“¿Cómo se puede acabar con el sufrimiento en la vida?” (Quora)

Michael Laitman, en Quora: “¿Cómo se puede acabar con el sufrimiento en la vida?

Primero, es necesario que entendamos la fuente de sufrimiento y luego, podemos implementar un método para acabar con él.

Para entender la fuente de sufrimiento, la sabiduría de la Cabalá explica la interacción clave entre las dos fuerzas principales de la naturaleza: una, la fuerza llamada “luz”, fuerza de amor, otorgamiento y conexión; también conocida como “fuerza superior” o “Creador” (“Bo-Ré” en hebreo), que significa “ven y ve” (“Bo” y “Ré”), porque debemos alcanzar esta fuerza como percepción y sensación clara, para creer en ella. Esa fuerza inicial creó la segunda fuerza: la creación o también llamada “ser creado” o “deseo de disfrutar” -falta de satisfacción, opuesta a la fuerza superior inicial.

La fuerza superior desarrolla el deseo de disfrutar, nos hace sentir que necesitamos y queremos muchas formas diferentes de placer. Esencialmente, fuimos hechos  como un paquete de deseos -comida, sexo, familia, dinero, honor, control y conocimiento- y sentimos la urgencia instintiva de satisfacer esos deseos, en distintos grados.

Si fracasamos en satisfacerlos, sufrimos, el sufrimiento va desde la sensación de vacío, hasta el dolor total, que al final incluso, puede volverse intolerable.

Los deseos por comida, sexo y familia, son instintos naturales del cuerpo, los compartimos con los animales. En contraste, los deseos por dinero, honor, control y conocimiento, son deseos sociales, surgen al compararnos con los demás, estos deseos son particulares del humano.

La fuente de sufrimiento es nuestra incapacidad de satisfacer esos deseos. En términos cabalistas, cuando la luz (placer/bienestar) no satisface el deseo, sufro, el sufrimiento puede ser intenso o ligero, duradero o momentáneo, colectivo o individual.

Si comprendemos que nuestros deseos no satisfechos son la fuente del sufrimiento, descubrimos que estamos en la búsqueda constante de su satisfacción. El problema es que nuestro deseo de disfrutar sólo sabe gozar a expensas de los demás y de la naturaleza y así, luchamos unos contra otros, en un estira y afloja, cada quien jala para su lado. Por esa razón, la satisfacción que experimentamos en el estado actual, es sólo transitoria y después, de nuevo nos sentimos vacíos y una y otra vez, deseamos un placer diferente .

La solución a este predicamento es invertir la dirección en la que disfrutamos. Si en lugar de desear recibir satisfacción sólo para nosotros mismos, a expensas de los demás, desarrollamos un nuevo deseo -deser el beneficio de los demás- entraremos a un nuevo nivel de vida en el que podremos sentir satisfacción constante.

Imagen: Izquierda: Recepción directa de placer dentro del deseo, sólo logra su propia extinción. Derecha: La intención de beneficiar a los demás, redirige el placer, permitiendo una satisfacción continua. 

Nuestro deseo de disfrutar sólo en beneficio personal, limita inmensamente y disminuye nuestra sensación de satisfacción a momentos muy pequeños y transitorios; la mayor parte del tiempo sentimos vacío y sufrimiento que nos empuja a buscar más placer. Por el contrario, el deseo de beneficiar a los demás, nos lleva al equilibrio con la fuerza inicial de amor, otorgamiento y conexión, es decir, al lado opuesto de la realidad y deseamos otorgar como ella.

La sabiduría de la Cabalá es un método que nos enseña a superar dicha transición. “Cabalá” significa “recepción” en hebreo, porque nos enseña a recibir placer, de modo que al final se adapte a la naturaleza, un placer que no desaparece y siempre crece.

Por un lado, Cabalá se ha vuelto muy popular, pero por otro lado, es una sabiduría oculta, porque sus resultados los siente cada uno en sus sensaciones y deseos. Sin embargo, está abierta para todos y nos permite entender cómo trabajar con nuestros deseos, para recibir satisfacción de forma ilimitada. Así, si nos deshacemos de la fuente del sufrimiento, seremos verdaderamente felices.

Basado en el programa:  “Nueva Vida 736 – El origen de nuestro sufrimiento”  [28:27] 23/jun/16. Escrito/editado por estudiantes de Dr. Michael Laitman.

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta