“Nunca dejarán de ser esclavos y cortadores de leña”

Profetas, Joshua, 9:22-23: Y Joshua les llamó y les habló diciendo: “¿Por qué nos engañaron diciendo ‘Estamos muy lejos de ustedes’, cuando habitan entre nosotros? 

Y ahora, son maldecidos y nunca dejarán de ser esclavos y cortadores de leña y aguadores para la casa de mi Dios.  

Pregunta: ¿Por qué los que están cerca a uno, son tan dañinos y deben ser destruidos? 

Respuesta: Porque son deseos egoístas, que, por un lado, son absolutamente opuestos en ideología al pueblo de Israel. Por otro lado, no pueden ser ni alterados ni corregidos. Hiciste la paz con ellos así como son. Pueden existir en tu naturaleza, en tu país o solo dentro de ti. Son los deseos que te comprometiste a no tocar.  

¿Pero cómo se puede avanzar hacia la corrección, cuando se tiene enemigos internos y no se puede hacer nada con ellos? 

Por eso, los deseos más cercanos, se corrigen primero. Y si los aceptas como cercanos y no los quiere corregir, es como está dicho: “Nunca dejarán de ser esclavos y cortadores de leña y aguadores para la casa de mi Dios.”

Es decir, te quedarás trabajando en tus deseos, pero te someteremos a nosotros en estos deseos. No te cambiaremos, te enseñaremos; no serás como nosotros, no trabajaras en otorgamiento, pero harás nuestras intenciones en tus deseos. Te diremos qué hacer, pero tu trabajo será tal, que se podrá hacer sin intención. Todo sucede en el individuo.

A lo largo de la historia, las cualidades que dejas atrás, siempre te dañan. ¡Necesitan ser corregidas! Y si no las corriges y les diste cierto espacio, comenzarás a sentirlo por completo. 

Pregunta: ¿Por qué abandonan estos deseos y no los destruyen? 

Respuesta: Les dan espacio. Digamos que llegaste, rodeaste la ciudad, la conquistaste, fuiste por ahí y viste bellas mujeres. No las quieres matar, las conservas vivas, las tomas como tus concubinas y tal vez, incluso te casas con ellas. Ellas están de acuerdo en pasar por cualquier purificación. Por ende, hay muchos tipos distintos de defectos en las personas mismas. 

Pregunta: Y esto es a pesar de que las antepasadas, en particular la abuela del rey David era moabita? 

Respuesta: ¡La diferencia es que ella llegó de muy lejos! Llegó por ella misma. Por eso está dicho: “Ruth-Moab”. 

Ella dijo: “…por donde vayas, yo iré y donde tu residas, yo residiré; tu pueblo será mi pueblo y tu Dios, mi Dios”, Este es un asunto completamente diferente. ¡Ella eligió! ¡Lo deseaba! 

Y aquí, los pueblos (deseos) resisten y es necesario tomarlos y corregirlos.
[285820]
De KabTV “Secretos del Libro Eterno”,  26/jul/21

Material relacionado:
Recuerden que fueron esclavos en Egipto
Libertad imaginaria y verdadera, parte 3 – esclavos del ego
«¿Sería el mundo diferente si los africanos nunca hubieran sido traídos a EUA como esclavos o de otra manera?» (Quora)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: