¡Vuélvete al Creador!

Pregunta: ¿Cómo puedo amar correctamente a mi prójimo como a mí mismo si entiendo que naturalmente, estoy sujeto al Creador?

Respuesta: Si comprendes que es imposible amar a tu prójimo de alguna manera, porque sólo te amas a ti mismo y el Creador te da todo, debes recurrir a Él. Es todo.

Sólo el Creador tiene la culpa de lo que sucede en tu país y en el mundo en general. Él hace todo para que nos volvamos a Él y le pidamos que cambie nuestra naturaleza.

Pues, con el cambio de nuestra naturaleza por parte del Creador, a petición nuestra, alcanzas el más alto grado de gobierno, desde donde descienden todas las señales. Así, nos elevamos cada vez más alto, a Su nivel de gobierno. El Creador es la ley global, la fuerza global de la naturaleza, que incluye todo en sí, genera y controla absolutamente todo.

Al ascender a Él, podemos sentir las capas inferiores en nosotros y nos elevamos. Por eso lo arregló todo. Es lo que se dice: «Creé la inclinación al mal y descubrirás de dónde vino y quién puede arreglarlo». Cualquier mal, cualquier mala manifestación, viene del Creador sólo para que comencemos a volvernos hacia Él.

Es muy sencillo. Sólo necesitamos unirnos y comenzar a implementarlo.

Además, es muy difícil para el hombre hacerlo; debe estar en un grupo de personas de ideas afines. Con el apoyo del grupo, cuando todos empujen y vayan correctamente hacia el Creador, se junten en decenas y formen un sistema común, podrán obtener una apelación al Creador y lo forzará a cambiar Su actitud hacia ustedes.

El Creador específicamente nos da problemas para que le pidamos que nos cambie. Y Él mismo nos puede cambiar, Él es el absoluto. Él puede cambiarnos para que comencemos a comprender Su naturaleza y Su actitud hacia nosotros, como bueno y bondadoso.

En la medida en que nuestra naturaleza egoísta cambia a una altruista, comenzamos a ver el mundo, a nosotros mismos y a todos los que nos rodean como amables, agradables y unidos. Pero, antes que nada, debemos apoyarnos mutuamente para volvernos hacia el Creador, sólo para que Él nos corrija.

Por lo general, se le pide al Creador que cambie Él mismo y nos trate mejor. Cabalá nos enseña cómo pedir al Creador para que nos corrija. Así entenderemos que nos trata correctamente y bien. A medida que cambiemos, comenzaremos a sentirlo.

Por ejemplo, al niño no le gusta cómo lo tratan sus padres, siempre lo limitan y lo instruyen. Pero cuando se vuelve más inteligente, comprende que fue por su bien y acepta todo correctamente. Intentemos ser buenos niños.
[285534]
De Kabtv «Video conferencia».

Material relacionado
El Creador y el ser creado – Luz y deseo
Vi un mundo opuesto
¿Quién controla al mundo?

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta