«Me hiciste»

Si conectas dos cables eléctricos, uno con voltaje positivo y el otro con voltaje negativo, se produce un cortocircuito. Es imposible conectar más y menos. Por lo tanto, debe darles trabajo colocando una carga, una resistencia entre ellos.

Si trabajamos juntos por encima de nuestra naturaleza, acumulamos esfuerzos entre nosotros para tratar de unirnos. Si cada uno quiere ajustarse al otro, construimos el mini-sistema del Creador entre nosotros. Pues, te trato con amor y tú me tratas igual. Cada uno toma el poder de otorgamiento del Creador y va con él hacia el otro, construimos entre nosotros un pequeño Creador, un pequeño sistema de conexiones leales y luego, incluso, amor.

Así se construyen los mini-sistemas entre todos: yo estoy en otorgamiento hacia ti y tú estás en otorgamiento hacia mí. Pero el otorgamiento ya es la fuerza del Creador, es decir, construimos al Creador entre nosotros, como se dice: «Tú me hiciste».

Construimos esos pasajes entre todos y cada uno, la propiedad del Creador que nos une. Cuando todos se unen con todos, construimos al Creador y lo revelamos.

Por eso, el Creador rompió nuestra alma común, para que lo revelemos, sintamos como si Él no nos creara, sino que dimos a luz al Creador. Así, nos volvemos similares a Él y entendemos Su plan, es decir, logramos adhesión completa a Él.
[274730]
De la 1a parte de la lección diaria de Cabalá 29/nov/20, «El trabajar con fe por encima de la razón»

Material relacionado:
Zona de alto voltaje en el centro del grupo
Crea al Creador dentro de ti
La única tarea del Creador

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta