Una oportunidad real para despertar

La humanidad está representada como una diminuta brizna de arena en las profundidades de un universo infinito. Todo este universo, en realidad, no tiene nada en absoluto qué ver con la espiritualidad. No existe un solo punto que pertenezca al mundo espiritual y no ocupa ningún lugar en la verdadera realidad. 

Este mundo, el que sentimos ahora y la vastedad del universo con estrellas y galaxias, nada de esto existe en absoluto. Existe sólo en nuestra imaginación, porque estamos en estado inconsciente y vemos alucinaciones como si estuviéramos delirando. Se dice que cuando despertemos, entendemos que “estábamos como en un sueño”. 

En este sueño, imaginábamos que vivíamos sobre el planeta Tierra, rodeado de galaxias y de un universo infinito. Nada es real, es como un sueño causado por procesos eléctricos en el cerebro, que, durante el sueño, está apagado en un 99%. Podemos decir lo mismo acerca de esta vida. Estamos desconectados de la verdadera vida, como en un sueño. 

No hay nada real en esta vida, excepto la oportunidad de despertar y elevarnos por encima de esta percepción, salir de este sueño. Es lo que necesitamos hacer.
[272559]
De la 1a parte de la lección diaria de Cabalá 19/oct/20, Escritos de Baal HaSulam, “La herencia de la tierra”

Material relacionado:
Todo el universo se formó de una chispa de Energía Superior
El alma plegada del Universo
El propósito del universo

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta