entradas en '' categoría

El milagro del nacimiento de una nueva vida

Concepción, embarazo y nacimiento son los elementos principales de cualquier proceso de desarrollo. Incluso en los procesos materiales, hay mucho que se desconoce, se oculta y está fuera de nuestro control.

Es difícil entender las sutilezas del mecanismo de este trabajo y más aún controlarlo y conocer su motor interno. Por supuesto, la concepción pertenece al poder del Creador.

El nacimiento del cuerpo del hombre pertenece a la etapa animal y el nacimiento a nivel humano es el nacimiento espiritual. Hablamos del individuo en nuestro mundo que nace gracias a su propio esfuerzo y a procesos controlados desde arriba por el Creador, por la fuerza superior, por el sistema superior. Gracias a esto, podrá llamarse humano, Adam, es decir, similar al sistema superior que lo desarrolla, el Creador.

Creemos que hay cierto misterio en la forma en la que una nueva vida se desarrolla repentinamente a partir de una célula. Implica una fuerza desconocida que le da a la célula impulso para desarrollarse. También lo experimentamos en nuestra vida corporal ordinaria y percibimos el embarazo y el nacimiento como un milagro.

En espiritualidad es aún más milagroso. Lo más difícil es entrar por primera vez al mundo espiritual, es decir, a la sensación de las fuerzas espirituales que actúan sobre el hombre. Siente que su alma comienza a desarrollarse desde un punto y se conecta con las fuerzas que actúan sobre él. Es el inicio del alma, la concepción espiritual de una gota de semen espiritual.

Se necesitan muchos años para alcanzar esa concepción espiritual, para establecer la conexión entre la fuerza superior y las fuerzas del hombre. Cuando por primera vez, hay este contacto sensorial, su primera conexión con la fuerza superior, el Creador, cambia radicalmente su actitud.

Comienza a ver que él mismo y el Creador son socios y comprende que en el momento en que esté dispuesta a anularse totalmente podrá comenzar una nueva vida. Su actitud hacia la vida, hacia sí mismo y hacia el Creador cambia.

Antes, todo surge de su deseo egoísta natural. Ahora se siente dispuesto a romper con su ego, comprende, tiene la fuerza necesaria y puede imaginarse a sí mismo existiendo fuera de su ego y actuar en aras del otorgamiento. Es decir, quiere actuar en bien del Creador sin ningún beneficio personal en ese momento.

Este desapego del deseo de recibir es uno de los componentes del proceso de concepción y del nacimiento en el mundo espiritual.

Todas las acciones que conducen al nacimiento espiritual se pueden hacer sólo en grupo y a través de él, recibir la fuerza de arriba, del Creador. El Creador está dentro del grupo. En la medida en la que estás dispuesto a someterte a ella, recibes la fuerza de otorgamiento que te ayuda a convertirte en hombre. De otra forma, seguirás siendo una gota muerta de semen que aún no comienza a desarrollarse.

Todas las fuerzas del desarrollo pasan por el grupo, por la decena. Por eso, sólo si sabes unir a la decena, unirte y ser incluido en ella, puedes hablar del nacimiento espiritual.
[276776]
De la lección diaria de Cabalá 11/ene/21, «Ibur (concepción) y preparación para el nacimiento»

Material relacionado:
Concepción
Entrar al sistema de gobierno superior
La concepción es el primer nivel de la realidad espiritual

Adopta al Creador

Si quiero avanzar en la espiritualidad, a cada segundo debo transferir todos mis sentimientos, atención y amor de la decena, al Creador. Incluso si no lo deseo, trato de hacerlo artificialmente.

Es como una familia que adopta a un niño y trata de darle la mayor atención posible, aunque aún no se hayan apegado a él con el corazón y lo sientan como extraño.

Pero, ponen más y más energía hasta que comienzan a sentirlo como un verdadero miembro de la familia. Mientras más corazón y cuidado ponen en ese niño extraño, se preocupan y lo cuidan día y noche, más lo sienten como propio. Les encanta el esfuerzo que ponen porque es parte suya.

Así es como debemos actuar en relación con el Creador. Lo construyo al poner más y más atención y esfuerzos en mi deseo de recibir placer del deseo de otorgar al Creador. Y por eso se dice: «Tú me hiciste». Resulta que empiezo a querer al Creador porque yo mismo Lo hice.

El Creador se convierte en el bueno que hace el bien porque yo quiero que Él sea así. Lo hago con mis propias manos y así avanzo y Lo construyo.

Por eso, al Creador se le llama «ven y ve» (Bo-Re) porque necesitas llegar a su revelación poniendo mucho esfuerzo. Y verás lo que hiciste y disfrutaré porque lo hiciste. De lo contrario, es imposible revelar al Creador.

Trabajamos para moldearnos como seres humanos y también moldeamos al Creador. Construimos la forma del más elevado a partir de nuestro deseo de recibir placer y el Creador nos da el poder de otorgamiento y amor. Nientras más me esfuerzo, como con el niño adoptado, más construyo mi imagen dentro de Él, mi forma corregida, que se llenará con el espíritu de otorgamiento y amor y se llamará “ven y ve”, es decir. Creador.
[276810]
De la 1a parte de la lección diaria de Cabalá 12/ene/21, «Ibur (Concepción)»

Material relacionado:
Los esfuerzos son la recompensa
Construyendo la divinidad
El método para revelar al Creador

El primer alcance de la espiritualidad 

Cuando muchos grupos buscan la transición del mundo corporal al espiritual y cada decena quiere unirse y comprenderla dentro de ella, ya es un evento enorme. El nacimiento del alma. 

Sabemos por la vida corporal que lo principal es el inicio del embarazo, su retención para que no haya aborto espontáneo y al final el nacimiento. Es un proceso muy complejo en el cual son posibles todo tipo de explicaciones. Pero cuando todo esto pasa y nace un niño, comienza a crecer. 

Lo más difícil en el trabajo espiritual es el primer alcance de la espiritualidad: conexión alrededor del punto espiritual, que es uno para toda la decena. Si lo detectamos, comenzamos a desarrollarlo, a recibir más y más satisfacción. 

El proceso de crecimiento espiritual consiste de altos y bajos, el crecimiento alterno de la cualidad de recepción y la cualidad de otorgamiento. Pues, no podemos recibir el poder del otorgamiento sin sentir su falta. Y así, primero debemos descender hacia el ego, sentir todo su mal y la necesidad de corregirlo en otorgamiento. 

Y sigue el movimiento adelante y atrás como un pulso o el proceso que tiene lugar en el embrión. Pero ya es el trabajo de la fuerza de otorgamiento sobre nuestra fuerza natural de recepción, de acuerdo con nuestro deseo de estar bajo la autoridad de la fuerza de otorgamiento. 

Aquí es donde comienza el nacimiento en el mundo espiritual; comienza con el deseo de anularme en la decena para que la fuerza superior actúe en nosotros y haga con nosotros lo que quiera. Estamos dispuestos a separarnos completamente de nuestro ego con el fin de volvernos como el Creador

Si un individuo intenta implementarlo por sí mismo, ciertamente terminará en un aborto espontáneo, porque está solo. Pero si está incluido en la decena, en los amigos, no se desprenderá. Si nos unimos y nos esforzamos por la misma meta, por el mismo poder de otorgamiento mutuo y nos apoyamos, comenzaremos a desarrollarnos correctamente. 

Y tan pronto como me separo de la decena, estoy muerto, como un órgano separado del cuerpo y ciertamente habrá un aborto espontáneo. Pues, la espiritualidad, a diferencia de la corporalidad, es perfecta, no puede existir nada parcial. Si alguien sale, crea un problema para todos. 

Por lo tanto, es necesario proteger nuestra conexión y la conexión con el Creador, en todas las formas posibles. Al grado en que cada uno se anula ante otros y todos se anulan ante el Creador, le damos al Creador la oportunidad de cuidarnos, como una gota de semen en el vientre de la madre, se entrega a la autoridad de la madre.
[276785]
De la lección diaria de Cabalá 11/ene/21, “Ibur (Concepción) y preparación para el nacimiento”

Material relacionado:
Avance espiritual
El avance es sólo en el grupo
Cómo crece el embrión espiritual

Cada segundo salimos de Egipto 

La Torá habla sólo de cómo salir del deseo egoísta y entrar el deseo de otorgamiento, es decir salir de Egipto. Por eso, el método de la corrección espiritual está asociado con Egipto. Cada día, en cada acción, debemos recordar cómo salimos de Egipto. 

Con todas nuestras acciones, queremos elevarnos por encima de las cualidades egoístas que se revelan cada vez más en nosotros a cada segundo. Resulta que constantemente salimos de nuestro ego, fuera de Egipto, ya sea física o mentalmente. 

El éxodo físico de Egipto puede ser historia pasada hace mucho, pero no se trata de historia ni de geografía. Se trata de las cualidades humanas. Constantemente descubro un nuevo egoísmo en mí y debo elevarme por encima de él, se le llama salir de Egipto. Cada acción y esfuerzo que hacemos es para escapar de la esclavitud egipcia. 

Para este éxodo, todos deben unirse. Las plagas de Egipto llegan con este propósito, incluso el primer golpe ocurrió antes, entre los hijos de Jacob y los forzó a ir a Egipto. 

Los hermanos no querían unirse a José, cuyo nombre significa “recolector”, es decir, una cualidad especial que debe unirnos. Ellos no querían unirse y vendieron a José como esclavo a Egipto. Pero después, a causa del hambre y la adversidad, ellos mismos fueron forzados a descender a su ego, hacia Egipto y cuando estuvieron con José, se unieron. 

La Torá nos habla de todas las situaciones que pueden surgir en el proceso de nuestro trabajo de conexión en decenas y a apreciar la cualidad de José en la conexión correcta. 

Después de José llega Moisés (de la palabra “Moshej”, “jalar”). Moisés fue sacado de las aguas del Nilo cuando era bebé y él sacó al pueblo de Israel y a todos los que quieren salir de su ego, salir de Egipto, hacia el Creador. 

“Tierra (Eretz)” significa “deseo (Ratzon)” e “Israel (Yisrael)” significa directo al Creador (Yashar Kel). Desde la primera introducción a la ciencia de la Cabalá, hasta el final de la corrección, sólo nos preocupa salir de nuestro ego, es decir, fuera de Egipto.
[276656]
De la 1a parte de la lección diaria de Cabalá 10/ene/21, “Capítulo Shemot

Material relacionado:
La fuerza que nos guía hacia afuera de Egipto
Sólo juntos saldremos de Egipto
El milagro de “la salida de Egipto”

Nueva Vida 1291 – Determina la dirección y metas en una realidad cambiante

Nueva Vida 1291 – Determina la dirección y metas en una realidad cambiante
Dr. Michael Laitman en conversación con Oren Levi y Nitzah Mazoz

Resumen

Los jóvenes quieren tener éxito pero encuentran difícil elegir la meta y dirección correcta en una realidad cambiante. Aun cuando la realidad cambia y el futuro se siente incierto, la humanidad avanza hacia la conexión integral mutua. 

En los siguientes años, cada individuo necesitará aprender a relacionarse consigo mismo, con otros y con la sociedad, con una actitud correcta. Quien trabaje para conectar a la gente en un sistema bueno, mutuo e integral, no perderá. 

El factor más importante al elegir un lugar de trabajo será si hay o no espíritu de conexión entre los trabajadores. Si sentimos que no estamos solos sino en un grupo con personas que se ayudan y sostienen mutuamente, podremos tener éxito en todo.
[275739]
De Kabtv “Nueva Vida 1291 – Determina la dirección y metas en una realidad cambiante” 20/dic/20
Vídeo: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Movimiento de unidad

Pregunta: ¿Qué es el alma?

RespuestaAlma es un deseo que estuvo totalmente conectado al Creador y luego se rompió en muchas partes, como en el Big Bang, sólo que a un nivel superior. 

Cuando una persona llega a un grupo cabalista, se le explica que todo nuestro movimiento es hacia la unidad. 

De hecho, está escrito en las fuentes antiguas, que en el tiempo de la antigua Babilonia, toda la humanidad era como una familia. Nadie quería dominar a nadie. Pero luego, experimentaron una repentina explosión de egoísmo entre ellos. Así, Abraham, quien era su líder espiritual, los llamó a todos a unirse.

Pregunta: ¿Cómo sucede esto en el hombre? 

Respuesta: El hombre comienza a entender que no tiene otra opción. Si quiere revelar al Creador, al propósito de la vida, debe cambiar al siguiente estado, de la cualidad egoísta de recepción, la fuerza egoísta sobre los demás, hacia el estado de unidad, amor, otorgamiento y conexión.
[276535]
De Kabtv “Estados espirituales”, 15/abr/19

Material relacionado:
Un alma
¿Qué es el alma?
Alma-Una para todos y cada quien tiene la suya

¿Con quién hacer equipo? 

Pregunta: Pocas personas pueden conectar con su misma gente, como los padres, esposa y sus propios hijos ¿cómo me puedo unir a los hijos de las demás personas, si no puedo unirme con los míos? 

Respuesta: Nos unimos, no con los hijos de las demás personas ni con las personas, sino con gente que piensa igual, que tiene el mismo objetivo que nosotros: nos elevamos por encima de nuestra naturaleza egoísta y comenzamos a sentir fuerzas superiores. “Superior” no significa fuerzas místicas. Son simplemente fuerzas por encima de nuestro egoísmo

Todo lo que sentimos ahora, son fuerzas egoístas dentro de los niveles inanimado, vegetal, animal y humano en la naturaleza. Necesitamos elevarnos por encima de todo. Así, realmente empezaremos a sentir toda la materia, toda la naturaleza y toda la creación. 

Para esto se requiere de algunas personas más, con quienes podamos trabajar en nuestra ruta de salida de nosotros mismos y de nuestro ego, para sentir todo lo que existe fuera de nosotros. Así funciona. 

Pregunta: ¿Cómo se manifestará en sí la fuerza superior? ¿Qué es este sentimiento? 

Respuesta: Es la cualidad de otorgamiento y amor que nos une a todo y a todos, incluido el universo, es decir, todos los mundos y todos los universos. Todo, de pronto se une en un sistema único y específico y lo sentiremos dentro de nosotros.
[276436]
De Kabtv “Pregunta al cabalista”, 31/dic/18

Material relacionado:
¿Cómo podemos satisfacer los deseos de miles de  millones de personas?
Un grupo de diez es la clave para sentir el mundo superior
Una decena como herramienta para la adhesión

Distancia que desaparece

Pregunta: ¿Saben los cabalistas medir la distancia?

Respuesta: Sí, pero es una técnica muy difícil, pues miden la distancia, no sólo entre egoístas, sino también entre altruistas, es decir, entre las almas.

Pregunta: ¿Cómo se mide esta distancia?

Respuesta: En unidades cabalistas.

Pregunta: ¿Cuánto espacio personal necesita el hombre físicamente?

Respuesta: Creo que, como resultado de nuestra corrección, llegaremos a un estado en el que no necesitaremos ningún espacio entre nosotros, sino que comenzaremos a vivir juntos como un hombre con un corazón.

Pregunta: Al unirnos, ¿es importante observar el espacio personal? ¿lo anulamos, nos disolvemos entre nosotros o nos elevamos por encima de él y cada uno se queda en su propio espacio?

Respuesta: No. Estamos unidos por el poder común del Creador que nos llena y abraza.
[276132]
De  Kabtv «Habilidades de comunicación» 30/oct/20

Material relacionado:
Acortando la distancia
Nueva vida 1287 – El reto del aprendizaje a distancia
Nueva vida No. 1074- Alienación social

El miedo es una fuerza impulsora

Pregunta: Hay cientos de tipos de miedo en el hombre. ¿se puede interpretar como miedo alguna carencia que siento dentro de mí?

Respuesta: No, el miedo es un sentimiento específico de tener miedo de tus deseos insatisfechos, hasta del deseo de vivir.

Pregunta: ¿Es el miedo un sentimiento positivo, una emoción?

Respuesta: No hay emociones ni deseos negativos. Todo depende de cómo los usemos.

Si no tienes miedo, ¿cómo puedes seguir adelante? Debes tener miedo para no permanecer en el mismo estado, para avanzar, para alcanzar la meta y para que seas un ser más corregido. Todo es necesario.

Pregunta: Hay diferentes niveles de miedo. Por ejemplo, ¿son de diferentes tipos el miedo a la enfermedad y el miedo a no poder dar satisfacción al Creador?

Respuesta: Por supuesto. Sin embargo, deben dirigirse a una sola fuente, el Creador.

Pregunta: ¿Quiere decir que en Cabalá no hay tal cosa como deshacerte del miedo, como se enseña en psicología?

Respuesta: En Cabalá, cada vez, necesitas construir un nuevo tipo de miedo que te haga avanzar. El hombre no puede avanzar sólo con fuerzas positivas. También necesita fuerzas negativas. 

Las fuerzas negativas lo empujan desde atrás y las fuerzas positivas lo jalan hacia adelante.
[276315]
De Kabtv «Estados espirituales» 3/abr/19

Material relacionado:
Las raíces del miedo
El miedo es falta de satisfacción
¿Existe el miedo en la espiritualidad?

Lección diaria de Cabalá – 15/ene/21

Preparación para la lección
Vídeo: Reproducir ahora     Audio: Reproducir ahora

Lección sobre  “El amor cubre todas las transgresiones”
Vídeo: Reproducir ahora     Audio: Reproducir ahora

Destacados seleccionados
Vídeo: Reproducir ahora     Audio: Reproducir ahora