entradas en 'Adam' categoría

El camino para lograr el propósito superior, parte 3

Las causas del cambio de población en el mundo

La sabiduría de la Cabalá estudia el orden de la caída en cascada de las fuerzas superiores desde la cualidad que es al principio revelada en Maljut del mundo de infinito en cuatro fases de la luz directa y después desciende hasta nosotros a través de Tzimtzum Alef (primera restricción). 

Entonces los Partzufim Galgalta, AB, SAG, MA, y BON son formados, entonces los mundos de Atzilut, Beriá, Yetzirá, y Assiyá, y entonces la estructura especial es creada llamada Adam, o el alma común, y ocurre la fragmentación de esta alma. Somos las piezas de esta fragmentación. 

Mientras el egoísmo se manifiesta más y más con el fin de crear la posibilidad de algún tipo de ascenso y trabajo con éste, la masa general egoísta se rompe en más y más partes. Por lo tanto, en nuestro  mundo sentimos que nos estamos multiplicando- la población del planeta crece. 

A la inversa, si entramos en cualquier relación negativa el uno con el otro, entonces la destrucción y las guerras comienzan, es decir, una cantidad de la población es removida. 

No es porque la guerra asesina personas como pensamos que lo hace, sino porque en este caso la humanidad no necesita un número de personas grande, por lo tanto puede ser reducido. Si hay sufrimiento, menos almas pueden también cumplir su propósito. Esta es la manera de observar un incremento o disminución en la población de la Tierra.
[252489]
De kabtv “Fundamentos de Cabalá”, 18/ago/19

Material relacionado:
El difícil trabajo contra el egoísmo
Sintoniza la transmisión del Creador en la decena
Camino al logro del propósito superior, parte 1

Restableciendo la conexión original

Pregunta: ¿Es posible cultivar un deseo por la espiritualidad sin pasar por un estado de vacío y llenado? 

Respuesta: No, es imposible. El hecho es que una vez fuimos todos uno —un alma (Adam). Luego, esta alma se rompió en muchas partes pequeñas —miles de millones de puntos de almas individuales. Sin embargo, dado que hubo contacto entre ellas, había una conexión; estos contactos dejaron de funcionar. 

¿Cuál es la diferencia entre una persona muerta y una viva? El hecho de que en una persona viva haya una constante conexión, la renovación de conexiones, pero en la muerte, ésto ya no sucede. Por lo tanto, nuestra condición es llamada “espiritualmente muerto”. ¿Qué necesitamos hacer? conectar. Es en el proceso de conexión que adquirimos más y más de nuestro estado general, nuestra alma común. 

Debemos restablecer completamente nuestra conexión original, que existió antes del llamado “pecado”, antes del rompimiento del alma común.
[246630]
De la lección de Cabalá en ruso, 20/ene/19

Material relacionado:
Ser la única alma y no un saco de nueces
La Cabalá corrige únicamente el alma, no la exterioridad
Si la espiritualidad se convirtiera en nuestra vida.