“¿Cuáles son los diez mandamientos dados en la Biblia?” (Quora)

Michael Laitman, en Quora: “¿Cuáles son los diez mandamientos dados en la Biblia?” 

Los diez mandamientos son las leyes de nuestra conexión absoluta, hacia los demás y con la fuerza de otorgamiento que sostiene nuestra conexión. 

La Torá fue dada al pie del Monte Sinaí, que es una gigantesca montaña de odio egoísta (“Sinaí” proviene de la palabra “Sinah” [“odio”], después de que el pueblo de Israel (es decir, la gente con un deseo común “Yashar Kel” [“directo al Creador”]) acepta la condición de garantía mutua —unirse “como un hombre con un corazón”. En otras palabras, alcanzamos un estado en nuestro desarrollo, donde descubrimos una montaña de ego, división y odio entre nosotros y podemos escalar esta montaña sólo con un punto en el corazón, es decir, al unir nuestro deseo común por el ascenso espiritual, por encima de todos los demás deseos egoístas. Este punto es llamado “Moisés” (de la palabra “Moshej” [“jalar”], porque nos saca de nuestro ego.                    

El Monte Sinaí es enorme, incluso más grande que la Torre de Babel. Estar a los pies del Monte Sinaí, es estar de acuerdo en unir todas las partes de nuestro ego individual en una gran montaña. Luego, en lugar de temer a nuestro gran odio y división, debemos utilizarlo como ímpetu para anhelar la unidad, ya que el único propósito de que se nos haya dado el ego, es para que lo usemos con el fin de alimentar nuestra unidad. 

Cuando nos unimos por encima de esta montaña de ego y odio, demandamos la revelación de la fuerza de otorgamiento en nuestra unidad. La tendencia para unir es la vasija espiritual, la carencia de amor mutuo, otorgamiento y conexión, como está escrito, “Del amor de los seres creados al amor del Creador”. Así, aceptamos la condición de “Ama a tu prójimo como a tí mismo” y recibimos los diez mandamientos. 

Los diez mandamientos se refieren al uso correcto del deseo de disfrutar. En ellos se discuten las limitaciones que tenemos que implementar sobre Maljut si vamos a establecer y a sustentar una conexión espiritual. Las limitaciones son llamadas “pantalla” (“Masaj”) y “Luz reflejada” (“Ohr Jozer”). Cuando Maljut acepta estas limitaciones, permite que las diez Sefirot, que también son conocidas como los diez mandamientos, se vistan en ella. 

Un mandamiento (Dover) deriva de la raíz hebrea “expresión” (Dibur), es decir, nace en el Peh (boca) del Partzuf, el Peh de Rosh. Estas acciones son realizadas en el mundo de Atzilut

Recibimos los diez mandamientos después de que nos unimos “como un hombre con un corazón”. De lo contrario, no podríamos escucharlos. Tenemos que estar en el nivel de Biná, para tener el oído que pueda escuchar las diez manifestaciones del Monte Sinaí. En la práctica, esto significa que necesitamos, primero superar el período de preparación, hasta que podamos unirnos al nivel de “como un hombre con un corazón” y sólo en ese estado, escuchamos los mandamientos. Si no nos encontramos en ese grado espiritual, carecemos de las vasijas para entender y observar estos mandamientos.  

Basado en la lección diaria de Cabalá con el cabalista Dr. Michael Laitman del 3/jun/14. Escrito/editado por estudiantes del cabalista Dr. Michael Laitman.

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: