Cada uno es responsable de arreglar el mundo

Si me corrijo a mí mismo, veré que todo lo demás ya está completamente corregido. Todo depende de mi corrección, Pero para corregirnos, debo dirigirme hacia todos e intentar convencerlos de que todos necesitan corrección

Todo lo que sucede a mi alrededor es mi proyección. No veo a nadie, me veo a mí mismo. Existen ocho mil millones de personas en el mundo, pero todas son partes de mí. Yo soy Adam HaRishón, el primer hombre y todos están incluidos en mí. Por eso, soy responsable de corregir el mundo entero ¡Y todos deben pensar así! 

La corrección externa es que me dirijo a todos y los impulso a corregirse ellos mismos. Y la corrección final es que me corrijo a mí mismo, mi actitud hacia el mundo y trato a todos bien. 

Y hasta que me corrija a  mí mismo, tanto interna como externamente, de manera que pueda ver a todos corregidos, no terminará la corrección del mundo.
[273231]
De la lección para mujeres 1/nov/20

Material relacionado:
La vasija general de la humanidad
Aceleración del desarrollo espiritual
El deber de todas las almas

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta