¿Se hará realidad el pronóstico de la inteligencia nacional de Estados Unidos?

Pregunta: Un informe del Consejo Nacional de Inteligencia de Estados Unidos, advierte que los próximos 20 años serán caóticos y turbulentos: el crecimiento de la población se desacelerará, habrá envejecimiento masivo de la población y el clima cambiará. Tormentas, huracanes, inundaciones y olas de calor, provocarán aumento de la migración. Las relaciones internacionales se volverán impredecibles, no se establecerán lazos, sino al contrario, se romperán. La hambruna aumentará. La pandemia tendrá un impacto a largo plazo, a saber: habrá una creciente desconfianza en la medicina, la ciencia, las autoridades y la política, lo que resultará en protestas y disturbios. El final, sin embargo, es muy interesante: «Cada uno tendrá su propia verdad», ¿qué piensa de que no haya nada bueno?

Respuesta: Habrá luz al final del túnel.

Pregunta: ¿Y qué hay de no tener nada bueno por delante?

Respuesta: Esa es la luz. Lo que importa es que están surgiendo razones para que cambiemos, para cambiar a toda la humanidad.

Pregunta: O sea, que haya preocupación porque no nos espera nada bueno, ¿cree que es positivo?

Respuesta: Esto también es bueno, sí. Debes buscar formas de cambiar las cosas. Dale a la humanidad un buen futuro y se volverá totalmente salvaje.

Pregunta: ¿Y qué hay de no esperar nada bueno?

Respuesta: No es bueno porque no fluye en la misma dirección que el curso de la naturaleza. ¡La naturaleza debe obligarnos a corregirnos, a cambiar! Pero si tenemos perspectivas brillantes, como nos lo describieron tanto capitalistas como comunistas, no necesitamos corregirnos, todo está bien y en paz.

¿Qué nos dijeron los que propagaban esta ideología? “Déjanos guiarte y te irá bien en el futuro. Mientras tanto, sigue como estaba y siéntete contento” y cosas así.

Pregunta: Entonces, ¿qué debería suceder para que el hombre sienta que tiene que cambiar? «Debo cambiar» ¿qué pudiera desencadenaría ese sentimiento?

Respuesta: Bueno, no es tan fácil.

Primero, tenemos que ver una imagen sombría del futuro, si no cambiamos. Necesitamos ver con claridad nuestra dependencia, nuestra conexión entre el estado interno del hombre y el estado externo de la naturaleza.

Si el hombre cambia, todo lo que le rodea también cambia, si no, no sucederá. Esa es la influencia de la naturaleza, con una conexión negativa opuesta. ¡Nos obligará a cambiar con todo tipo de problemas, para que descubramos esta dependencia!

Llegaré a la conclusión de que no tengo otra salida. Y me daré cuenta de que no sólo no tengo otra salida, sino que, gracias a Dios, ¡no hay otra salida! Porque así es como salgo de esta existencia podrida y bestial y me vuelvo un ser que cambia a sí mismo.

¿En qué dirección cambio? Es lo que tenemos que encontrar, la expresión correcta, la forma correcta de esos cambios. Ser humano es esforzarse por ser como el Creador. El Creador es la gran fuerza de unidad de la naturaleza, la fuerza que da, que hace nacer, de la que todo emana. Debo volverme como esta fuerza. Es decir, debo llegar a un estado en el que trate todo lo que está fuera de mí con amor infinito. Y todo estará en su lugar. Y verás que lo que decían los comunistas y filósofos marxistas era correcto.

Comentario: ¡Es bueno pasar por esa transformación! Ni siquiera puedo imaginar lo que debe pasar para llegar al estado de equivalencia de forma con el Creador, que emana amor, bondad y calidez.

Mi respuesta: Lo desearás desde tu interior, más que la vida.

Pregunta: ¿Y no se necesita nada más, sólo eso?

Respuesta: Sólo esto. Y no pensar en mí mismo, que cambiaré, sino pensar en que el mundo cambiará a la cualidad de amor y otorgamiento. Gracias al hombre, los niveles, animal, vegetal e inanimado cambiarán. Al final, absolutamente todo, los niveles, inanimado, vegetal, animal y humano, estará en amor mutuo, infinito, ilimitado.

Y en este enorme deseo, mutuo en los cuatro niveles, la fuerza superior se manifestará y envolverá todo dentro de sí misma y ​​el mundo tomará una sola forma. Eso es todo.

Ya se están sentando las bases para que suceda. Debemos dar la forma adecuada a esta acción de la naturaleza y a nuestra aspiración personal, buscar correctamente, con nuestro anhelo, a toda la humanidad.

Definitivamente sucederá, porque el hombre es un ser sensible. Por eso, puede ser intimidado, puesto de rodillas, coaccionado y así aprende. Podemos entrenar al animal hasta el punto de que se comporte bien, así, podemos cambiar al ser humano, para que se eleve por encima de sí mismo.

Considero que este pronóstico de los expertos es muy aceptable y realista, por decirlo suavemente.

Pregunta: ¿Está diciendo que si los cambios de los que habla ocurren antes, el plan fracasará?

Respuesta: No es necesario que tome 20 años, está claro que va a suceder. Tiene que pasar la ola de esta pandemia, luego habrá otra y otra, diferentes, de todo tipo, en diferentes lugares. No será sólo una gran ola. Habrá muchas diferentes, de diferentes lados que nos golpearán y no podremos seguir el ritmo, reaccionar, crear vacunas.

No, no podremos hacer nada. Pero cada vez nos mantendremos al día porque seremos más inteligentes. Estaremos cada vez más de acuerdo con la fuerza superior que nos coacciona y la pandemia disminuirá y dará paso a la siguiente ola. Intentaremos hacerle frente también con nuestro propio esfuerzo, intentaremos hacer algo al respecto. Y luego veremos: “No, es mejor que cambiemos de una manera particular y así no nos afectará”. Es decir, llegaremos a ver que estas olas son selectivas, con todo tipo de sufrimiento nos afectarán y nos obligarán a cambiar.

Pregunta: ¿Cómo empezaremos a comprender que viene de la naturaleza, que así trabaja la naturaleza en nosotros?

Respuesta: Vendrá del dolor.

Pregunta: Y así comprenderemos cada vez más hacia dónde nos lleva, ¿verdad?

Respuesta: Sí, con cada ola, cada vez más grande …

Pregunta: ¿Cuántos impactos de esas olas anticipa?

Respuesta: Depende del alcance de la inteligencia de la humanidad. Y soy muy escéptico al respecto.

Comentario: Esperemos que, rápido, seamos más inteligentes.

Mi respuesta: Eso depende de nosotros. Los que lo entendemos. Y los que tenemos que explicarlo. Así te comprometes con otro nivel de conciencia.
[282939]
De Kabtv «Noticias con Michael Laitman» 9/abr/21

Material relacionado:
¿Qué nos espera en 2021?
Pronóstico de la epidemia del coronavirus
La guerra que todos luchamos

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: