La creación y su parte femenina

El Libro del Zóhar,Jayei Sará” [La vida de Sara], Capítulo 80: ¿Por qué hay todo tipo de brujería y magia en la mujer? Porque cuando la serpiente vino a Eva, arrojó suciedad en ella. La arrojó sólo en ella y no en su esposo y los hechizos se extienden desde la suciedad de la serpiente. Por eso la brujería está en la mujer. 

En Cabalá, la mujer es una parte muy importante de la creación, incluso más importante que la parte masculina, pues todo viene de ella. La parte masculina es sólo el enlace entre la parte femenina y el Creador. 

Toda la creación es la parte femenina. Por eso, el nacimiento, las etapas de ascenso y todas las acciones de creación son realizadas en una mujer. El hombre en el mundo sólo provee para ellas, pero la vida misma está en las mujeres

Y es verdad. Si los hombres lo entendieran y estuvieran de acuerdo, el mundo sería mucho mejor, más correcto. Desafortunadamente, aún no estamos corregidos. 

Desde el punto de vista espiritual, la parte femenina en la creación es llamada deseo y la masculina es llamada intención. El Creador creó el deseo y después, fue creada la intención correcta: en aras del Creador. Pero cuando esta intención fue corrompida por el así llamado “pecado”, se convirtió en su opuesto. Es decir, la intención de dar fue reemplazada por recibir en aras de uno mismo sin ningún amor o compasión por otros. 

¿Por qué decimos que la mujer es corrupta, que tiene todo el mal en ella, que tiene el veneno de la serpiente y el hombre no? Porque el mal se manifiesta en la parte femenina. Aunque, no me refiero en absoluto a las mujeres. Cuando digo “mujer”, lo asocio sólo con cualidades espirituales. No debes percibir mis palabras a nivel de nuestro mundo. 

Entonces, Eva no fue corrompida antes del cambio de la propiedad de “recibir” de Adam, Adam mismo fue corrompido y por esa causa, el mundo entero, incluida Eva, fue corrompida. Ella era el enlace de transferencia desde la serpiente hasta Adam. Cuando Adam pecó, ambos descendieron  al nivel más bajo, al estado de pecado permanente, y a partir de este estado egoísta, deben salir. 

La salida es principalmente llevada a cabo con los esfuerzos de Adam, la parte masculina de la creación, porque está involucrado en corregir la intención y debe cambiarla de recibir a dar. La parte femenina es más pasiva. Ella acepta esta intención y trabaja con ella. Y lo vemos en la práctica en el carácter femenino y el masculino, en su enfoque hacia el mundo.
[277405]
De Kabtv “El poder del Libro del Zóhar” #4

Material relacionado:
Paz entre marido y mujer
Dos partes de la creación
Un paso hacia la puerta abierta

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: