«¿De la pandemia mundial de coronavirus, aprendido algo que nos falta?» (Quora

Michael Laitman, en Quora: «¿De la pandemia mundial de coronavirus, aprendido algo que nos falta?«

Debemos aprender que el coronavirus no es sólo un golpe para nuestra salud y la economía, sino que surgió para transformar totalmente nuestra vida.

Por un lado, muchos entienden que es una transición importante. Por otro lado, queremos revivir nuestro estilo de vida anterior, tan pronto como descubramos un remedio para la enfermedad.

Pero, necesitamos elevar nuestra conciencia y ver que la naturaleza, con la pandemia, actúa en nosotros para aumentar nuestra comprensión y sentimiento de lo que sucede.

Es decir, el coronavirus no apareció sólo para aislarnos en nuestra casa y mantenernos a una distancia de dos metros, cuando salimos a la calle, tampoco para impedirnos asistir a eventos públicos y así. Surgió para que comprendamos nuestra interdependencia e interconexión y ajustemos nuestras relaciones para vivir con más responsabilidad mutua y consideración hacia los demás.

Mientras más tiempo permanezca la pandemia entre nosotros, más podremos constituir, gradualmente, una nueva sensación, más integral y global.

Aparte del golpe en sí, que, en contra de nuestra voluntad, nos enseñarnos que somos interdependientes también espero que, por nuestra voluntad y con educación, logremos aumentar nuestra conciencia.

En otras palabras, en lugar de sólo reaccionar ante un problema que se revela ante nuestros ojos, podamos aprender el gran proceso evolutivo en el que estamos y ver que vivimos en una naturaleza global e integral, que actúa para, finalmente, elevarnos a un estado armonioso de perfecta conexión entre nosotros y con la naturaleza.

Al comprender este amplio panorama, podremos ver al coronavirus como una difícil lección que la naturaleza nos da de forma muy calculada. Igual que en la forma en que educamos a los niños, si escuchan nuestros consejos de buena gana, estamos en buenas relaciones y se ahorran problemas. Pero, si no escuchan, para salvarlos de golpes inminentes mayores que podemos prever, debemos actuar de manera más estricta y severa hacia ellos.

Por eso, yo, mis estudiantes y mi organización invertimos tanto en explicar la causa raíz de la pandemia y cómo debemos usar esta situación para reajustar nuestro enfoque en la vida. Es decir, al aprender que la naturaleza opera en nosotros y que, más rápido, podemos lograr equilibrio con ella, tener una vida más saludable y feliz y también salvarnos de un sufrimiento futuro más intenso.

Es prudente aceptar el coronavirus como una advertencia de la naturaleza, usarlo para acercarnos más a ella. Es decir, la naturaleza es interdependiente y está interconectada, así debemos ver nuestra interdependencia, como parte de la naturaleza y aumentar nuestra responsabilidad mutua y nuestra consideración hacia los demás.

En última instancia, no hay pandemia ni virus, sino una fuerza que necesita presionarnos. No tiene deseo de lastimarnos, pero como padre amoroso que ve a su hijo desviarse hacia un curso negativo, necesita actuar de manera más agresiva para que podamos entender lo que quiere de nosotros.

De una forma u otra, necesitamos desarrollarnos y conectarnos más positivamente. La pregunta es, lo hacemos de manera armoniosa activando nuestra mente y corazón para conectarnos positivamente con los demás y reorganizar la vida para que nos de los elementos esenciales que todos necesitamos; o por el contrario, dejemos que la aplanadora de la evolución de la naturaleza siga persiguiéndonos, incitándonos por detrás para despertarnos en circunstancias dolorosas.

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta