Los «reformadores del mundo» lo destruirán

Observación: Cuando surge el mal y ahora hay mucho mal en el mundo en todos sus colores, de repente aparecen los que quieren corregirlo. Se les llama gente honorable, se les dan premios Nobel, etc. Vienen a corregir el mal. Donan dinero e invierten su fuerza.

El gran cabalista Baal HaSulam, cuyas obras estudiamos, escribe en el artículo Paz en el mundo sobre “La debilidad de los ‘reformadores del mundo’”: “Esta es la clave para comprender la debilidad de los reformadores del mundo a lo largo de las generaciones. Consideraron al hombre como una máquina que no funciona correctamente y necesita reparación, es decir, quitar las partes rotas y reemplazarlas por otras que funcionen».

En principio, suena muy lógico. Es decir, quieren operar la máquina correctamente para que funcione sin problemas de acuerdo con su comprensión.

“Esta es la tendencia de todos los reformadores del mundo: erradicar cualquier daño y maldad en la especie humana… y es cierto que si el Creador no se hubiera opuesto a ellos, ciertamente ya habrían limpiado al hombre por completo, dejando en él sólo lo bueno y útil».

Respuesta: Y eso traería el fin del mundo.

Observación: Pero está escrito que dejarían «sólo lo bueno y útil». Eso sería bueno para el mundo.

Mi comentario: Bueno, ¡por supuesto! Intenta sugerirlo y verás que todos estarán de acuerdo contigo. Excepto el Creador.

Observación: El Creador dice: “No, no necesito lo llamado bueno y útil. No necesito que sea lo único que queda en el mundo».

Más adelante, Baal HaSulam dice: “Pero debido a que el Creador vigila meticulosamente todos los elementos de Su creación, no deja que nadie destruya nada en Su dominio, sólo lo reforma y lo hace útil y bueno, todos los reformadores de la clase mencionada desaparecerán de la tierra y las malas cualidades no desaparecerán. Existen y cuentan los grados de desarrollo que aún deben atravesar hasta completar su maduración”.

Es como si el Creador dijera: “No me gustan esos reformadores del mundo. No me gustan los que les gusta hacer el bien”. Quieren que el mal desaparezca, que reemplace las partes dañadas del automóvil por otras buenas y que funcione bien. No quiero eso.»

Mi comentario: Es correcto. ¿Quiénes son los socios del Creador? Villanos. Revelan el mal en el mundo, como dice el Creador: «Yo cree la inclinación al mal…» Es decir, son sus cómplices que le ayudan y revelan el mal.

Nos muestran: «¡Mira lo que creó el Creador!» Y lo único que falta aquí es el otro lado, debemos tomar las fuerzas de la naturaleza y construir un sistema opuesto que compense el mal. Luego, al crear nuestro propio sistema de bien, que compense el mal, nos elevaremos con ambas fuerzas, en ambos niveles.

Pregunta: ¿Quiere decir que la gente malvada está más cerca del Creador?

Respuesta: Si. Con ellos el Creador crea el mundo.

Pregunta: Él creó el mundo y nos muestra que el mundo fue creado con el mal. Lo vemos, nos horrorizamos y comenzamos a luchar contra este mal. ¿dice que: «Está mal luchar contra el mal?»

Respuesta: Debemos aprender a compensarlo correctamente, a usarlo como el menos y el más en la electrónica y otras áreas.

Pregunta: Entonces, el mal existe y no debo tocarlo. Al contrario, debo crear una montaña de bien. Habrá una montaña de maldad y una montaña de bien, ¿crece la montaña de maldad? ¿también crece la montaña del bien? ¿lo principal es no borrar esta segunda montaña?

Respuesta: No puedes borrarlas, destrozarás la naturaleza.

Pregunta: ¿Cómo construyo la montaña del bien?

Respuesta: Sobre la base del mal.

Pregunta: Al ver todo este mal, digo: «Este no es el camino correcto, ¿debería elegir otro camino?”

Respuesta: Por supuesto. De lo contrario, serás como los que destruyen gorriones, moscas, etc.

Pregunta: Entonces, ¿construyo una montaña de bondad viendo la montaña de maldad?

Respuesta: De acuerdo a ella.

Pregunta: ¿De dónde saco la fuerza para construir la montaña de bien?

Respuesta: Tienes que pedirlo al Creador mismo.

Pregunta: ¿No hay otra forma?

Respuesta: No. Así verás por qué el Creador creó el mal. Es para que vayas a Él y recibas la fuerza del bien.

Observación: Sólo con los recursos materiales, con mis habilidades …

Respuesta: No te llevará a ninguna parte. No lograrás nada. Sólo hay maldad en nuestro mundo. Incluso lo bueno que ves también es malo.

Pregunta: Y cuando dice: “Este líder fuerte, carismático, valiente y decidido podrá llevarnos al bien, a la felicidad” y todos comienzan a votar por él, ¿es todo mentira?

Respuesta: Claro. Hoy, más y más gente comienza a darse cuenta de esto.

Pregunta: ¿Nuestra tarea es construir este bien contra el mal y lo único que tenemos que hacer es pedir fuerza a la naturaleza, al Creador?

Respuesta: Pedir al Creador la fuerza del bien para equilibrar el mal y ascender sobre estas dos fuerzas como sobre dos piernas.

Pregunta: ¿Llegará el mundo a esto?

Respuesta: ¡Muy pronto! Creo que, quizás, también llegaré a ver esto. Pero debemos sentar las bases.

Observación: Definitivamente es un punto de inflexión para el hombre.

Respuesta: ¡Necesitamos educar a la gente! Conceptos básicos que sólo tenemos que exponer ante ellos.

Pregunta: Hablamos de una persona común. Dígame, cuando te enfrentas al mal, ¿cuál debería ser tu primera reacción?

Respuesta: Equilibrar el mal. Si quiero destruirlo, ¡tengo que equilibrarlo! Así, no sólo lo erradico como reduciéndolo a cero, sino que lo empleo y lo uso para bien.

Como las dos fuerzas en la electricidad: menos y más. Toda fuerza que se revela en este mundo es ella misma y su opuesto, su paralelo. No hay nada más, sólo eso. Por eso, respecto al mal, debemos encontrar la expresión del bien y ponerlos uno contra el otro y nosotros en medio. Verás que al subir sobre estos dos arroyos de la fuente. Así te elevas y usas ambos.

Pregunta: Entonces, ¿estás diciendo que para que nos elevemos de buena manera, tenemos que estar entre el bien y el mal?

Respuesta: Deben empujarte desde abajo como el chorro de una fuente.

Pregunta: Cuando construyo el bien contra el sentimiento del mal, ¿se dice que estoy en medio? Veo tanto el bien como el mal.

Respuesta: Si. Necesitamos enseñarle a la gente cómo usar ambas fuerzas correctamente. Es la revelación del nuevo mundo y un sinfín de posibilidades.

Pregunta: ¿Quiere decir que necesitamos trabajar en la primera reacción de la persona para destruir el mal? De modo que la primera reacción sea: «¡Oh!»

Respuesta: Depende del apoyo de la sociedad, del medio ambiente.

Pregunta: Entonces, de una forma u otra, el hombre debería buscar o estar en el entorno que piensa de esta forma, ¿verdad?

Respuesta: Si. El ambiente lo apoyará detrás de escena. Y sentirá que necesita ciertas acciones. Recibirá pensamientos del entorno. El mundo está llegando a esto, no hay otro camino. Así está organizado el mundo. ¡Lo principal es seguir adelante![272870]
De Kabtv «Noticias con Michael Laitman» 10/ago/20

Material relacionado:
Haaretz: “El esfuerzo de Theresa May por erradicar el antisemitismo necesita de nuestra ayuda”
La aspiración a la felicidad como un denominador común
Yo dirijo a todo el mundo dentro de mí

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta