entradas en '' categoría

Mis pensamientos en Twitter,13 /jul/20

Cada día nos acercamos a la percepción correcta de la realidad, aunque la impresión de lo que sucede está muy cerca del colapso total.
El trabajo del #Creador es que nos demos cuenta de que sólo el Creador mismo puede corregirnos.
Si lo aceptamos, ¡Él nos corregirá!

La lucha no debe ser por los derechos de la #mujer, sino por su capacidad de influir en la #sociedad. Si la mujer quiere avanzar, debe aprender mucho para saber unirse correctamente, aprender cuál es su misión y con el sentido y la sabiduría adecuados, comprender su propósito…

Si se unen las mujeres cambian la situación en el mundo y se restablen el orden. En general, la #mujer lucha por sus derechos, por igualdad, eso se asemeja a una disputa familiar. Hablo de una #guerraEspiritual. La mujer es madre de la humanidad. Deben obligar al mundo a cambiar.

Está escrito que el Tercer Templo no fue construido por gente, usando piedras, sino que es construido con corazones de piedra, que cobran vida y se convierten en un solo corazón: un Templo lleno del Creador, de la Luz del amor.
#unidad #conexión

En nuestros días, debemos ser conscientes de que el Templo de #amor y #conexión que existió y fue destruido hace 2,000 años, lo debemos reconstruirlo con la fuerza del Mashíaj, que MOSHEJ (nos saque) del ego. Así será restaurado el Templo de amor y conexión con toda la humanidad.

A diferencia de otras transiciones entre las estructuras que sucedieron después de un auge del #ego en el hombre, la verdadera transición será cuando el ego se transforme en altruismo. ¡Por eso es tan destructivo, largo, doloroso y depende de que cambiemos nuestra #conciencia!

Las Tres Semanas (Bein haMetzarim) simbolizan un estado espiritual en el que debemos soportar la presión espiritual. Pero no pudimos soportarlo y provocó la ruina del Templo, la pantalla espiritual, nuestro vínculo, se rompió. Hoy recordamos el rompimiento y nos preparamos para reconstruir los muros del Templo, ¡la pantalla!

Todos esperan que termine la pandemia. Pero es sólo el comienzo. Necesita cambiar la mentalidad de la #humanidad. Y la humanidad aún necesita tiempo para sentir este estado, para comprender hacia dónde nos llevan y con qué fin. ¡Y así, entenderá qué debe cambiar para #unirse!

El mundo entero se contraerá al nivel de «esencial y suficiente». En este sentido, los humanos se convertirán en animales, pues nuestro cuerpo es animal. ¡Y espiritualmente, dedicaremos todo nuestro esfuerzo al avance del ama, a ser como el Creador! ¡Ese crecimiento es ilimitado!

De Twitter, 13/jul/20

La vacuna para la epidemia social.

Mi nuevo articulo: «La vacuna para la epidemia social»

Imagen de Reuters: Personas con mascarillas en la época de COVID-19, la gente se alinea a lo largo de la franja media a lo largo de la calle 42 y la Segunda Avenida esperando el fenómeno del atardecer conocido como “Manhattanhenge”, que no se pudo ver desde ese lugar, por dos noches consecutivas, debido a las persistentes nubes de tormenta en el horizonte, Nueva York, NY, 12/jul/20. Manhattanhenge es el evento durante el cual el sol poniente (y naciente) se alinea perfectamente con las calles este-oeste de la cuadrícula de calles de la isla de Manhattan, ocurre dos veces al año. (Anthony Behar / Sipa EUA)

No hay desencadenante de ansiedad más fuerte que lo desconocido. Y actualmente estamos atravesando un momento difícil en dirección a lo desconocido. Nos aterra. La confusión, el aislamiento y la agitación, son algunas de las amenazas para el estado de ánimo debido a las repercusiones de la COVID-19. Los expertos creen que la situación está cerca de una epidemia social. La única forma de mantenerse a flote en estas aguas turbulentas es con una red de apoyo, construir un sistema inmunológico contra la ansiedad a través de la conexión humana.

Hay muchos elementos impredecibles e incontrolables en la realidad que dependen de innumerables causas ocultas, que perdimos la confianza en múltiples aspectos de nuestra sociedad. Esto hace que la gente se sienta asustada.

Hace cincuenta años no temíamos tanto al futuro. Pensábamos que progresaríamos y las cosas mejorarían. Ahora no sabemos qué traerá el mañana y si las cosas mejorarán para nuestros hijos. Ya no es una especulación; vemos que el mundo está en declive. Nos enfrentamos a un miedo muy real de tener dificultades.

El hombre, por naturaleza, quiere saber sus probabilidades para el futuro; de lo contrario no está seguro de cómo actuar en el presente. En el pasado, la mayoría podía esperar, en gran medida, cuál sería el curso de su vida. La vida era simple, cerca de la tierra, guiada por las estaciones y cerca de la naturaleza.

Con los años, nos alejamos de la percepción de la naturaleza como la raíz de la vida, como el sistema supremo en el que existimos. Nos distanciamos unos de otros, glorificamos los logros individuales y alentamos la competencia despiadada, hasta el punto de que el ego creciente nos hizo sentir que los demás y la naturaleza, fueron creados sólo para servirnos.

No sabemos lo que sucederá. No entendemos qué es lo que nos afecta ni cómo responder correctamente. Lejos de la naturaleza y desintegrados como sociedad, descendimos a una incertidumbre perpetua.

Lentamente, nos estamos acostumbrando a la conmoción que impacta al mundo, aunque aún nos preguntamos qué fuerza actúa en la realidad y nos trae todos estos eventos. Se necesita el elemento de incertidumbre para tratar de encontrar la fuente de lo que nos rodea y darnos cuenta de que es la naturaleza. Es la misma fuerza que nos obliga a ser similares, interdependientes y sinérgicos.

Con dolores y problemas tremendos, gradualmente llegaremos a estar de acuerdo en la importancia de construir una fortaleza de relaciones humanas fuertes y trascendentes. A medida que internalicemos esta premisa y empecemos a trabajar en nuestra conexión, generaremos calidez y afecto, pensamientos de apoyo y preocupación por los demás. Estas acciones fomentarán nuestra confianza en el futuro y nos sacarán de una manera segura de nuestro estado actual de incertidumbre.

La sociedad futura debe ser una en la que la humanidad viva para lograr conexión, porque en la conexión, descubrirá alegría e integridad.

Los humanos somos seres sociales. Dependemos tanto de la sociedad, que debería ser nuestro refugio seguro cuando sentimos escasez y miedo. Necesitamos crear un ambiente que nos de sentido de confianza, de garantía mutua. Esto es todo lo que se necesita para sanar la epidemia

Por qué odiamos

Mi nuevo articulo: «Por qué odiamos«

En la naturaleza, no hay ni una pizca de odio, excepto en el hombre. Los animales no se odian; es un vicio solo del humano. Pero hay una profunda razón por la que solo exista el odio en los humanos y lo practiquemos con tanta pasión: la envidia, el deseo de poder y respeto, crecen dentro de nosotros todo el tiempo. Cada vez somos más implacables.

En el pasado, podías ver niños jugando en grupo y disfrutando su compañía. Hoy, juegan en sus dispositivos y se enfrentan entre sí, lo único que les importa es ganar.

Si comparas los gatos de hace dos siglos con los gatos de hoy, no encontrarás que se hayan hecho viciosos. Pero si comparas a la gente de hace dos siglos con esta generación, descubrirás que somos mucho más egocéntricos, pensamos que merecemos más, somos descuidados y en general, mucho peor que nuestros bisabuelos. De generación en generación, nos volvimos más belicosos, hirientes y sofisticados en nuestra malicia.

Pero hay una buena razón para esta aparente decadencia perpetua. Somos la única especie en descenso, pues sólo nosotros estamos destinados a hacer la corrección consciente de nuestra naturaleza. La razón del aumento en los niveles de odio en los últimos años y particularmente en los últimos meses, es que éste debe ser muy feroz para que nos obligue a buscar una manera de repararlo.

Mientras más aumente el odio, más nos daremos cuenta de que no podemos superarlo por nosotros mismos, sin embargo, debemos superarlo o se extinguirá la civilización. Esto, a su vez nos llevará, aunque sea contra nuestra voluntad, a trabajar en sanarlo juntos. Y esta cooperación obligatoria, contra un enemigo que habita en cada uno de nosotros, fomentará nuestro amor mutuo. Si no fuera por la intensidad del odio, no habría necesidad de amar. Si no fuera por nuestra derrota luchando solos contra el odio, no nos buscaríamos.

El odio que sentimos nunca desaparecerá. Si lo hiciera, también lo haría nuestra necesidad de amar. Precisamente el creciente odio es lo que nos hace aumentar el amor. Si avanzamos en ′′dos piernas”, odio y amor, lograremos conocer el abismo de las emociones humanas, podremos superar conflictos, triunfar sobre ira y odio y en el proceso, entender la profundidad de la naturaleza humana.

Solo si entendemos el papel y el significado del odio, podremos amar de verdad. Y cuando lo hagamos, veremos que todos nosotros, todos los colores, razas, creencias y culturas, fueron creados para odiar, porque sólo así convertiremos el odio en amor, por nuestra voluntad.

Ein Sof (Infinito) – Actitud del Creador hacia los seres creados

Baal HaSulam, Shamati 3, El asunto del alcance espiritual: Ein Sof pertenece al pensamiento de la creación, que es  “Su deseo de hacer el bien a Su creación” Esto se considera Ein Sof y es la conexión existente entre Atzmuto y las almas. Percibimos esta conexión como “deseo de deleitar a las criaturas.”

Ein Sof se determina como la actitud del Creador hacia los seres creados. El Creador es infinito en su deseo de dar contento a Sus criaturas y darles el placer eterno y absoluto.  

El ser creado Lo puede entender sólo en la medida en que tiene el deseo de disfrutar en calidad y cantidad. El hombre recibe del Creador y determina Su actitud hacia él y su actitud hacia el Creador. 

Así, “por Tus actos Te conoceremos” significa que no podemos decir nada sobre el Creador, podemos mencionarlo sólo por Sus actos en nosotros. A partir de Sus acciones establecemos nuestra impresión de Él. 

La gente que está en el mundo espiritual siente al Creador como el bueno que hace el bien y de esta forma lo llama a Él, la fuente de todo lo bueno. Por otro lado, aún no llegamos al alcance correcto, aún no sabemos cómo definirLo. Cada quien Lo define de forma distinta, en cada momento. 

Pregunta: Usted dice que el Creador es bueno, ¿este ya es el nombre del Creador para quienes Lo alcanzan?  

Respuesta: Es para quienes Lo alcanzan. “El bueno que hace el bien”, es el nombre verdadero del Creador. Es una impresión del Creador y cómo Lo revelamos en nuestro anhelo por Él.
[257825]
De Kabtv “Fundamentos de Cabalá,” 8/dic/19

Material Relacionado:
¿Para quién el Creador es el bueno que hace el bien?
El siguiente logro
El logro y lo logrado

Una definición que se niega a sí misma

Pregunta: ¿El Creador es un sistema cerrado por lo tanto limitado? 

Respuesta: Si. El Creador o la naturaleza es un sistema cerrado limitado que se siente como tal en nuestro egoísmo, en nuestro deseo. 

Pregunta: ¿Significa que el hombre mismo limita la naturaleza, el Creador? 

Respuesta: Naturalmente. Si maduro, le permitiré a la naturaleza que crezca y se manifieste más y más hasta ciertos límites. Y hasta qué límites, eso lo veremos más tarde. En la práctica, es un límite infinito, pero se siente como el que tiene las fronteras del infinito. Esta es una definición que se niega a sí misma.
[267034]
De Kabtv “Fundamentos de Cabalá,” 10/may/20

Material Relacionado:
Examina las leyes de la naturaleza
Desajuste del hombre con la naturaleza integral
Recompensa y castigo en nuestra vida, parte 5

La esencia del Creador es inalcanzable

Baal HaSulam, Shamati 3, “El asunto del alcance espiritual”:

Por lo tanto, con respecto al alcance espiritual, la realidad en general está dividida en tres discernimientos: 

 

  • Atzmutó [Sí mismo]
  • Ein Sof [Infinito]
  • Las almas

1) No hablamos de Atzmutó en absoluto dado que la raíz y el lugar de las criaturas comienza en el pensamiento de la creación, donde están incorporadas en la manera, “El final del acto está en el pensamiento preliminar”. 

La esencia del Creador es lo más desconocido, la sustancia más elusiva para nosotros. No hablamos de ello porque no podemos alcanzarlo. 

Al grado en que cambiamos, podemos hablar del Creador y de Su impacto sobre nosotros, como resultado de nuestros cambios. Por lo tanto, determinamos que el resultado de una acción es inherente a su plan original: “Por Tus acciones te conocemos”. Siempre llamamos al Creador de acuerdo a la acción que Él realiza en nosotros y esto se relaciona con Su esencia. 

Pero no comprendemos Su esencia, así como no comprendemos la fuerza de gravedad, por ejemplo. Todos la experimentamos, podemos medirla, estamos dentro y trabajamos con ella, pero no entendemos la esencia de la fuerza de gravedad ¿por qué cierto cuerpo atrae a otros cuerpos hacia sí? ¿cuál es la esencia de este fenómeno

De la misma manera, existe un Creador a quien de alguna manera podemos sentir pero no comprender. Está dicho que la esencia del Creador está totalmente oculta para nosotros.
[257801]
De Kabtv “Fundamentos de Cabalá” 8/dic/19

Material Relacionado:
¿Por qué no podemos sentir la esencia del Creador?
Nuevos tiempos, nuevas leyes
Singularidad del Creador, parte 6

Nueva Vida 1243 – El lugar de la humanidad en equilibrio ecológico

Nueva Vida 1243 – El lugar de la humanidad en equilibrio ecológico
Dr. Michael Laitman in conversation with Oren Levi

Resumen

La humanidad debe controlar toda la naturaleza como una madre sabia y de buen corazón. Según nuestro potencial, somos las criaturas más elevadas, pero todos los malos fenómenos que vemos en el mundo hoy, son resultado del ego humano.Todo fenómeno en la naturaleza, bueno o malo, es resultado de los pensamientos y actitudes de la gente. El mal se expresa cuando tomamos más para nosotros de lo que necesitamos, para dominar a todos. Si aprendiéramos a relacionarnos bien los demás, los niveles inanimado, vegetal y animal de la naturaleza también estarían equilibrados.

Los humanos deben comprender que la naturaleza es global e integral y que tienen el poder de llevar todo a la corrección. Equilibrio significa tomar de la naturaleza sólo lo que nuestro cuerpo necesita para vivir y lo demás para el desarrollo espiritual. Vida espiritual es aprender a conectarnos con amor y la preocupación mutua hasta que todos seamos como un hombre con un corazón. Eso nos llevará a la conciencia de una vida eterna y perfecta en el nivel de una naturaleza global, infinita y divina.
[265251]
De  Kabtv “Nueva Vida 1243 – El lugar de la humanidad en equilibrio ecológico,” 20/may/20
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora