Una nueva etapa de renacimiento del espíritu para el pueblo

Israel es un país con un espíritu interno especial. Pero desafortunadamente, a menudo escucho jóvenes que no sienten este espíritu y no creen que tengan futuro en la tierra prometida. El problema es que el espíritu que alguna vez llenó al pueblo de Israel, tanto en ambientes religiosos como seculares, está desapareciendo. Y no hay nada para reemplazarlo.  

¿Ya perdimos la guerra contra la indiferencia, contra el miedo, contra el descuido hacia nuestro país? Pienso que este problema inicia justo en la parte más alta, en el sistema educativo y la cultura. No estamos interesados en asegurar una educación correcta a la nueva generación, pensamos que todo funcionará por sí mismo. Pero nada se arreglará solo. 

Por eso pienso que hay un largo campo de trabajo para intentar regresar el espíritu de vida, el espíritu de lucha para mí mismo y para el pueblo de Israel. Estoy seguro que es posible. Pues, estuvimos en peores condiciones en diferentes periodos de la historia. 

Pienso que podemos levantarnos. Pero hay mucho trabajo, depende de organizaciones como Bnei Baruj, que sin gritos escandalosos, trabaja duramente día tras día, intenta revivir las chispas del espíritu que aún hay en el pueblo de Israel.  

Depende de los programas escolares, de lo que muestran los canales de TV y de las transmisiones de radio. Esto requiere inversión. Es necesario elevar el espíritu que siempre ha estado presente en el pueblo de Israel y que ha despertado en los momentos más difíciles de la historia. No depende de los millones que siguen indiferentes o semi-indiferentes, sino de las pocas personas en las que permanece el espíritu heroico, en los que están dispuestos hablar y a construir una nueva sociedad. 

El pueblo de Israel no tiene como base un área geográfica particular, sólo la unidad de los judíos. Debemos luchar por esta unidad. Si podemos convencer a la parte del pueblo que está en la tierra de Israel, de que nuestro buen futuro depende sólo de nuestra unidad, tendremos éxito. 

Desafortunadamente es característico de nuestro pueblo soportar duros golpes por mucho tiempo, para que comience a despertar y querer cambiar su futuro. Realmente espero que no tengamos que caer en un foso profundo para elevarnos una vez más y revivir nuestro orgullo, fortaleza y poder nacional. Debemos usar todos los medios para luchar por el elevado espíritu que queremos ver entre el pueblo. 

En nuestro tiempo, con base en el trabajo de Baal HaSulam, podemos comenzar una nueva etapa y ratificar un nuevo ideal nacional, que nos eleve hacia una nueva cima, para llevar a la humanidad hasta el final de la corrección. En un momento en que la desesperación se apodera de la gente, nosotros tenemos confianza de que podemos ofrecerle al mundo confundido e impotente, un método confiable y un mapa para que logre un buen estado, un estado en el que el Creador y la naturaleza nos ayudarán. Tenemos algo en qué confiar.
[288964]
De Kabtv “Conversación con periodistas” 17/oct/21

Material relacionado:
“Quién ganó el conflicto de mayo del 2021 entre Israel y Hamas y por qué?” (Quora)
La tierra de Israel produce frutos de altruismo
«¿Qué le falta a nuestro sistema educativo?» (Quora)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta