Las metas que nos eligen

Comentario: En respuesta a uno de sus videos, alguien escribió: “En general, tener una meta global y después vivir para cumplirla es autoengaño”. Esto es cuando habló de la meta de la vida, acerca de la gran meta que se debe establecer. 

“Necesitamos establecer sólo pequeñas metas: hacer café pero que no se derrame como es costumbre, tratar de que tu dinero dure hasta fin de mes, perder esos dos kilos de peso, leer un libro, memorizar un poema”. 

Mi respuesta: ¡Absolutamente correcto! Regocíjate en esas pequeñas, muy pequeñas metas. No puedes elevar tu cabeza más alto ni puedes pensar en el futuro

Y me siento controlado por el mundo. Y ese control me preocupa. 

Pregunta: ¿Me preparo café, pero siento que no puedo ser particularmente feliz con eso? Hay algo más grande frente a mí. 

Respuesta: Por supuesto. En lo que  tomo mi café, algo puede suceder ¿qué debo hacer? Así fui creado. 

Tengo hijos, y tengo que pensar en ellos. Tengo nietos y también quiero pensar en ellos. Es una sensación natural para cada uno. No hay metas ni preocupaciones artificiales o inventadas.  Están dentro de mí de forma natural, como en todos. ¿Cómo debo reaccionar? “No me molestes y déjame tomar café”. Así no funciona. 

Si me molesta, pensaré en ello. Quiero saber en qué mundo vivirán mis nietos. Ya son adultos. Se graduaron de universidades y salieron al mundo ¿Qué mundo es? 

Pregunta: ¿Esto es lo que se llama la gran meta en la que pienso? 

Respuesta: Por supuesto. Al mismo tiempo, no pienso en mí mismo, pienso en la generación en la que vivirán mis nietos. Quiero cuidarlos como todos cuidan a su descendencia. No quiero ir por encima de esto, hacia metas espirituales. Estoy dispuesto a limitarme. 

Bueno, ¿cómo podemos pensar en lo qué sucederá en la tierra dentro de 50 años? ¿o en 100 años? ¿hacia dónde irá la humanidad? 

Comentario: El sabor del café de inmediato desaparece, cuando comienzo a pensar, a observar el mundo. 

Mi respuesta: Si, Pero nosotros, los humanos, podemos construirlo. Y aún tenemos que preocuparnos por proveer para nuestros hijos, nietos y para la humanidad en general, un mañana normal y el día después de mañana. 

Pregunta: ¿Cuándo, exactamente, habla de la meta de la vida? 

Respuesta: Es el destino de unas cuantas personas, impuesto sobre ellas desde arriba. Lo pondré de esta manera: son forzados desde arriba a pensar en el futuro, en el futuro espiritual, en el ascenso espiritual de la humanidad. Pero aún está asociado, entre otras cosas, con nuestras acciones terrenales. 

Entonces, debemos conectar uno con lo otro. Y debemos conectarlo en nuestra generación. Y por eso, lo deseemos o no, en nuestra generación debemos pensar en la motivación interna de nuestras acciones. 

Pregunta: ¿Es decir, que sea importante que la humanidad llegue a esta buena conexión? 

Respuesta: Sin eso, mañana no podré tomar tranquilamente mi café.
[279185]
De Kabtv “Noticias con el Dr. Michael Laitman” 28/ene/21

Material relacionado:
Agarrar la meta
Obstáculos: ayuda para alcanzar la meta
Alcanzar la meta anhelada

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta