La forma en que la oruga se desliza

Hay largos períodos, durante los que, en nuestro desarrollo espiritual, pareciera que no hacemos nada y que no podemos ni avanzar ni retroceder.  Pero al menos, automáticamente estoy presente en las lecciones y esto también es un avance.

Es decir, le doy la oportunidad a la luz superior, al Creador, para que influya en mí. Hago lo puedo, sí, pero aquí, no hay nada que hacer. Hay también estados de somnolencia, en los que actuamos automáticamente y no puedo hacer nada al respecto.

De hecho, ¡podemos cambiarlos! Depende del grupo, del entorno. Por consiguiente, lo más importante, es intentar percibir al grupo en el nivel más elevado. Si quiero subir a un escalón más alto, tengo que incluirme en el estado del grupo.  

Así, veré que está aún más arriba y luego, subiré incluso más alto. Es decir, cada vez que de cierta forma subo: siento al grupo como algo elevado y me acerco al grupo, me incluyo en él y así sigo.

Así es como la oruga se arrastra, cada vez impulsa sus partes hacia las demás. Así necesito hacerlo: el grupo está frente a mí y lo alcanzo. Me levanto y veo que es posible hacerlo aún más, porque está todavía más arriba y me obligo más, etc. 

Es decir, nuestro camino de ascenso es constantemente fusionarse, conectarse y adherirse al grupo. No necesito nada más, no tengo otros medios para el ascenso espiritual.

Imaginen esta imagen y verán que todos tenemos una gran oportunidad para el ascenso espiritual.
[292000]
Del Congreso Internacional de Cabalá “Nos elevamos por encima de nosotros mismos” 7/ene/22, “Anularse ante los amigos”, lección 2

Material relacionado:
El mes de Elul, una oportunidad para el ascenso espiritual
¿Qué hacer durante el ascenso espiritual?
La escalera del ascenso espiritual

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: