entradas en 'Globalización' categoría

Integrado en la naturaleza

Pregunta: ¿Qué se puede hacer si uno ve que la gente en este mundo está completamente desconectada?

Respuesta: Desafortunadamente es así. Pero toda la naturaleza —inanimada, vegetal y animal— está empezando a acercarse. Se nos revela cada vez más integral. Todo sin excepción se integra en un sistema.

La naturaleza siempre ha sido así, pero ahora se aproxima al hombre, queriendo incluirlo dentro de ella y no puede. Nos oponemos a todos sus grados y somos incapaces de estar integrados en ella, porque no estamos integrados dentro de y entre nosotros mismos.

Es posible estar en desacuerdo y decir: “¿Es cierto que el inanimado, vegetal y animal están integrados? Vemos como los animales se alimentan unos de otros”. Para ellos es un medio de existencia. No tienen intención de hacer daño al otro, solo coexistir correctamente.

Pero no lo vemos porque lo observamos a través de nuestro punto de vista egoísta. Si pudiéramos ver correctamente a la naturaleza, entenderíamos que ellos no se destruyen unos a otros, sino que sólo actúan en simbiosis.
[217561]
De la lección de Cabalá en ruso 13/ago/17

Material relacionado:
En conexión con la Naturaleza
El humano en armonía con la integración de la naturaleza
La colaboración: Una propiedad inherente en la Naturaleza

¿Qué nos impide ser felices?

Nota: Los científicos llegaron a la conclusión de que para 2050, el mundo enfrentará 10 graves problemas: modificación de la genética humana, incremento en la proporción de población anciana, desaparición de ciudades, evolución de redes sociales, nuevas tensiones geopolíticas, seguridad en el transporte, disminución de recursos naturales, colonización de otros planetas, expansión de la capacidad cerebral humana y creciente influencia de la inteligencia artificial.(BBC “10 grandes retos que enfrentaremos para el 2050“)

Respuesta: Nada de eso pasará. Nuestro desarrollo actual nos está dirigiendo a un callejón sin salida. Parece que podemos encarar muchos problemas, poblar otros planetas y desarrollar desiertos, cualquier cosa. Podemos construir, destruir e imaginar cualquier cosa.  Pero nuestro egoísmo no lo permitirá.  

Hará nuestra vida insoportable y nos llevará a peleas continuas: entre los miembros de la familia, hijos, padres, residentes viviendo en la misma ciudad, en el mismo vecindario; no importa dónde ni qué. No seremos capaces de llevarnos bien con los demás. Y será una vida terrible. El egoísmo nos llevará a este estado.

Ningún invento ayudará. No nos dará nada. Primero que todo, lo usaremos para subyugar a los demás, para beneficiarnos de ellos y presionar a todos. Vemos cómo la tecnología se desarrolla y para qué es utilizada.

Así que, veamos qué nos impide ser felices!

La felicidad no está en establecernos en otros planetas —estos cuerpos celestes sin vida; tampoco está en coches sin conductor ni en vivir 200 años. Es suficiente vivir setenta u ochenta años. ¡No se necesita más! No se trata de cuánto se vive, sino de cómo se vive. De cualquier forma, no puedes escapar de la muerte. Descartarla es solo un acto humano sin sentido.  

Necesitamos hacerlo para que empecemos a sentirnos eternos, existiendo infinitamente mientras estamos vivos en este mundo. Esta es la solución al problema. Y no debemos buscar soluciones a problemas cotidianos, conforme a nuestro egoísmo. De todas formas, el egoísmo arruinará todo.

No podemos decir que somos más felices que los que vivieron hace 50 años. Ellos no tenían los dispositivos electrónicos de que ahora disponemos, pero no eran menos felices por ello.

Veo que de acuerdo a las estadísticas actuales, la gente es menos feliz, la humanidad está en depresión profunda. Hoy, todos empiezan a pensar en cómo y dónde consumir marihuana o algo más, para “salir” ¿por qué debería una persona vivir 200 años? ¡¿para que 100 de ellos sean usados en un engañoso letargo por drogas?!!

Debemos crearnos una buena vida. Esto se logra muy fácil, con buenas relaciones entre nosotros. De lo contrario, el armagedón aguarda.

¿Saben lo que es armagedón? En Israel hay una pequeña montaña (Har) llamada Megido. Hubo algunas escaramuzas hace unos dos mil años. Desde entonces empezó esta expresión figurativa “Armagedón”, fin del mundo.   

De hecho, no necesitamos esperar al fin del mundo. Podemos trepar esta montaña ahora y ver hacia abajo desde ella. No es tan alta; es una monte de solo 700 u 800 metros de alto. No nos vayamos a los estados extremos. Hagamos que nuestra vida sea tranquila, buena y feliz hoy, no en 50 años.  

Y lo más importante, con la ayuda de la ciencia de la Cabalá, podemos empezar a sentir la siguiente vida, el mundo superior, la transición de un estado al otro, de una reencarnación a otra. Todo está en nuestro poder.

Deseo que descubran por ustedes mismos el asunto del estado de desarrollo y contento eterno.
[216081]
De Kabtv “Noticias con Michael Laitman” 2/oct/17

¿Es posible cambiar el curso de la historia?

Pregunta: ¿Qué impacto tiene en la historia mundial la ignorancia acerca del programa de la creación y el negarse a conocerlo?

Respuesta: La historia es lo que está escrito en nuestros huesos. Por lo tanto, si queremos ser participantes en la historia mundial, entonces tenemos que entender cómo interpretarla y cómo cambiarla.

Somos los que escribimos la historia actual. Tengo una oportunidad de atraer la Luz superior con la ayuda del grupo. Este puede elevarme por encima del egoísmo, y entonces comenzaré a sentir lo que es llamado el mundo superior. Esta será mi historia.

Sólo yo puedo hacer esto conmigo mismo, y nadie puede detenerme, pero pueden ayudarme. La decena o el grupo existen para este propósito.

Pregunta: ¿Pueden los cabalistas interferir en la historia o cambiarla?

Respuesta: Puedo interferir en la historia sólo al difundir el método cabalístico, y si las personas se interesan en ello, ellos también mejorarán nuestro estado. De otra manera no podemos influir en nada. En Cabalá, es imposible manipular las fuerzas de la naturaleza. Existen sólo dos fuerzas de la naturaleza, y sólo puedes manipularlas dentro de ti mismo.

Sólo puedes actuar en una dirección: volverte más como el Creador. De esta manera la Luz superior pasará a través de ti hacia Maljut, en la cual está toda la humanidad.

Pregunta: ¿Podemos decir que la historia es el plan de la creación, su programa?

Respuesta: Sí. Es un programa de revelación del plan de la creación a las creaciones.

Pregunta: ¿Y todo es determinista, es decir que nada puede ser cambiado, excepto el futuro? Es decir, ¿sólo puedo actuar en el presente con relación al futuro?

Respuesta: Puedes actuar en el presente para cambiarlo.

Eso es lo que dicen los cabalistas. Este es el único propósito de la Cabalá. Nos enseña cómo pasar por el periodo desde nuestro tiempo hasta el final de la corrección de toda la creación de forma rápida y placentera.
[216256]
De la lección de Cabalá en ruso 16/jul/17

Material relacionado:
Historia mundial a la Luz de Cabalá, parte 1
La dinámica del desarrollo de la humanidad
¿Quieres cambiar el mundo? Cámbiate a ti mismo

¿Por qué nos castiga la naturaleza? parte 4

Pregunta: ¿Cómo pueden las relaciones entre las personas, afectar un volcán o un terremoto? ¿Puede un océano encontrar que las personas en su costa han empezado a tratarse mejor entre sí y entonces calmarse?

Respuesta: Todos nosotros: naturaleza inanimada, plantas, animales y humanos, pertenecemos a un solo sistema. Los tsunamis y huracanes son despertados por las mismas fuerzas que están controladas por nuestros pensamientos y sentimientos. Es solo que nuestra mente y sentimientos están en un grado más alto que la fuerza que causa los huracanes. Un huracán es fuerte en cantidad y el hombre —en calidad.

Si mejoramos nuestras relaciones en el grado humano “diez gramos”, acercándonos más uno a otro, entonces, así, debilitamos el huracán al grado más bajo, no diez gramos, sino en diez mil millones de veces. No causará ningún daño.

Después de todo, este es un solo sistema, un nivel por encima de otro. Nosotros, al nivel humano, estamos en el nivel cualitativo y el huracán, en el nivel inanimado, es un nivel cuantitativo. Su fuerza es en cantidad y la nuestra en calidad, por lo tanto, el pensamiento humano puede iniciar y detener huracanes. Sin embargo, hasta ahora, solo los iniciamos.  

Pregunta: ¿Pueden 100 mil personas paradas a la orilla, con la fuerza de un pensamiento, detener un huracán que se aproxima?

Respuesta: No. Primero, no necesitan pararse a la orilla del océano para esto. Lo principal es que debemos llegar a la conexión y la unidad entre nosotros y equilibrar las fuerzas del mal que tenemos con las fuerzas buenas. Luego, en todos los grados —inanimado, vegetal y animal, que están por debajo de nosotros —el balance se restablecerá.

Pregunta: ¿Significa que la amenaza no viene de un océano en tormenta ni de la tierra que tiembla bajo nosotros ni de un volcán en erupción? ¿debemos dirigirles la fuerza de nuestros pensamientos?

Respuesta: ¡Para nada!! Debemos poner atención solo a nosotros mismos, en corregir nuestra actitud hacia los demás. Por más que esto parezca fantástico, irreal o no científico, funciona exactamente así.  

Debemos aprender a controlar nuestros pensamientos, deseos e intenciones. Al fin, si no lo hacemos, automáticamente pasan al lado egoísta, en busca de beneficio propio y de dañar a los demás.

Pregunta: ¿Cómo será la persona corregida del futuro?

Respuesta: La persona corregida del futuro aprenderá la habilidad de mantener equilibrio ideal con los demás, para no estar por encima de nadie y que nadie esté por encima de ella, pero todos serán amigos, conectados con buenas relaciones. Gracias a esto, toda la naturaleza llegará al balance y esto será llamado el Jardín del Edén, el paraíso.   

Pregunta: ¿Qué le preocupará a la gente cuando despierten por la mañana en dicho Jardín del Edén?

Respuesta: Está escrito que “el mundo actúa de acuerdo a sus leyes fijas” y en la vida, todo será lo mismo. Pero la persona cuidará del equilibrio entre sí y la naturaleza, incluyendo a la humanidad.

Pregunta: ¿Será una buena vida o será muy aburrida?

Respuesta: No se preocupen, tendrán experiencias, no desde los problemas, sino desde cosas placenteras. En lugar de preocuparse por llamar a la policía, al doctor o a la escuela, respecto a sus hijos, serán tocados por una buena actitud ante ustedes.
[215858]
De Kabtv “Una vida nueva” 10/oct/17

Material relacionado:
¿Por qué la naturaleza nos castiga? parte 1
¿Por qué la naturaleza nos castiga? parte 2
Una vida nueva #911 – Equilibrio entre las personas y la naturaleza

El camino del caos a la armonía, parte 4

Pregunta: Cuando observamos a la naturaleza, parece que en ella todos intentan devorarse unos a otros, pero al mismo tiempo, todo el complejo de fuerzas opuestas, al final, se desarrolla en una armonía completa, lo que es llamado “vida”. ¿Cómo sucede que cada individuo trae el desorden a la naturaleza, pero la naturaleza como un todo es armónica?

Respuesta: Si estudiamos las leyes mediante las cuales el sistema general de la naturaleza opera, vemos que estas se complementan entre sí. Aunque todo el sistema es egoísta y está guiado por abruptos principios muy simples y primitivos, el proceso general de su desarrollo está dirigido hacia el crecimiento, el auto alcance y conocimiento del mal. Al final, necesitamos entender en la clase de horrible egoísmo existimos.

Desde la lucha egoísta, las fuerzas crecerán para entender, sentir y saber qué estamos haciendo y para qué, ¿podremos pasar toda nuestra vida luchando con el otro, como los gatos que están guiados para pelear por el instinto ciego?

Gradualmente, toda la naturaleza —inanimada, vegetal, animal y especialmente humana— se acerca al conocimiento del mal. Empezamos a revelar que nuestra naturaleza es mala y que nos muestra esta vida sólo para que entendamos que necesitamos corregirnos.

Pregunta: ¿El propósito del desorden es mostrarnos cómo avanzar hacia el orden?

Respuesta: El mundo existe y se rige por una armonía completa. El desorden es creado artificialmente en nuestra percepción porque “cada quien juzga de acuerdo a sus propias fallas”. Vemos al mundo y vemos desorden. Pero en cuanto dejamos de verlo, inmediatamente se convierte en el mundo del infinito.

Al momento en que veo el mundo, inmediatamente lo estropeo con mis atributos. Resulta que debido al desarrollo gradual, me doy cuenta que, de hecho, yo necesito corregirme a mí mismo.

Pregunta: Resulta que vemos el mundo como a través de lentes rotos y por lo tanto ¿lo vemos roto?

Respuesta: No vemos las correctas conexiones entre todas las partes de la realidad; por lo tanto, nos parece caótico. De hecho, el mundo es absolutamente perfecto.
[215627]
De Kabtv “Una vida nueva”  24/oct/17

Material relacionado:
El camino del caos a la armonía, parte 1
Cambiando la naturaleza humana
La ley principal de la naturaleza es el equilibrio del sistema

¿Por qué la naturaleza nos castiga? parte 3

Pregunta: Hoy “la ingeniería climática” se está desarrollando rápidamente. Esto significa que, en lugar de luchar por la preservación del medio ambiente, se está intentando intervenir en los procesos naturales con ayuda de tecnología avanzada; manejar el clima, enfriar el planeta, cambiar la estructura de la atmósfera y el estado de los océanos y más.

La gente intenta reestablecer el equilibrio en la naturaleza con ayuda de tecnología moderna ¿es bueno para la humanidad o inversamente, es ésto un gran daño?

Respuesta: Por supuesto, tenemos que pagar de esta forma por nuestra reacción equivocada, haciendo casas resistentes a terremotos y protegiéndonos de los golpes de la naturaleza. Sin embargo, ni esto no ayudará, porque nosotros mismos evocamos estos desastres naturales con nuestra conducta errónea.

Debemos entender que los pensamientos y los deseos del hombre están en el nivel más alto de todas las fuerzas que existen en el universo. Por lo tanto, justo con nuestros pensamientos, deseos e intenciones causamos el principal daño a la naturaleza.   

El hombre es el portador de la fuerza negativa en la naturaleza, dado que es dirigido solo por la fuerza de recepción. Por lo tanto, necesitamos equilibrarnos con la fuerza de otorgamiento. De forma natural, cada uno actúa en sociedad intentando recibir todo para sí mismo. Por eso, de acuerdo con ésto, debemos desarrollar en nosotros mismos la capacidad de dar. Así se establecerá el balance entre nosotros y desde la humanidad se esparcirá al resto de la naturaleza.

Pregunta: Digamos que empezamos a tratarnos bien y que hay amor, otorgamiento, armonía total entre personas y naciones, ¿cómo puede ésto detener una erupción volcánica o un tsunami?

Respuesta: Nuestros pensamientos y deseos son también fuerzas de la naturaleza. El hombre es parte de la naturaleza, la corona de su desarrollo ¿en qué forma somos diferentes de las demás partes de la naturaleza? Tenemos ciencia, inteligencia y sentimientos más desarrollados. No obstante, estos sentimientos son malvados, en comparación a los animales están más desarrollados y debido a ésto, somos llamados hombre, humano.

El único problema es que no usamos nuestras fuerzas correctamente. Pensamos que podemos vivir instintivamente, como los animales, sin lograr amor por nuestro prójimo y sin averiguar nuestra influencia en el mundo. Sin embargo, no es así, porque pertenecemos al grado humano. Y el ser humano es, ante todo, ciencia, razón y sentimientos, lo que nos eleva al lugar más alto de la pirámide.

Resulta que a diferencia de los demás niveles de la naturaleza —inanimado, vegetal y animal—que están instintivamente incluidos en un solo sistema llamado “naturaleza” el hombre está separado.

Estamos obligados a complementar el sistema de la naturaleza a través de nuestra participación, uniéndonos con todos los demás. Al equilibrar nuestros sentimientos, mente y la fuerza negativa de nuestro egoísmo, con la fuerza positiva, alcanzaremos una buena conexión con todas las partes de la creación.
[215841]
De Kabtv “Una vida nueva” 10/oct/17 

Material realcionado:
¿Por qué la naturaleza nos castiga? Parte 1
¿Por qué la naturaleza nos castiga? Parte 2
Cómo prevenir los golpes de la naturaleza

El camino del caos a la armonía, parte 3

Pregunta: Está claro que todo el desorden en nuestra vida es causado porque todos piensan solo en sí mismos. Pero, ¿cómo ver un estado corregido, permanente, perfecto, donde todos estén en armonía?

Respuesta: Dicho estado realmente existe en la naturaleza, pero no lo vemos. Como está escrito: “Aquel que tenga ojos para ver, permítele ver y aquel que tenga oídos para escuchar, permítele escuchar”. Cada uno juzga en la medida de su propia perversión y percibe el mundo de acuerdo a su razón y sentimiento egoístas. Por lo tanto, no somos capaces de ver cuán perfecta es la naturaleza y nos consideramos más inteligentes que la naturaleza.  

Resulta que no vemos la verdad y todo el tiempo nos estamos hundiendo en un caos cada vez más grande. El egoísmo crece más y más y nuestra capacidad de hacerle frente se está desvaneciendo ante nuestros ojos. La situación se está volviendo crítica y pronto terminaremos destruyendo a la humanidad en guerras nucleares, como los cabalistas advierten.  

La única forma de salir es conocer el sistema de la naturaleza. Descubrir a través del sufrimiento, que la naturaleza es perfecta y que solo nosotros somos negligentes y debemos empezar a entender el sistema de la naturaleza estudiando la sabiduría de la Cabalá.  

El poder de otorgamiento, conexión y reciprocidad reina en la naturaleza —el opuesto exacto es en el que el hombre vive —es decir, el poder de recibir, dominio personal, envidia y odio.

Pregunta: En la naturaleza ¿dónde se ve asistencia mutua y conexión?

Respuesta: No lo vemos cuando miramos con nuestros ojos egoístas. Al contrario, nos parece que en la naturaleza hay una lucha feroz por la existencia, donde el más fuerte gana. Pero si observamos más profundo, surge la pregunta: ¿de dónde viene la vida? Esta misma vida en la cual fuerzas opuestas, distintas, de repente, de alguna forma, milagrosamente se complementan una a la otra y crean toda variedad posible de criaturas: materia inanimada, plantas, animales y humanos.

¿Cómo es posible que fuerzas opuestas, deseando destruirse una a la otra, de repente se conectan e incluso se complementan, se sacrifica una por el bien de la otra, porque sin ésto vida es imposible ¿de dónde viene?

Si observan más de cerca a la naturaleza, por ejemplo, como hace la biocibernética, que estudia los sistemas existentes en organismos vivientes, verán cómo una cosa completa a la otra. Todos estos sistemas operan con base en fuerzas completamente diferentes y sólo nos parece, desde nuestra percepción equivocada, que todos quieren tragarse a los demás y establecer forzosamente su poder.  

Si fuera así, la vida no podría ser, porque está basada en otorgamiento, concesiones, en mi preocupación por alguien que luego me ayude y así, de generación en generación. Esto es completamente diferente a lo que parece desde nuestra mirada superficial.
[215610]
De Kabtv “Una vida nueva #912” 24/oct/16

Material relacionado:
Una vida nueva #912 – Del caos a la armonía
El camino del caos a la armonía, parte 1
Del caos a la armonía

El camino del caos a la armonía, parte 2

Pregunta: La Torá nos habla de que al principio había oscuridad y caos, a partir de lo cual más tarde fue creada la vida ¿cómo puede surgir la armonía del caos?

Respuesta: Todo esto es dicho sólo en relación al hombre. E incluso si parece como si estuviéramos hablando de periodos de evolución que ostensiblemente tuvieron lugar antes de la aparición del hombre, es equivocado. La evolución tiene sentido sólo con la inclusión del individuo que comienza a usar el mundo entero y todos los cambios ocurren sólo con respecto a él.

Sólo después de la creación de la conciencia y con respecto a ello, podemos hablar de la creación del mundo, del universo, del planeta Tierra, de todos los sistemas y de la humanidad. Antes de la aparición del hombre, parecía no haber nada. Y cuando hablamos de oscuridad y caos, también existen sólo en relación al hombre porque su consciencia está distorsionada, es decir, opuesta al sistema ideal en el que existimos.

La persona no entiende ni siente este sistema, es decir, no lo percibe ni en la mente ni en el corazón. Ve la realidad proyectada por sus deficientes cualidades, contra el fondo de un mundo inmutable y perfecto.

No ve el mundo superior espiritual ni el sistema ideal, sino que se ve a sí mismo con respecto a este sistema; es decir, ve la diferencia entre uno y otro, entre las cualidades del hombre y las cualidades de la naturaleza. Por lo tanto, le parece que el mundo es oscuro y desordenado.

La naturaleza exhibe otorgamiento, amor, conexión, completar al otro, mientras que las cualidades del hombre son todo lo opuesto: recibir, desordenar e inhabilidad para conectarse con otros y complementarlos. Cada uno actúa guiado por su propio beneficio en detrimento de otros y por lo tanto, ve desorden en el mundo.

Desorden es una cualidad que surge de la naturaleza del hombre, de su egoísmo.

Después de todo, si cada uno piensa sólo en sí y es guiado por su propio beneficio, sin tomar a otros en cuenta, detiene todo el sistema, como un engrane defectuoso.

En lugar de conectarse con el resto y girar juntos como en una maquinaria de reloj, cada uno gira en su propia dirección, como le place. Como resultado, nos resistimos, rompemos nuestra maquinaria y todo el mecanismo casi fracasa al funcionar.

Existe otro sistema que castiga y corrige, que nos muestra lo mal que nos sentimos a causa de la actitud egoísta. Por lo tanto, a causa de la desesperación, comenzamos poco a poco a tomarnos en cuenta entre nosotros. Aun cuando esas consideraciones mutuas son también egoístas, porque lo principal para mí es mi propio bien, tomo a los demás en cuenta cuando es necesario. Resulta, que de alguna manera nos las arreglamos para existir pero nuestra vida está llena de sufrimiento y caos. El caos y el desorden en nuestra vida son resultado de que todos son controlados por el poder de su propio egoísmo y que sólo piensan en su propio bien, en lugar de, en el beneficio del sistema común. Esta es la razón principal del desorden que se manifiesta en todas la áreas de nuestra vida.
[215573]
De Kabtv “Una vida nueva” 24/oct/16

Material relacionado:
Una vida nueva 912, del caos a la armonía
En el camino del caos a la armonía
Congreso de Vilnius del caos a la armonia, primer dia 3/Nov/17

El camino del caos a la armonía, parte1

Pregunta: Caos y desorden son parte de nuestra vida. Por lo general, el hombre se esfuerza por determinar las leyes y poner todo en orden, pero la naturaleza siempre nos desequilibra y nos sumerge en el caos ¿por qué nuestra vida está constantemente fuera de control y nuestro mundo va hacia un desorden en constante crecimiento?

Respuesta: La sabiduría de la Cabalá afirma que, de hecho, existimos en el mundo del infinito, en una Luz sin fin, en un sistema ideal y organizado de manera óptima. Este sistema es constante y nunca cambia porque es absolutamente perfecto.

El sistema se llama mundo del infinito porque no tiene límites y está en orden ideal e inmutable, sin necesidad de corregir ni cambiar ninguno de sus elementos. Pero la persona que existe dentro de este sistema debe cambiar constantemente. Tenemos genes informativos, registros (Reshimot) de impresiones, estados, deseos y pensamientos que se actualizan constantemente.

Una espiral de esos registros sobre pensamientos (impresiones en la mente) y deseos (impresiones en el corazón) se desenrolla constantemente en el hombre y le cambia. Por lo tanto, nos parece que el mundo está cambiando, que de hecho es inmutable. Vemos una Luz constante, hermosa e infinita frente a nosotros, pero nuestra percepción todo el tiempo cambia.

Si nos acercamos a la Luz con nuestras propiedades, nos sentimos bien, pero si cambiamos en dirección opuesta, nos sentimos mal de muchas maneras. Esto, de hecho, determina toda nuestra vida. Por lo tanto, podemos hablar de caos o armonía sólo en relación con una persona específica y el mundo que siente en sus órganos de percepción, constantemente actualizados. Debido a esto, nos parece que el mundo está cambiando y que estamos cambiando, pero todos estos cambios existen sólo en relación con nosotros mismos. Y si vemos caos a nuestro alrededor, significa que este caos existe exclusivamente dentro de nosotros.

Esto puede llevarme a la desesperación porque resulta que no sé dónde realmente estoy ni qué está sucediendo. No veo el mundo del infinito porque estoy encerrado en mi imaginación distorsionada y percibo mis propiedades y pensamientos que cambian constantemente según un programa que desconozco. Es decir, veo mi propia película, la forma del mundo que mis pensamientos y deseos proyectan para mí.

Pregunta: Pero si mis pensamientos y deseos se revelan de acuerdo con el programa de desarrollo, entonces ¿hay un orden en ellos?

Respuesta: El orden realmente existe, pero no lo sabemos. Y si reaccionamos de manera inapropiada a su revelación, entramos en este orden con propiedades, acciones y pensamientos incorrectos y esto cambia nuestro desarrollo. Esto es en lo que consiste nuestra vida y está sucediendo momento tras momento.
[215520]
De Kabtv “Una vida nueva” 24/oct/17

Material relacionado:
Una vida nueva #912 – Del caos a la armonía
La estructura del caos
Del caos a la armonía

¿Quién controla al mundo?

Pregunta de Facebook: ¿Qué piensa usted de EUA? Muchos dicen que merece catástrofes, porque es necesario y cuanto antes se purifique, mejor para todos.

Respuesta: No me preocupo porque todo lo que hay en el mundo viene de una sola fuerza: del Creador. Él controla todo: encumbra y baja países, pueblos y partes del mundo; envía huracanes y terremotos; hace explotar reactores nucleares, etc.

Así es como funciona el control superior, quiere sacudirnos y ponernos en disposición para que despertemos un poco y dejemos de estar siempre sumergidos en nuestra propia insensatez.

Por lo tanto, nadie tiene la culpa: no EUA, no Rusia, nadie. Todo es controlado por el Creador. Está escrito en fuentes cabalísticas que los corazones de los que controlan el mundo están en las manos del Creador. Por eso no tengo opinión particular ni crítica ni aprobación, no hacia un sistema particular ni hacia un gobierno particular.

Creo que todos juntos, como niños pequeños, debemos sentarnos y comenzar a estudiar el sistema de la alta dirección, sólo entonces realmente comprenderemos lo que hay que hacer.

Y los primeros que deben estudiar esta ciencia deberían ser los que manejan el mundo, porque ellos canalizan las acciones del Creador hacia todos nosotros. Espero sinceramente que escuchen este consejo y al comprender y aceptar el control superior, el mundo podrá llegar a un estado de calma.
[216133]
De Kabtv “Noticias con Michael Laitman” 2/oct/17

Material relacionado:
Trabajar en el mundo del Creador
¿Por qué la naturaleza nos castiga?, parte 1
Una tormenta es como una oportunidad