Rosh HaShanah—Una buena renovación

Según el calendario judío, la celebración de Rosh HaShaná es el comienzo del nuevo año. Como cualquier otra nación que celebra el año nuevo, esperamos que nos traiga una buena renovación.

Rosh HaShaná está precedido por un período llamado Slijot (Arrepentimiento) en el que hacemos un análisis crítico de todo lo que hicimos el año pasado y comprobamos qué tan bien o mal tratamos a la gente.

El judaísmo se basa en el principio de amor al prójimo como a uno mismo y estamos obligados a calcular si realmente fuimos bondadosos con toda la gente del mundo. Si vemos que no siempre cumplimos con este principio, nos arrepentimos y pedimos perdón por haber ofendido a otros o cometido un delito o un error involuntario.

Después del arrepentimiento, llegamos al inicio del nuevo año. Rosh HaShaná es un día especial, en el que comienza el nuevo año. Según la Torá, el mundo fue creado cinco días antes de Rosh HaShaná. En el sexto día fue creado Adam, el hombre que, como se sabe, pecó y fue expulsado del paraíso. Por eso, estamos obligados a corregir la transgresión de Adam, porque todos somos parte de su alma.

De hecho, hay cuatro inicios de año. El año realmente comienza con la salida de Egipto, de la cual se dice: «Y te tomaré como mi pueblo y seré un Dios para ti». Por eso, el año nuevo, el período nuevo, debe contarse desde el momento de salir de Egipto, es decir, en Pesaj.

El segundo inicio del año es el Rosh HaShaná, que estamos celebrando ahora. Luego habrá otra fiesta que celebra el inicio del año para los árboles—Tu biShvat (día del árbol). Hay otro comienzo de año, para conmemorar el regalo de la Torah.

Resulta que celebramos los cuatro inicios del año. Pero la fiesta más tradicional al comienzo del año judío es Rosh HaShaná.

Los símbolos tradicionales de las celebraciones de Rosh HaShaná son manzanas con miel y una Jalá redonda (pan especial). Expresan nuestra esperanza por un buen año nuevo. También es costumbre comer granada en la festividad, con sus semillas simboliza muchas buenas acciones, a las que nos comprometemos en el nuevo año.

En la celebración, se acostumbra comer una Jalá redonda, pues el círculo es símbolo de perfección. Las manzanas y la Jalá se sumergen en miel para celebrar un año bueno y dulce.

Es costumbre comerse la cabeza de un pez y desear que el otro, no se quede en la cola sino en la cabeza. El pez también representa a la criatura que vive en el agua y el agua simboliza misericordia, Jesed. El niño al nacer sale de las aguas de la madre en la que creció.

Todos estos símbolos indican que estamos entrando en un nuevo período, una nueva vida.
[287060]
De Kabtv «El mundo» 24/ago/21

Material relacionado:
El significado secreto de Rosh HaShaná
Rosh HaShaná es el cumpleaños de Adán
Rosh HaShaná

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta