entradas en 'El hombre y la mujer' categoría

¿Cómo se puede reducir la alta tasa de divorcio en EUA?» (Quora)

Michael Laitman, en Quora: «¿Cómo se puede reducir la alta tasa de divorcio en EUA?» 

Para reducir la tasa de divorcios y garantizar que las parejas casadas superen cualquier discusión, conflicto y crisis, debemos revisar la forma en la que fuimos educados y la influencia que recibimos.

A medida que crecemos, debemos aprender lo que significa vivir como miembros de una familia feliz, cómo llevar nuestra vida familiar de manera óptima y cómo superar cualquier tipo de conflicto que surja.

El principio clave para dirigir con éxito una familia se puede encontrar en la historia bíblica de nuestra creación -que originalmente fue creado el hombre  y luego dividido en dos. Entonces, ¿cómo pueden dos seres separados conectarse como uno? La respuesta es, concesión mutua.

Cada uno debe saber que puede lograr mucho más en la vida si su conexión es positiva y que una vida solitaria sería mucho más difícil.

La concesión implica entregar nuestro ego a nuestro cónyuge. El ego es nuestro deseo de beneficiarnos personalmente a expensas de los demás. Por eso, al entregar nuestro ego, logramos correcciones y adquirimos una forma positiva de amar, otorgar y conectarnos. El ego se convierte en impulsos que nos ayudan a conectarnos positivamente. Es decir, cuando reconocemos que nuestro ego rechaza la tendencia a conectarse, precisamente en esos puntos podemos ejercer nuestras concesiones y desarrollar cualidades más elevadas de amor y otorgamiento sobre nuestros impulsos egoístas.

Al hacerlo, avanzamos más rápido y más conscientemente hacia el propósito de la vida: convertirnos en ser humano, en el sentido más amplio del término, es decir, donde «humano» («Adam«) viene de la frase «similar al más alto» («Adameh LeElyon«) en Cabalá o en otras palabras, semejanza con el Creador—la cualidad de amor, otorgamiento y conexión que llena la totalidad de la realidad fuera de nosotros. Al adquirir esa cualidad, entramos en el estado de eternidad y perfección.

Por tanto, para que el matrimonio funcione, debemos aplicar un objetivo superior al matrimonio: que sirva como especie de laboratorio para poder ejercitar nuestras relaciones de amor, otorgamiento y conexión positiva por encima de todas las discusiones, conflictos y crisis que se presenten en la  superficie.

Escrito / editado por estudiantes del cabalista Dr. Michael Laitman.