entradas en '' categoría

¿Por qué venimos a la tierra de Israel?

Pregunta: ¿Cuál es su opinión sobre la tregua y el alto el fuego entre Israel y Palestina? ¿cómo tomarlo?

Respuesta: Lo tomo de manera muy sencilla, mi opinión no cambia. Dado que el pueblo judío llegó a este país, debe saber por qué está aquí. No sólo huyó de los problemas terrenales, vino aquí para demostrar su misión y su propósito espiritual, a sí mismo y a las naciones del mundo.

Si no lo hace, por supuesto que no puede vivir en esta tierra. Otras naciones pueden existir más o menos aquí de alguna manera, pero Israel no.

Por eso, no estoy muy contento de que nos hayamos apoderado de esta tierra ni de que nos estemos comportando de esta manera. Año tras año, nos volvemos cada vez más egoístas, no damos ejemplo ni siquiera en nuestra propia gente, menos a otras naciones de cómo debemos vivir. Tenemos enormes contradicciones y relaciones egoístas que no existen entre otras naciones. Por eso, no estamos en la Tierra de Israel sino en el exilio de nuestras propiedades espirituales de conexión y amor.

No veo ninguna circunstancia especial en que, después de la guerra, que nos dio una pequeña sacudida, llegue la llamada tregua. Si nosotros, los judíos, especialmente los que vivimos aquí en Israel, no cambiamos, el mundo no cambiará. Seguiremos viviendo en un estado que no es ni siquiera tregua, sólo un alto temporal al fuego y nuevamente nos veremos obligados a luchar.

Nuestros vecinos no nos dejarán solos. Prepararán una guerra cada vez más sofisticada y cada vez se volverán más graves. Tenemos un enemigo muy serio. Y es natural. Así debe ser, porque no estamos cumpliendo con nuestra misión histórica.
[282847]
De Kabtv «Conversaciones. Leonid Macaron y el cabalista Dr. Michael Laitman” 21/may/21

Material relacionado:
El mundo entero es “la tierra de Israel”
Sobre la herencia de la tierra de Israel: el deseo de lo espiritual
¿A quién pertenece la tierra de Israel?

Conecta todas las partes opuestas de la creación

Debemos conectar todas las partes opuestas de la creación y conectarnos con el Creador. Pero primero, debemos descubrir estos opuestos en toda la creación y estar convencidos de que es imposible conectarlos entre sí.

Sólo porque estamos en este mundo imaginario corporal podemos imaginar que dos partes de la creación pueden conectarse. Pero gradualmente, este engaño se revelará.

Es lo que sucede hoy, cuando vemos que no podemos llevarnos bien, no podemos acercarnos ni ser amigos. Nos toleramos sólo por necesidad, hacemos cálculos egoístas inconscientes, de que es más rentable vivir en paz o no sobreviviremos. Pero no significa que nos complementamos ni que usamos la oposición a nuestro favor.

Aún hay mucho trabajo por hacer, para descubrir que cualquier detalle de la creación que podamos distinguir, se nos revela sólo, en presencia de la cualidad opuesta. Y así, día a día, nos encontraremos en un mundo cada vez más roto.

Y aunque ya estamos acostumbrados a vivir así, debemos admitir que toda nuestra realidad es totalmente egoísta, que nadie apoya a nadie y que nadie quiere que los demás existan de la forma que ellos quieren.

Así, llegamos a revelar la separación total, de la que comenzaremos a elevarnos: revelaremos la necesidad y el beneficio de los deseos destrozados y desearemos acercarlos y conectarlos correctamente.

Sólo con la combinación correcta llevaremos a la creación a la conexión correcta y buena. Así, la gente dejará de estar cada vez más desconectada y las galaxias dejarán de separarse y alejarse unas de otras, porque gracias a la conexión adecuada, todos encontrarán un lugar dentro de los demás. Esta es la forma de lograr la corrección de la creación.
[282731]
De la 1a parte de la lección diaria de Cabalá, 20/may/21, «Justificar al Creador»

Material relacionado:
El propósito de la creación y el desarrollo del deseo
¿Cómo podemos justificar al Creador?
Cabalá – El don de la conexión con la fuerza superior

«¿Por qué la envidia es mala?» (Quora)

Dr.Michael LaitmanMichael Laitman, en Quora: «¿Por qué la envidia es mala?«

En una sociedad donde los valores consumistas y materialistas nos envuelven, comúnmente sentimos que la envidia es mala, porque hay competencia negativa entre nosotros. Es decir, debido a la envidia, nos sentimos peor con nosotros mismos, porque nos hace sentir más débiles, más pequeños, más lentos y en general, peor que los demás. Del mismo modo, la envidia puede llevarnos a estar dispuestos a pisotear a los demás para parecer más grandes, más fuertes, más rápidos y en general, mejores.

La envidia es como un golpe para nosotros, para nuestro ego. Estamos hechos del deseo egoísta de disfrutar y la envidia nos hace sentir que los demás disfrutan más que nosotros o disfrutan en lugares donde nosotros no sentimos ningún placer. Nos sentimos privados de los placeres que otros reciben y de la alegría que se deriva de ellos, ya sea mejor salud, relaciones más exitosas, más riqueza, respeto, fama, poder o conocimiento, aparentemente los eleva por encima de nosotros.

Mi maestro, Rabash, solía decir que le encantaría usar su pijama dondequiera que fuera, porque la pijama era la ropa más cómoda, ¿por qué no lo hizo? Porque se habría considerado inapropiado de acuerdo con un código social que dicta cierto estándar de vestido. Al usar pijamas en público, especialmente como rabino, se convertiría en objeto de chismes y humillaciones. Por eso, para encajar en la sociedad y evitar esos chismes humillación, en público usaba ropa socialmente aceptable, aunque era mucho menos cómoda que su pijama. El miedo a ser objeto de chismes y humillaciones de la sociedad dirige gran parte de nuestra vida social.

Pero, la envidia no es una cualidad mala en sí. Que la envidia sea negativa o positiva depende de lo que valora la sociedad. En general, sentimos que la envidia es mala, porque en la sociedad valoramos cualidades egoístas, es decir, vemos a «los más grandes, más fuertes, más rápidos y mejores» en la sociedad, los que pueden superar la competencia en el camino hacia cierto nivel de éxito material. Si, en cambio, apreciamos la conexión social positiva como el valor más elevado, donde mientras la sociedad es más unida, altruista, amable y solidaria, sus miembros serían más felices, más seguros y más confiados y la envidia también se invertiría y se convertiría en una cualidad positiva.

En otras palabras, si hubiera una atmósfera pro social, que envolviera a la sociedad, en la que la gente respetara y valorara las contribuciones que fortalecen la solidaridad y la unidad social, envidiaríamos a los que parecen más altruistas, bondadosos, amables y amorosos. Puesto que valoramos la conexión, no veríamos ningún sentido en derribar a estas personas, pues eso se opondría a los valores de la sociedad. Más bien, la envidia nos haría querer cambiarnos a nosotros mismos para volvernos más altruistas, cordiales, amables y cariñosos, así como percibimos a los demás.

Así, la envidia no sólo sería positiva, se convertiría en factor clave de nuestra transformación, para ser mejores y así, mejorar la sociedad humana. En lugar de que la envidia nos lleve a manipular, explotar y abusar, como ocurre en este mundo material actual, la envidia en una sociedad que valora las cualidades pro sociales, nos llevaría a ser más solidarios, alentadores y afectuosos unos con otros. Crearía una atmósfera de competencia sana, que serviría para motivar e inspirar a los miembros de la sociedad a elevarse en beneficio de los demás y de la sociedad. Una sociedad así estaría en camino hacia nuevos niveles de felicidad y bienestar.

La envidia, por tanto, no es mala en sí. Si es buena o mala, depende de los valores que impregnan nuestra sociedad. Si aprendemos a cambiar los valores de egoístas, individualistas y materialistas a valores altruistas y prosociales, la envidia serviría para propagar estos rasgos en la sociedad, eso a su vez, nos haría más felices, saludables, seguros y confiados.

Video disponible en inglés

Escrito / editado por estudiantes del cabalista, Dr. Michael Laitman.

Foto de Artem Beliaikin en Unsplash.

“¿Cuál es el placer más grande del mundo?” (Quora)

Dr.Michael LaitmanMichael Laitman, en Quora: “¿Cuál es el placer más grande del mundo?” 

Está escrito que no hay placer más grande que reconciliar los opuestos. 

La contradicción es un estado de indecisión, como si estuviéramos prensados en unas pinzas. No tenemos idea de dónde está ni la verdad ni la mentira ni de cómo comportarnos. Pero, necesitamos resolver esta contradicción. 

Cuando se resuelva, se sentirá que es el placer más grande. 

Se nos dieron todas las contradicciones y dudas, para que, eventualmente, lleguemos a pedir ayuda proveniente de su fuente común. En otras palabras, la naturaleza, de forma intencional, incluye opuestos para llevarnos a la sensación de que necesitamos su resolución en su fuente común- la fuerza superior de la naturaleza, la cualidad altruista pura detrás de todo lo que experimentamos. 

Escrito/editado por estudiantes del cabalista Dr. Michael Laitman. 

¿Quién pinta la imagen del universo?

Pregunta: ¿Es mi pensamiento o el pensamiento del Creador, lo que me cambia de un deseo a otro? ¿cómo puedo estar seguro de que no cambio una vaca por un burro?

Respuesta: Todo depende de la respuesta correcta a lo que sucede. Así es como el Creador pinta la imagen del universo para ti. De hecho, no hay nada en él, no existe nada.

Todos los niveles; inanimado, vegetal, animal y humano de la naturaleza, todo lo que ves ante ti, es sólo reflejo de tu cerebro, que se basa en cuatro fases del deseo y atrae todos estos objetos para ti.

Por eso, todo depende de cómo lo percibas. Toma nota y gradualmente, comienza a dominar la percepción de la realidad.
[247896]
De Kabtv «Fundamentos de Cabalá» 3/feb/19

Material relacionado:
Cómo cambiar al gobernante de malvado a bueno
¡Cambia tus pensamientos y verás un mundo diferente!
Creación genuina

“Y serás mi prometida en fidelidad”

Zóhar para todos, VaYikrá, ítem 83: “He aquí, tu rey ha venido a ti”, ciertamente y no tú a Él. Él llegará a ti para elevarte; Él llegará a ti para complementarte en todo;

Él llegará a ti para elevarte a Su lugar, para unirse contigo en unión eterna, por todos los tiempos, como está escrito, “Y serás Mi prometida en fidelidad”. 

El anillo que los rodea a ambos es una cualidad especial que conecta a los seres creados y al Creador por siempre. Todos nos elevaremos juntos al grado de la luz absoluta, perfecta.
[282588]
De Kabtv “El poder de El Libro del Zóhar” #14

Material relacionado:
Y la rueda sigue avanzando
Cómo convertir el polvo en diamantes
La expansión está en el otorgamiento

Toda la espiritualidad está en la decena

Pregunta: ¿La expresión «como buey a la carga» se refiere a estados en los que no vemos el futuro? ¿cómo debemos relacionarnos con el mundo externo en esos estados cuando todo parece estar mal?

Respuesta: En ninguna forma podrás salir de estados malos, a estados buenos, si no tienes un grupo. Sucede sólo en la decena.

Cuando se reúne la decena y aparentemente crea un todo único, aunque todos son diferentes. Construyen dentro de cada uno, un atributo hecho de muchos elementos diferentes, que ni siquiera sospechas que existen, porque cada uno es un sistema enorme y complejo.

Cuando se conectan, entre ustedes se crea un todo único, de hecho, el sistema está formado por muchas partes opuestas y diferentes. Es como todo sistema técnico moderno, como un sistema electrónico o un sistema informático en el que hay muchas combinaciones mutuas y opuestas, pero juntas crean un sistema que funciona como un todo único.

Sin este sistema, no hay forma de avanzar. Porque, cuando te sientes mal, sólo la decena puede ayudarte. Si está en estado de descenso, tus nueve amigos, conectados entre sí, pueden sacarte de ese estado.

¡Esta es la única forma! ¡No hay otra! Por esa razón,  a cada uno se le da un estado de descenso -para unir a la decena. Hoy estoy en estado de descenso y mañana serás tú, y luego él y así sigue.

Todos pasarán por estos estados y así crearemos el nombre del Creador, donde cada uno eleva a los demás. Pero no podrás hacer nada sin la decena. La espiritualidad está sólo en la decena. No hay nada en la persona individual. Toma nota de eso.
[247680]
De Kabtv «Fundamentos de Cabalá» 24/feb/19

Material relacionado:
Todo lo que necesito es la decena
Ve a través de la decena
Conexión con mi decena

¿Cómo se asignan los nombres en los mundos corporal y espiritual?

Pregunta: Usted dice que los nombres son asignados aleatoriamente, de acuerdo a cierta tendencia o por otras razones ¿cómo, de forma correcta, debemos darle nombre a un niño, para que los atributos del Creador se reflejen en él? 

Respuesta: Yo no lo haría. Antes que todo, darle un nombre simple, ordinario, popular entre la gente y no un nombre que lo dañe o humille de alguna manera, un nombre por el que no sea ridiculizado en la escuela o en el patio de juegos. 

Segundo, no pienses que si le das a un niño o alguna otra persona un nombre específico, así cambiarás su destino. 

Está dicho, “Aquel que cambia su lugar, cambia su destino”. Pero el término “lugar” se refiere a los niveles de la escalera espiritual. Y por supuesto, cambias tu destino. 

Es lo mismo con respecto al nombre: mientras más alto ascendemos en la escalera espiritual, más elevados son nuestros nombres. Pero llamar a una persona por un nombre u otro no significa nada. Dejen de creer en esos amuletos. 

Pregunta: ¿La persona que comienza a escalar por la escalera espiritual adquiere automáticamente un nombre? 

Respuesta: Recibe el nombre de acuerdo al nivel espiritual en el que está. Por esa razón, puede ser llamada por un nombre en un momento y por otro nombre en otro momento. La Torá también nos habla de eso cuando aparentemente nos habla de personas: Abraham, Isaac, Jacob, el faraón, la hija del faraón Batya, etc. ¡No son personas, son partes de una sola alma!

La persona que alcanza el mundo espiritual pasa por esos estados. En un momento es como el faraón, en otro momento, es como Abraham y en otro momento es como el rey David, etc. Pasa por esos estados lo más rápido posible. Es lo principal.
[247562]
De Kabtv “Fundamentos de Cabalá” 24/feb/19

Material relacionado:
El Nombre del Creador significa “Ven y ve” (Avanzado)
El origen de los nombres
El lenguaje espiritual es eterno

Lección diaria de Cabalá – 30/may/21

Preparación para la lección
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Lección sobre “Otorgar contento al Creador”
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Escritos de Baal HaSulam  “Estudio de las Diez Sefirot” volumen 1, parte 1, “Histaklut Pnimit”, capitulo 10, punto 35
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora

Destacados seleccionados
Video: Reproducir ahora  Audio: Reproducir ahora