No le temas a la muerte

Pregunta: Uno de sus oyentes escribió:

Querido Michael Laitman,

Dice que todas las enfermedades vienen del egoísmo, que si restableces el equilibrio con la naturaleza, no te enfermarás. Realmente lo creo. Siento que es correcto todo lo que usted dice, pero tengo poco tiempo.

Sabía que me iba a enfermar, mis padres murieron del mismo cáncer que yo tengo. Son genes, no se puede hacer nada al respecto. ¿Qué hacer? ¿cómo me preparo para morir? ¿en qué pensar? O ¿tal vez pueda recuperarme y vivir de alguna forma?

Sea saludable y fuerte.

Alexander

Respuesta: Primero, debemos hacer todo lo que dice la medicina. Como dice la Torá: «Al médico se le dio el derecho de curar». Elige un médico en el puedas confiar, confía en él y entrégate en sus manos.

Pregunta: Él pregunta: “¿Qué hacer? ¿cómo me preparo para morir? ¿en qué pensar?

Respuesta: No es necesario prepararse. Toma libros cabalistas; están escritos por personas que sienten tanto este mundo como el mundo que está al otro lado del ego. Así tendrás mejor idea de ti mismo y tal vez tengas tiempo suficiente para sentir ese otro mundo, entrar en él y estar en él.

En la práctica, la barrera entre la vida y la muerte no será tan fatal, inesperada y aterradora, por el contrario, estarás más tranquilo al respecto.

Pregunta: Cuando dice «otro mundo», hay muchas explicaciones. Para él, para Alexander, ¿qué es?

Respuesta: El otro mundo está al otro lado de nuestra naturaleza actual. Hoy nuestra naturaleza es el ego. Si durante nuestra vida podemos alcanzar el siguiente estado, el segundo, opuesto a éste, es decir, el estado altruista, prácticamente comenzaremos a sentir este siguiente mundo, el mundo superior, el segundo mundo.

Hay dos posibilidades, dos mundos. En ese estado, podemos existir para siempre porque no hay nada que corregir, nada que destruir. En este sentido, existes fuera del tiempo.

Te aconsejaría que leas nuestros libros lo antes posible y entres en los estados que describen. Porque, en principio, en tu estado, todo esto es posible y fácil.

Pregunta: En qué pensar, dígame por favor.

Respuesta: En lo que ahora quieres sentir y descubrir y lo que se hace allí, más allá de esta frontera de vida y muerte.

Pregunta: Es decir, ¿admito que me muero en el momento en que empiezo a pensar en ello?

Respuesta: ¿Y qué? Podemos admitirlo todo.

Pregunta: ¿Está muy tranquilo con esto?

Respuesta: Espera un minuto. Después de cierto número de años, también me habré ido. Tú y todos. Entonces, ¿cuál es el problema? Todos deberíamos aceptar el estado por el que estamos pasando, lo que queda de nosotros, de este mundo, de esta vida y los estados por los que pasamos en lo que queda de nosotros..

Esta es la preparación para la muerte. Es decir, el espíritu, la propiedad de otorgamiento, que el hombre creó sobre su materia egoísta; no lo abandona y con esto continúa..

Pregunta: Al final escribe: «¿tal vez puedo recuperarme y vivir de alguna forma?»

Respuesta: Quizás esto te reanime por un tiempo. Digo por un tiempo, puede ser por decenas de años. Pero es igual «por un tiempo». Porque nuestro mundo fue creado para cambiar a un mundo perfecto.

Pregunta: Leí esta carta y me emocionó. Pero, ¿usted dice que es la vida, la muerte vendrá, de una forma u otra?

Respuesta: No tengas miedo. Es mejor comprender que es nuestro estado después de la muerte del organismo animal y que nos quedamos con nuestro organismo espiritual.

Pregunta: Entonces, ¿podemos quedarnos?

Respuesta: ¡Nos quedamos! ¡Definitivamente nos quedaremos! Mi «yo» permanece y no tiene nada que ver con mi cuerpo.

Pregunta: Entonces, ¿lo que quiere decir es que me aferre a mi yo verdadero?

Respuesta: Sí y desarrollarlo y vivirlo ahora.
[276192]
De Kabtv «Noticias con el doctor Michael Laitman» 23/nov/20

Material relacionado:
Para evitar la muerte espiritual
El miedo a la muerte
Vida después de la muerte

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta