Un círculo donde hay lugar para todos

Debemos esforzarnos por asegurar que nuestra petición al Creador esté lo más lejos posible de nuestro ego y querer unirnos en un punto central entre nosotros. Es decir, me anulo y trato a todos igual, para mí no hay bueno ni malo, cercano ni distante, todos son absolutamente iguales. 

Siempre cuido de no pensar en mí beneficio, sensaciones, entendimiento o satisfacción y todo lo hago, sólo con el fin de construir un Kli, unión, unidad, el lugar de la revelación del Creador, Su grandeza. 

El Creador es llamado “lugar” y necesitamos pensar en cuál es la característica, la propiedad, de ese lugar, esa área que construimos entre nosotros. Y, de acuerdo a esas propiedades, la esencia de ese lugar, somos recompensados con la revelación del Creador. Creamos este lugar con nuestra propia auto-cancelación, al esforzarnos en construirlo juntos, en términos iguales. 

Y el Creador tendrá un lugar donde puede revelarse. El lugar ya existe, pero en forma egoísta. Anulamos nuestro ego y le permitimos a todos estar en este lugar. Resulta que ese lugar es más elevado que nuestro egoísmo, más elevado que la razón, y tenemos que construir un área donde el Creador puede revelarse. Nosotros creamos al Creador. 

Si creamos un lugar así para la revelación del Creador, realmente sentiremos que “No hay nada excepto Él”. En realidad, al anular nuestros deseos de disfrutar y querer conectarlos, construimos algo nuevo que no existía antes. Se dice: “Ustedes me crearon a Mí”. 

Y, la solución correcta se vuelve clara para el problema que tenemos en este mundo material, donde los conflictos se encienden más y más: la izquierda contra la derecha, algunos partidos y facciones en contra de otros. No se ve un final a esta disputa y los disturbios amenazan con escalar hasta una guerra civil 

Debemos entender que todas esas disputas no nos llevarán a ningún lado y que hay sólo una solución -que cada uno ceda ante el otro y reconozca el derecho a existir de todas las opiniones. El Creador no nos permitirá desechar nuestra opinión ni destruir a otros. El ego es eterno; sólo por encima de él podemos construir un lugar para que el Creador se revele. 

Por lo tanto, hay sólo una solución para todos los conflictos en el mundo, entre países. Y crecerá más y más para llevarnos a una decisión única: al final, todas las transgresiones serán cubiertas con amor, cada uno hará un poco de espacio y le dará espacio a los demás. 

No importa si es de izquierda o de derecha, toda opinión, hasta la más inusual, tiene derecho a existir porque sólo en la conexión correcta, cuando cada uno sacrifica algo por el otro, construimos un área redonda. Hay espacio para todos en este círculo porque se construye con base en concesiones mutuas, en aras de la existencia común. 

Por eso, no debe haber odio de derecha contra izquierda ni de izquierda contra derecha, unos contra otros, debe haber reconocimiento de que hay lugar para todas las tendencias y sólo odio mi egoísmo, que quiere cancelar a otros. Pero lo odio sólo porque evita que me conecte con otros, nada más. 

Pues, por encima del ego construyo una conexión, si lo reduzco un poco. Eventualmente, así construyo el lugar que será llamado “Creador”. El Creador se abrirá y el mundo existirá como un lugar para la revelación del Creador. 

Ninguno debe pensar en su odio por otros ni en su abolición, sino que le da a cada uno un espacio donde construir un lugar, con nuestras concesiones mutuas, para que el Creador viva. Si no hay oposición de opiniones, partidos, movimientos, personas u oponentes en mi contra, no podré construir un lugar para la revelación del Creador. El Creador existe sólo en el lugar de nuestras concesiones mutuas. 

Por lo tanto, veremos que el odio y la oposición crecen. No hay necesidad de esperar que los disturbios se calmen. Al contrario, se pondrá peor y peor. Pero con nuestro enfoque correcto, podemos dar ejemplo para el resto. Antes que nada, necesitamos dar lugar al otro y también enseñarle a dar un lugar para el resto. 

Así equilibraremos el sistema de nuestras relaciones, equilibraremos las fuerzas en oposición y tendremos un lugar entre nosotros, construido con concesiones mutuas en relación a los demás, donde todos serán incluidos. Si nos arreglamos para construir esa área, le daremos al mundo el método para revelar al Creador.
[268785]
De la lección diaria de Cabalá 3/ago/20, «El amor cubre todas las transgresiones»

Material relacionado:
Círculos que no se interceptan
Alejate un poco para que entiendas cómo funciona el sistema
Taller en el círculo y Cabalá práctica – parte 1

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta