros

Pregunta: Si analizamos la evolución de nuestros deseos, casi todos los descubrimientos científicos fueron hechos en la mitad del siglo pasado, recientemente no hemos revelado nada nuevo. A partir de la mitad del siglo 20 hasta la crisis en el 2008, el deseo de riqueza comenzó a desarrollarse una vez más. El ciclo se repitió.

¿Esto significa que el siguiente desarrollo de los deseos no conducirá a la riqueza, sino hacia el poder? ¿y después de regreso al conocimiento? ¿o no es un proceso cíclico

Respuesta: No pienso que sucederá otra vez. Quiero creer que ya no sucederá. 

Espero que comencemos a desarrollarnos en el siguiente nivel del ciclo, que nos esforcemos por entender lo que nos hace avanzar. Desearemos entender la ley común universal de la naturaleza, que nos hace abrazar a la naturaleza en el volumen en el que podemos sentirla hoy y en el volumen en el que en realidad existe- oculta de nosotros. 

Creo que las acciones de la naturaleza en nosotros, como el coronavirus y otros problemas que traerá, son precisamente problemas globales: sequías, huracanes, nubes de langosta, etc. Operarán en todo el globo y la humanidad no tendrá tiempo de pensar en poder ni en ninguna otra cosa ¡Buscará formas de sobrevivir! Es lo más importante. 

Vemos que un pequeño coronavirus llegó, ¿qué hizo? Nada malo. Un pequeño número de personas murieron, menos que los que usualmente mueren cuando no estamos en casa, sino que trabajamos y salíamos a la calles, corremos hacia diferentes lugares. 

Por lo tanto, no podemos decir que el coronavirus amenaza con la exterminación de la humanidad y que algo totalmente terrible y amenazante está sucediendo. 

Pero observa que cambió al mundo, la naturaleza de la sociedad; la gente se calmó, el aire y el agua se aclararon y el clima es un poco diferente. Vemos que la naturaleza nos pide que dejemos de usar nuestras sucias y torpes manos para intervenir en su estructura.
[267182]
De Kabtv “Era post coronavirus,” 23/abr/20

Material relacionado:
No temas al coronavirus
La vejez es un concepto relativo
El amor es el arma más poderosa

¿Por qué el valor de la familia está en declive?

Pregunta: En los últimos 20 años, el núcleo familiar comenzó a desintegrarse. Hoy especialmente en los países europeos desarrollados, un enorme número de personas viven solas. 

Y ahora la naturaleza nos puso en cuarentena con el coronavirus, estamos confinados en el círculo familiar, si es que lo tenemos ¿quiere decir que la naturaleza intenta llevarnos de regreso a la célula natural? 

Respuesta: La naturaleza está forzándonos a unirnos. Debemos hacerlo por el camino correcto, positivo, voluntariamente tomar conciencia  de esta necesidad y además de que la sociedad humana, los 8 mil millones de personas, son un organismo común llamado Adam. 

O nos unimos de forma consciente y nos complementarnos en el sistema de Adam o seremos forzados a hacerlo bajo presión de la naturaleza, como el coronavirus, 

Pregunta: ¿Puede la familia aprender de forma natural la actitud correcta de uno hacia otro y tratar a los demás de la misma forma? 

Respuesta: Si. Pero la familia es puramente interacción natural. Existe en los animales hasta cierto grado. Pero en la sociedad humana, esta unidad es muy especial, interesante, duradera y rica en matices. Es la unidad a partir de la que se desarrolla  la sociedad. 

Pero dado que, en la actualidad, la sociedad no se está desarrollando en la dirección correcta, para llegar al nivel del Creador, a la siguiente etapa de la existencia humana, el nivel humano está siendo destruido. Y, el núcleo familiar se está desintegrando

Comentario: Al observar las estadísticas, noté una cantidad abrumadora de conflicto en las familias. Es improbable que se pueda aprender algo al observar las relaciones que existen en la familia. 

Mi comentario: En realidad, es así. Pero sólo es porque no hay una meta para unir a la familia. 

Resulta que la familia existe para que el esposo y la esposa trabajen en algún lugar de mañana a noche. En la tarde, llegan a casa, le dedican unos minutos a sus hijos, cenan, en su mayor parte comida preparada y se van a la cama. Eso no une a la familia, no forma una unidad. Los hijos son una carga. Los envían al jardín de niños, después a la escuela y raramente los ven. 

La vida está organizada de tal manera que sólo nos separa. Por lo tanto, es justo la estructura de la vida, trabajo y sociedad lo que destruye a la familia.
[267049]
De Kabtv “Era post coronavirus,” 23/abr/20

Material relacionado:
El secreto de una familia integral
La educación integral desde la cuna
¿Sobrevivirá la institución familiar?

Fiestas corona – Una señal de desprecio por este mundo

Mi nuevo articulo: «Fiestas corona – Una señal de desprecio por este mundo«

Ha habido fiestas desde el brote de la COVID-19, pero al parecer han mutado de forma muy extraña. La gente celebra fiestas Corona, también conocidas como “fiestas de confinamiento”, se organizan en todo el mundo: Estados Unidos, Australia, Bélgica, Estonia y muchos otros países. Los jóvenes parecen rebelarse de la manera en que siempre lo hacen, desobedeciendo las normas. Pero últimamente, al parecer, van a esas fiestas deliberadamente para contagiarse con el virus. Se reúnen con personas que dieron positivo o ya presentan síntomas y apuestan dinero para ver quién contrae el virus primero.

Pero el dinero no es el punto en cuestión, es el desafío. No es un desafío contra las autoridades en sí; es un desafío contra cualquier límite. La gente, especialmente los jóvenes, cada vez más desean romper los límites y liberarse. Se revelan, pues las reglas los hacen sentir encadenados y quieren escapar.

Veo que es una señal importante y positiva. Es señal de que quieren dejar de percibir el mundo en el que nacieron y lograr una nueva percepción, un mundo sin límites ni órdenes ni restricciones. Sin embargo, no saben que el mundo que buscan existe sólo por encima del ego. Mientras sean guiados por su ego, seguirán cayendo en la misma trampa al tratar de escapar por esta ruta, al final descubrirán que se hacen daño y tratarán de escapar de otra forma, sólo para descubrir que la nueva ruta también falla.

Me identifico y simpatizo con ellos, deseo que puedan entender y descubrir que lo que necesitan para romper los grilletes de la realidad, es pensar en los otros y no en ellos mismos. Así, encontrarán un mundo sin límites; pensar en los demás es descubrir una tierra fértil para desarrollarse y expresarse libremente. Sólo al dar se puede obtener fuerza para este trabajo y sólo al dar se podrán expresar al máximo.

Vivimos en un momento precario de la historia. Los millennials no se quedarán con los brazos cruzados y serán los guías; son activos, inteligentes y curiosos y debemos darles respuesta de, hacia dónde se va el mundo. Si no les enseñamos a apreciar el cambio; que el mundo es una unidad; que todo lo que hacemos afecta a todos; que dependemos unos de otros para vivir, estar saludables, tener riqueza y felicidad; que no podemos lograr nada a menos que trabajemos juntos. Si no les mostramos esto, su curiosidad se convertirá en frustración, rabia y luego, en violencia. Ya está sucediendo; no tenemos tiempo que perder. En este punto podemos subir a la cima o caer al fondo.

Los trabajos del futuro serán trabajos del corazón

Mi nuevo articulo: «Los trabajos del futuro serán trabajos del corazón«

En 2012, el Instituto ARI, del cual soy fundador, publicó el libro: “Los beneficios de la nueva economía: Solucionando la crisis global a través de la garantía mutua”. El libro describe un mercado laboral futurista en el que pocos trabajan y satisfacen las necesidades del resto de la humanidad, los demás se ocupan en “trabajos de corazón”, conectarán sus corazones y crearán un entorno social de responsabilidad y cuidado mutuos. Unos años más tarde, la idea comenzó a afianzarse, a medida que los gobiernos comenzaron a jugar con la noción de Ingreso Básico Universal (IBU) que estipula que los gobiernos garantizan los medios de vida básicos de todos.

En 2017, el periodista Thomas Friedman comprendió la idea con más claridad cuando escribió que, en el futuro, la gente tendrá que “crear más valor con corazones y entre corazones”. En una entrevista con el British Council, Friedman dijo: “Solíamos trabajar con nuestras manos, las máquinas las reemplazaron; luego comenzamos a trabajar con nuestra cabeza en la economía del conocimiento, después creo que vamos a trabajar más con nuestro corazón”. Estaba en lo correcto, las máquinas harán el resto.

Un futuro de cero desempleo y total satisfacción

Cuando se trata de trabajar con el corazón, no hay desempleo. Todos pueden y deben contribuir. Debemos entender que el mundo está pasando por un cambio importante. La humanidad está desarrollando un enfoque nuevo y fresco de la realidad, incluso si aún no lo saben. Los “trabajos” que tendremos en la realidad emergente, requerirán trabajar con nuestro pensamiento mutuo, nuestras conexiones sociales y nuestros deseos, las máquinas harán el trabajo físico e “intelectual”.

Los “trabajos” que tendremos en el futuro requerirán nuestro poder interno. Hasta hoy, empleamos sólo la fuerza natural: la fuerza egoísta que lucha por beneficiar al yo, a expensas de los demás. Pero el mundo llegó a un punto en el que no podemos seguir usando sólo esa fuerza, pues empuja a la sociedad humana y al planeta entero a un abismo de egoísmo desenfrenado.

A diferencia de los humanos, la naturaleza está en equilibrio, dos fuerzas operan en ella: una fuerza positiva que da, junto a una fuerza negativa que recibe. Ahora, nosotros también debemos aprovechar la fuerza positiva y activarla, si queremos restablecer el equilibrio en nuestro mundo. Así como nuestra voluntad, nuestras pasiones y deseos nos empujaron a buscar beneficio para nosotros mismos, ahora nos empujarán a lograr beneficios para toda la realidad y especialmente para la sociedad humana. Seguiremos trabajando con nuestros deseos, con nuestra energía, pero ese deseo funcionará en la dirección opuesta a la que hemos utilizado hasta ahora; trabajará para unirnos en un vínculo de cuidado, afecto, calidez y amor, por sobre todo los contrastes en la sociedad humana.

No es que no hayamos usado la fuerza positiva en absoluto. Lo hicimos, pero sólo a un nivel biológico muy básico, para mantener nuestro cuerpo saludable. Pero en nuestra vida social, nos inclinamos demasiado al ego, hasta el punto de perturbar a la sociedad y provocar los enfrentamientos y conflictos que vivimos hoy.

Ahora, que cada vez más gente tiene suficiente tiempo libre, debemos comenzar a revisar a la sociedad. El sustento básico debe asegurarse, ya sea con beneficio monetario o estampillas o entrega de bienes. El tiempo libre estará lleno de actividades sociales que mejoran la fuerza de otorgamiento.

El nuevo “trabajo” requerirá la participación de todos.

Pues es para remodelar a la sociedad, todos participarán en la transformación: hombres, mujeres, los que tienen trabajo “regular” y los que no lo tienen.

Los beneficios sociales de esos trabajos son obvios: solidaridad, ausencia de crimen y violencia, mayor capacidad de recuperación mental y emocional y una sensación general de satisfacción con la vida. Pero hay otro beneficio importante de esta ocupación: todos lograrán satisfacer sus aspiraciones. Dado que todos contribuirán con sus habilidades y energía en beneficio a la sociedad, la sociedad tendrá interés en que cada uno cumpla sus sueños.

Si, por ejemplo, alguien sueña con ser un gran científico, ¿no le interesa a la sociedad ayudar a cumplir ese sueño? ¿y un gran líder, atleta o cualquier cosa que cada uno quiera hacer? Mientras se use el talento para beneficiar a la sociedad, la sociedad tendrá interés personal en ayudar a realizar todas las ambiciones. Y lo mejor es que una vez que el individuo logre su objetivo, descubrirá que la mayor alegría no es la hazaña en sí, sino que al hacerlo, hace felices a otros. Esta será la mayor confirmación de que la meta es digna, nada es más gratificante que saber que nuestra meta en la vida fue digna y dejó una impresión duradera y memorable en la humanidad.

Habrá dolor en el camino hacia esta sociedad ideal, pero ya está al alcance. Cuanto antes comencemos a trabajar en su construcción, antes se convertirá en nuestra realidad. La necesidad de abandonar la existencia basada en el ego ya es evidente; ahora depende de nosotros determinar cuánto tiempo llevará construir un mundo equilibrado de cuidado mutuo y solidaridad.

En el umbral de una nueva formación: “La Sociedad integral,” parte 1

El coronavirus puso de cabeza toda nuestra vida, detuvo instantáneamente toda nuestra producción.  Como si alguien hubiera apagado un interruptor y detenido un mecanismo que trabajaba de acuerdo a ciertas leyes, conforme a cierta rutina y patrones familiares. 

De repente, todo se detuvo y la humanidad entró a una nueva era, dejó a los hombres de negocios en total confusión e incertidumbre sobre lo que sigue. 

Parece que cada día las leyes del nuevo mundo, las que nos enseña la sabiduría de la Cabalá, empiezan a manifestarse por sí mismas, cada vez más. Deben reemplazar al viejo mundo en el que vivíamos con nuestra psicología egoísta. Es claro que algo totalmente nuevo está naciendo, que nos obliga a cambiar nuestra actitud hacia la vida, hacia el trabajo y la familia, hacia nosotros mismos y hacia el mundo.  

Además, todo depende si somos niños necios y malcriados que no quieren escuchar a sus padres y por lo tanto, con golpes, seremos obligados a aprender las leyes del nuevo mundo que la naturaleza nos enseña. Esperemos poder explicar a toda la humanidad el cambio que estamos presenciando en la estructura social, justo ante nuestros ojos.  

A lo largo de la historia, pasamos por muchas formaciones: el sistema primitivo de comunas, la esclavitud, el feudalismo y el capitalismo;  ahora, estamos entrando a una nueva formación que es totalmente distinta de las anteriores, porque está basada en relaciones fundamentalmente nuevas entre la gente. 

Tendremos que acercarnos más a los demás, entender que vivimos en un mundo integral, es decir, debemos construir una sociedad integral. Sólo así, podremos sobrevivir en las condiciones modernas y avanzar rápido hacia un nuevo estado, fácil y placenteramente con entendimiento y conciencia. 

De lo contrario, la naturaleza nos impulsará a golpes, una tercera o cuarta guerra mundial y sufrimientos terribles sobre los que los profetas escribieron, que “madres misericordiosas se comerán a sus bebés”. En otras palabras, el hombre perderá completamente su apariencia humana, al pasar de una formación a otra.  

Estamos en estado de transición, desde los principios con los que fue alimentada la humanidad por muchas generaciones, hasta las totalmente nuevas leyes que tiene que ser impuestas en la producción. Pero para hacerlo, primero se necesita cambiar, no sólo los negocios. Para organizar una esfera de nueva producción, bajo leyes diferentes, es necesario cambiar a los hombres de negocios, para que sepan cómo hacerlo. 

Primero, la gente de negocios y propietarios de compañías deben estar de acuerdo con la necesidad del cambio, reconocer que viven en un nuevo tiempo que les exige cambios cualitativos. No importa qué cambios sean, se que debo aceptarlos, no importa qué, porque si no. no habrá vida para mi ni mi familia ni el mundo entero.

A pesar de que no me guste ni no quiera estos cambios que rompen mis viejos hábitos, se que es el momento. Primero, debe haber acuerdo para el cambio, es decir, es el inicio. Esto se conoce como el punto del reconocimiento del mal. Todo lo que fue, ya no es bueno y por lo tanto, se llama, mal. 

Posiblemente fue bueno en el momento, pero ya no corresponde a los principios de hoy y por lo tanto, se considera, mal. Ya sea que lo quiera o no, debo renunciar y entrar a una nueva vida, a un nuevo formato. 

Los empresarios tendrán que darse cuenta de que la demanda del cambio llega de la naturaleza. Es importante entender que no se trata de maquinaciones de bancos, de organismos para que se cumpla la ley o virólogos-científicos, sino que llega de la naturaleza misma y que por lo tanto, solo podemos bajar la cabeza y aceptarlo como enviado de arriba. La naturaleza está por encima de nosotros y la única elección es estudiar el fenómeno y aceptar los cambios.

Necesitamos ver a dónde nos lleva la naturaleza en nuestro desarrollo. Cabalá explica que la naturaleza nos lleva hacia la integración, hacia el mundo integral, porque es la ley principal y fundamental de la naturaleza, que es un único todo. Una fuerza que gobierna toda la realidad. Todo el universo es gobernado por esta fuerza y el hombre también debe estar incluido en esta fuerza. 

Si no lo queremos, pero nos obligamos a bajar la cabeza ante esta única fuerza, haremos el mejor cambio posible en nosotros mismos.  

Pues, a partir de esta contradicción: “en contra” y “a favor” de nuestro desacuerdo y disposición para pasar por encima de ella, empezamos a entender lo que la naturaleza quiere de nosotros, el principio que existe y cumple la realidad y que todo puede unirse a esa realidad con todas sus fuerzas, a voluntad, para fluir en una corriente común, en el flujo de todo el universo hacia el futuro.
[266951]
De Kabtv , “Nueva Vida” 22/jun/20

Material relacionado:
Sociedad integral: ¿Es una utopía o una realidad?
La sociedad integral es una fuente de poder
El sistema inmune de la sociedad integral

“¿Cuál es el significado real de la espiritualidad?” (Quora)

Michael Laitman, en Quora:¿Cuál es el significado real de la espiritualidad?

La espiritualidad está por encima de nuestra realidad corporal. Es una percepción y sensación completamente opuesta a nuestra percepción corporal innata 

Nacemos en una naturaleza humana egoísta, damos prioridad al beneficio propio por encima de beneficiar a otros. 

Sin embargo, la espiritualidad opera de manera opuesta, altruista. Comparada con nuestra naturaleza egoísta- es una actitud de amor absoluto por el otro.

 ¿Qué significa que nacemos en una naturaleza humana egoísta? Significa que todo lo que hacemos está, en última instancia, dirigido hacia el beneficio personal.

El motor egoísta constantemente corre detrás de cada pensamiento, deseo y acción, distorsiona nuestra visión del mundo más de lo que estamos conscientes, bloquea nuestra habilidad de vernos conectados, como miembros de una sola familia, pues filtra y desecha el amor absoluto que existe en nuestras conexiones en las raíces de nuestra alma. 

Por lo tanto, cada acto corporal que llevamos a cabo está basado en este “bloqueo de percepción” egoísta que todos compartimos,que constantemente gravita alrededor de nuestra atención hacia nosotros mismos.  

Sin embargo, la acción espiritual está fuera y separada de quien la realiza. 

En lugar de identificarnos con nuestros “yoes”, nos identificamos con la fuerza causante detrás de sus manifestaciones corporales. Eso es posible al alcanzar una intención idéntica hacia otros, como la del Creador: una intención de absoluto amor y otorgamiento. 

Por eso, la espiritualidad, es la realidad de la conexión con el Creador, la sensación de satisfacción con la cualidad de amor y otorgamiento. 

La espiritualidad está fuera de tiempo, espacio, movimiento y del cuerpo animal. Se siente solamente en un nuevo sentido -la intención sincera de beneficiar al otro- la cual es regularmente ejercitada y desarrollada en el camino espiritual.

 

“¿Qué hace al hombre realmente felíz? (Quora)

Michael Laitman, en Quora: “¿Qué hace al hombre realmente felíz?” 

Cuando nos conectamos con otros, para lograr equilibrio con las leyes de la naturaleza -leyes de conexión, interdependencia y altruismo- este anhelo guía el descubrimiento de nuestro lugar perfecto en el sistema colectivo, del cual somos parte.

 

En la sabiduría de la Cabalá, esto es considerado como llegar a la raíz de nuestra alma, el estado armonioso final que todos podemos lograr.

Las profesiones más importantes

Comentario: El tiempo de la epidemia puso al frente a las profesiones menos apreciadas, como conductores, enfermeras, servicios de entrega y cajeros. Ahora el más importante es la que hace entregas a domicilio, nos conecta. 

El 97% son asistentes en el hogar, personal médico, enfermeras, parteras, etc. Es decir, en los últimos 30 años todo era al revés. Alguien con un diploma, con grados, doctorado, disertación doctoral, profesor era considerado necesaria e importante. 

Y de pronto, las profesiones necesarias, simples, están al frente. 

Mi comentario: La naturaleza misma, nuestra sociedad, asignará las profesiones necesarias tanto en cantidad como en calidad. Las universidades innecesarias, las profesiones y todo lo demás será cerrado. 

Pero, hay gran cantidad de profesiones que necesitamos y valoramos su experiencia. 

Necesitamos construir casas; ingenieros, técnicos, y tecnólogos. Debemos fabricar carros y todo, pero no sobre-cargarnos con lujos.  ¡En todo! 

Es lo más importante que el virus debe hacer en nosotros. Debe darnos la sensación de suficiencia, plenitud y satisfacción. Debemos evaluar todo en base a lo necesario. 

Todo será para optimización. La ley principal de la naturaleza es que la interacción entre sus partes es integral, mutua, complementaria, correcta y precisa, se hace todo lo necesario para el otro y el otro hace lo necesario para ti así se fusionan. 

Pregunta: ¿A quién llama científico en ese mundo? 

Respuesta: Científico es alguien que entiende el principio de la integralidad de la naturaleza y puede aplicarlo, al menos en algunas especialidades, tal vez en todo. 

Lo más importante es entender el principio de integralidad de la naturaleza, cuando todo lo que se hace es necesario para completarlo e integrarlos, en círculo, esfera. 

Así debemos participar. Sólo debemos completarlo. Por ejemplo, tal o cual profesión se necesita en algún lugar, en ese caso, en qué cantidad, en qué calidad, en qué perspectiva, etc. Si no, la retiramos. 

Cualquier profesión, todo puede ser necesario. Lo abordo desde el punto de vista de que no entiendo nada, pero intentemos entenderlo. Esto requiere de una relación prudente, correcta entre la gente, cuando se observa desde el punto de vista de lo correcto de su conexión en una sola sociedad

Pregunta: ¿Cuáles serán las profesiones más importantes? 

Respuesta: Las profesiones más importantes serán las que enseñan la correcta interacción de las personas entre sí en su complementación óptima, no excesiva del uno con el otro.
[267063]
De Kabtv “Noticias con Dr. Michael Laitman,” 13/abr/20

Material relacionado:
Coronavirus: tiempo de cambio
Peligro de disturbios sociales después del coronavirus, parte 2
Peligro de disturbios sociales después del coronavirus, parte 3

El hombre en un mundo interconectado, parte 5

La naturaleza es un maestro estricto 

Pregunta: Baal HaSulam escribe que los golpes de la naturaleza ocurren precisamente y de acuerdo con el nivel de desarrollo de la sociedad. Es decir, mientras la sociedad se desarrolla, la naturaleza nos corrige. 

¿Cómo difiere la corrección actual de los virus y cataclismos de hace 100 años? 

Respuesta:  De acuerdo con nuestro desarrollo, recibimos más y más golpes de la naturaleza. Parece que la naturaleza nos castiga. Pero no es verdad. Nos enseña, nos muestra en qué nivel y hasta qué grado estamos equivocados. Nos desviamos al esforzarnos por integrarnos y unirnos con la imagen global de la naturaleza. 

Resulta que, en general, somos participantes a los que no se les puede enseñar ni tienen idea de cómo es la naturaleza. No entendemos lo que debemos hacer. O lo entendemos, pero no queremos escuchar. 

Como resultado, la naturaleza siempre nos apunta con su dedo, pone ante nuestra nariz nuestros errores, pero no parecemos verlos. Resulta que los más exitosos parecen ser los que tienen menos conciencia de sus errores, que no les importan las inconsistencias con el mundo que los rodea. Hacen todo a su manera y al mismo tiempo, en el entendimiento de otros, son considerados los más exitosos. 

Comentario: Pero la naturaleza nos empuja a la asociación, cooperación, solidaridad. Vemos que cuando ocurren cataclismos, la gente comienza a tratarse de forma más sensible y gentil. 

Mi respuesta: No a causa de que tomen conciencia, sino por necesidad. Y tan pronto como el estado de amenaza pasa, inmediatamente regresan al estado de uno en contra de otro. 

Pregunta: ¿Cómo puede la naturaleza llevarnos hacia la solidaridad, hacia las relaciones sensibles, si los golpes no ayudan? ¿cuál es el sentido de ellos? 

Respuesta: La naturaleza nos lleva a ver y sentir que es integral, por analogía ella, debemos ser integrales.

Pregunta: Entonces, ¿la naturaleza requiere que nosotros como seres humanos, como la corona de la creación, lo reconozcamos por nuestra cuenta y queramos conectarnos entre nosotros de forma sensible? 

Respuesta: Si. Con el fin de unirnos en el nivel más elevado, creamos un sistema en el que sentimos toda la fuerza que dirige a la naturaleza y nos volvemos iguales a ella: eternos, perfectos y logramos todo. 

Pregunta: Entonces ¿debe haber cierto tipo de restablecimiento de los valores en la sociedad

Respuesta: Por supuesto. En todos y cada uno.
[266755]
De Kabtv “Era post coronavirus,” 16/abr/20

Material relacionado:

Desarrollo del ego y método de conexión, parte 1
Para que no esté silenciosa el alma
Cuídense de los mercaderes de la verdad