entradas en 'Estudio de la Cabalá' categoría

Todo es alcanzado, percibido y entendido por el hombre

Después del Big Bang, gracias a la expansión de las fuerzas, se formó un área determinada y apareció un lugar, seguido por el universo. Este lugar comenzó a llenarse, es decir, algunas propiedades de fuerza comenzaron a manifestarse en él.

Naturalmente, el hecho de que estemos hablando del pasado es una interpretación errónea muy grande. Después de todo, estamos hablando de nosotros mismos, de cómo lo logramos en lugar de lo que realmente sucedió sin nosotros. Que no sabemos nada y nunca sabremos.

Todo lo podemos determinar con base en nuestros sentidos, en nuestros sentimientos. Así que no puedo decir que sucedió. Comprendo que sucedió en el pasado, es decir, en mi pasado, en mis sentimientos, en mi entendimiento.

Creo una categoría del pasado dentro de mí y trabajo en ella. Coloco ahí el Big Bang, el universo, el pasado. Pero es mi pasado. Fue creado en mi imaginación, en mi percepción.

De hecho, no hay pasado. Sea lo que sea, solo puedo juzgarlo en relación conmigo mismo.

Por eso, debemos poner todo lo que hace nuestra ciencia en un marco muy restringido. Es solo lo que investigamos e indagamos. Igual que el mundo con sus leyes a las que estamos acostumbrados.

Todas las leyes que estudiamos: mecánicas, eléctricas, magnéticas, biológicas, zoológicas, todo, las interacciones entre las formas y propiedades de la materia, la energía y la información que estudiamos en el marco de nuestro mundo.

Hoy ya está claro para nosotros que si nos encontráramos en otras condiciones cósmicas, tendríamos leyes totalmente diferentes, con formas totalmente diferentes. Por eso, solo podemos hablar de lo relativo a nosotros. Así alcanzamos, así lo revelamos.

Hay un concepto erróneo muy profundo no solo entre la gente común, también entre los científicos, porque todo se olvida. Olvidamos la condición necesaria de que todo será alcanzado, entendido, percibido por el hombre, es decir, medido por nosotros, sentido por nosotros y visto por nosotros y no por otros sentidos que nos son desconocidos.

Lo único que sabemos es que así percibimos el universo y a nosotros mismos en este momento. ¿Y si nuestra geometría fuera diferente? Nuestra mente estaría dispuesta de modo diferente y lo que hoy consideramos curvo, lo consideraríamos recto o plano. Es decir, nos parecería muy diferente.

 

Ver video¿Qué significa cambiar la percepción de la realidad?

 

¿Dónde se origina el pensamiento? – Enfoque cabalista

Pregunta: ¿Dónde se origina el pensamiento? ¿Cómo podemos ponernos en contacto con él?

Respuesta: Estamos en el campo del pensamiento. Entonces, es una inducción. Evoca en nosotros todo tipo de pensamientos individuales.

El campo común en el que existimos como motas de polvo en el aire, es decir, el aire mismo, el pensamiento mismo, el campo mismo, inductivamente pone en nosotros todos los pensamientos que nos permiten entendernos, sentir el campo, su movimiento general, para a su vez, influir en él.

En principio, Cabalá se ocupa de la teoría general del campo. Por campo nos referimos al Creador. El Creador no es un abuelo que nos dirige desde arriba, es el campo común, el plan común.

Cabalá habla de que podemos influir en este plan, que nos afecta, que podemos estar en equilibrio con él, que ese es el objetivo de nuestra existencia actual, es decir, lograr equilibrio con el campo común.

Cuando alcanzamos total homeostasis, entramos en la siguiente etapa de creación. Esa es la dialéctica de nuestro desarrollo.

 

Más sobre La fuente de todos los pensamientos

 

¿Es difícil entender el estudio de las diez Sefirot?

Algunos estudiantes se quejan de que no entienden el material que estudiamos del libro El estudio de las Diez Sefirot  y no lo pueden sentir.  Esto no es de sorprender, nadie espera tal capacidad de ellos, pero ¿dónde está la reacción correcta? 

Todo el estudio de la sabiduría de la Cabalá, sucede al descubrir que la persona es sorda. No puede entenderlo con su mente ni sentirlo con su corazón. No capta nada de lo que quieren de él en absoluto . Después de leer todos estos textos abstrusos, solo se  quiere tumbar en el sofá y cerrar los ojos o, si acaso, mirar la televisión o el Internet. Esta falta de comprensión no es novedad en absoluto.  

La novedad es que uno va a la decena con este problema e intenta ensamblar ahí la respuesta, como un rompecabezas, para entender lo que se quiere de nosotros. Escuchar a los amigos y hablar con ellos y no pensar que se está resolviendo este asunto por la vía de la propia mente.   

No, con esto vamos al Creador y exigimos de Él que nos enseñe, que nos conecte en la forma correcta y nos muestre esta imagen para que podamos entenderla. Se llama “Por tus actos, te conoceremos”. 

Necesitamos revelar toda la sabiduría en la práctica, en nuestra conexión. De otra forma no podemos entenderla. La Cabalá no se alcanza con la mente y las sensaciones corpóreas. Se dice “No es el sabio el que aprende”.  

Incluso si pusieras a Einstein o a un Premio Nobel a estudiar, nada ayudaría. Solo la conexión entre nosotros y la petición al Creador ayudará y entonces, el Creador se revelará en el estado correcto entre nosotros, es lo que resuelve.

Por lo tanto, el estudio no requiere de una gran inteligencia, sino más bien, de la conexión con la decena, donde cada quien se anula a sí mismo ante los amigos y pide al Creador que revele dentro de la decena, el estado que estamos estudiando. Después de todo, el grupo es las Diez Sefirot, una estructura espiritual en la cual se revela la respuesta. Esto es lo que se llama Cabalá práctica. 

Así que, no me preocupa que el estudiante no entienda el texto. Nadie entiende nada y eso es natural. Todo esto es necesario para que todos nos unamos y resolvamos el problema a través del método de la Cabalá práctica, es decir, mediante la conexión y no por el intelecto. Finalmente, no estamos en la universidad. Si algo no está claro para nosotros, entonces realmente nos enfrentamos a un problema que necesita resolverse.  

 

Descubre más sobre Las diez Sefirot

 

¿Qué pasó antes del Big Bang? – Perspectiva espiritual

Pregunta: Por décadas, los científicos han estado confundidos sobre la antimateria que creó el Big Bang y parece que después desapareció. 

Dicen que el universo se originó en la conjunción entre la materia y la antimateria. Y si la materia puede ser investigada, entonces al momento, la antimateria ha desaparecido del universo.    

¿Es así? ¿Qué pasó antes del Big Bang? 

Respuesta: Antes que nada, me gustaría salir del concepto de lugar, porque todo lo que sentimos y lo que no sentimos, se encuentra dentro de un volumen. En nuestro universo hay un gran número de todo tipo de objetos, fuerzas y fenómenos, de los cuales no nos percatamos, no los percibimos y en consecuencia, no los investigamos. Nunca los definiremos a través de nuestras cualidades, sensaciones, nuestra ciencia y lógica. Por eso, no estudiamos ni aprendemos nada de ellos. 

Solo necesitamos entender que todo existe dentro del mismo volumen, únicamente que está oculto de nosotros y cada vez, más escondido. Vivimos dentro del marco de una percepción especial de nosotros mismos, como si existiéramos en el tiempo, en algún tipo de secuencia. De hecho, esto se debe al ocultamiento constante de algunas formas en nosotros y la revelación de otras, lo que concordantemente, nos da la sensación de tiempo, de un cierto tipo de proceso.  

La Cabalá dice que no tenemos que ir a ningún lado en el tiempo. En lugar de regresar 15 mil millones de años, únicamente es necesario ir hacia adentro y revelar lo que siempre ha existido, solo removerlo de nosotros en la sensación. 

Digamos, hablando ahora, podemos literalmente en pocos segundos, separarnos unos de otros, con los pensamientos y las sensaciones, instantáneamente dejar de sentirnos; lo que significa, que todo esto existe en nosotros como dentro del marco del tiempo, aunque no es tiempo, sino sensación.  

El tiempo es un cambio de sensaciones. Por lo tanto, podemos ir contra el tiempo: adelantar, atrasar, en cualquier dirección. Si al mismo tiempo, despertamos en nosotros mismos, todos los estados pasados, entonces provocaremos una sensación de tiempo y podremos retroceder.  

Y, es lo mismo sobre cada uno. Hoy podemos sentirnos como un adulto, como ancianos. Pero, podemos regresar en el tiempo y sentirnos como un niño pequeño. Todas estas escenas, permanecen como ventanas en un computador, solo que superpuestas entre ellas y consecuentemente, podemos pasar por ellas en dirección opuesta, abrirlas y establecerlas. 

Respecto a lo que pasó antes del Big Bang, nunca lo sabremos desde nuestras sensaciones actuales. Llegaremos, como en cualquier parte de la ciencia, al punto en el que no podemos alcanzar nada. Nuestra materia se extiende ahí, cambia, conforme ya podemos ver, en ondas y ondas, hacia algo incomprensible, imperceptible. No importa qué aceleradores construyamos, no importa cuánto impactemos partículas con grandes energías, descubriremos una realidad que se nos escapa. 

Sentiremos que existe, pero existe en algún lugar aquí; y con nuestros órganos sensoriales e instrumentos de medición, que prácticamente solo llegan al rango de la percepción humana, jamás experimentaremos estos fenómenos porque existen en otra dimensión. Para esto, necesitamos una mente completamente distinta, diferentes sensaciones y otra lógica que hoy no tenemos. Es una naturaleza diferente. 

 

Conoce más sobre el Big Bang

 

Lucha contra la idolatría

Pregunta: ¿Fue Abraham el primero en romper los ídolos y conocer al único Dios?

Respuesta: Sí, antes de Abraham, mucha gente creía en muchos dioses y también así fue después. Él fundó una actitud hacia la naturaleza como una sola fuerza que sostiene y conserva todo dentro de sí y así debe relacionarse.

Pregunta: En sentido figurado, la idolatría se interpreta como adorar ideas, personas e ídolos. Por ejemplo, ¿La idea de dominar el mundo también puede considerarse idolatría? ¿Las guerras desde Alejandro Magno hasta Napoleón y más allá, creer en estas ideas también es idolatría?

Respuesta: De alguna manera todos somos así. El hombre, sin darse cuenta, siempre lucha contra el idólatra que hay en él.

 

Te puede interesar  «Objetos de idolatría»

 

 

Nuestros pensamientos y deseos son materia

Pregunta: El reconocido neurocientífico ruso, pionero de la psicología objetiva, Vladimir Bekhterev, declaró que el hombre es inmortal. Creía que se podría probar de forma puramente lógica, por la simple razón de que el pensamiento es materia y, consecuentemente, quiere decir que afecta a la materia.  

¿Qué dice la Cabalá al respecto? 

Respuesta: La sabiduría de la Cabalá, está de acuerdo totalmente con él. El hecho de que el pensamiento es materia, de la misma forma que todo nuestro mundo es materia y que el mundo espiritual también lo es. 

En otras palabras, la materia es deseo.  El deseo funciona, ya sea para la absorción o para la emanación de sí mismo, pero no importa, es materia. No hay nada que no sea materia. Nuestro pensamiento y nuestro deseo, son tan materiales como lo que sentimos como naturaleza inanimada, vegetal y animal. Después de todo, la materia se puede manifestar en forma de fuerzas y ondas. 

Si llegamos más profundamente a la materia, entonces ahí solo hay ondas. Más allá de las ondas, comenzamos a sentir que ahí no hay nada más que un pensamiento.  En este pensamiento, nuestras ideas materiales sobre él, gradualmente adoptan la forma de agrupaciones de materia. 

Parece que esta materia se está desarrollando, pero en sí misma no se está desarrollando, más bien el pensamiento que está dentro de ella. En las fases del desarrollo del pensamiento, este comienza a manifestarse como las acciones de la materia, en forma de fuerzas, en todo tipo de transformaciones mecánicas, etc. Pero todo es un pensamiento. El pensamiento es la fuerza más poderosa en el mundo

 

 

Día de la independencia del Estado de Israel 2022

Esta semana, celebramos el “Día de la independencia” —el 74o aniversario de la declaración del Estado de Israel.  Por una parte hay una sensación de gran orgullo entre las personas, de que en tan corto tiempo y bajo incesantes amenazas,  se logró conseguir en esta tierra la construcción de un país con una economía desarrollada y un ejército poderoso. 

Por otro lado, gran parte de la población experimenta todo ésto con mucha fragilidad. Sondeos muestran que la mitad de los israelíes tienen miedo de que pueda volver a suceder el Holocausto del pueblo judío.   

¿Cuándo llegará el día en que sintamos la fuerza de la estabilidad de nuestra existencia en esta tierra? Vendrá cuando en verdad deseemos que sea así. No entendemos que la estabilidad y la seguridad depende sólo de nosotros, los israelíes. 

Nos parece que dependemos de miles de factores externos. Pero, de hecho, son ellos los que dependen de nosotros, no nosotros de ellos. Hay una fuerza espiritual en nosotros, pero no la utilizamos. Es la fuerza de conexión y de amor entre nosotros, dentro del pueblo de Israel. 

No existe otra fuerza en el mundo sobre la cual algo se pueda construir. No tenemos estabilidad debido a que no descubrimos esta fuerza entre nosotros. Se manifiesta en sí misma si tratamos a los demás con amor, con calidez –ésta es la fuerza del Creador. Con la ayuda de esta fuerza, es necesario construir el país, la nación, el mundo entero. 

Aún no hemos alcanzado la paz sobre esta tierra porque no queremos construir con seriedad nuestra gente y nuestro Estado, bajo una base genuina. Sólo necesitamos dejar de mirar a nuestro prójimo judío como extraño y ajeno. Es sólo ésto lo que no nos permite llegar a la paz y la tranquilidad. 

Estamos obligados a tratar a cada uno de los demás como hermanos, no como amigos – si se requiere. Tengo esperanza de que entendamos lo que es la independencia, cómo llegar a ella, cómo construir y usar apropiadamente la fuerza de la independencia. 

Un país independiente es una reunión de personas en una conexión, donde se revela una fuerza superior que nos vincula por la fuerza de la garantía mutua y nos conduce a la libertad del egoísmo. Ésto significa “ser un pueblo libre en tu país”, es decir, ser libre del deseo egoísta.  

Este estado se llama «independencia». Al final, nos hacemos independientes del egoísmo, nos sobreponemos a él en nuestra conexión y de esta forma, construimos un país, una nación. Un país construido de esta manera, garantiza la paz y la tranquilidad. 

E Israel ciertamente se convertirá en éso y cuán rápido suceda, dependerá del pueblo de Israel. Deseo que todos lo veamos cuanto antes. 

 

Descubre  ¿Qué es la verdadera Independencia?

 

 

¿Por qué buscar la inmortalidad?

Pregunta: ¿Dónde está la línea donde el hombre adquiere la libertad de la muerte o mejor dicho, la libertad de este concepto?

Respuesta: Una persona se libera de la muerte tan pronto como logra sentir el mundo superior. Está escrito en las tablas del pacto: “Herut” – “Libertad”.

Significa libertad del ángel de la muerte. Sobre esto se dice: “He aquí, hoy puse ante ti la vida y el bien y la muerte y el mal… elige la vida”. Pero, esto no es vida cuando simplemente existes. Vida es la vida espiritual que puedes alcanzar ahora y elevarte por encima de ella. Esencialmente, «Elige la inmortalidad«.

Comentario: Muchos han tratado de buscar esta inmortalidad. Hoy los científicos también tratan de encontrar ese “yo” que percibe la realidad. Ya han explorado todo lo que pueden y dicen: “Esto no está en el cerebro”. Además, no percibimos esa realidad con los ojos. Hay una especie de pantalla en la parte posterior de nuestro cerebro que refleja lo que hay dentro de nosotros.

Los cabalistas hablaron y escribieron sobre esto hace muchos siglos.

Mi respuesta: Los cabalistas lo vieron, lo revelaron y lo sintieron. Los científicos solo suponen. No se dan cuenta con claridad de que el mundo que vemos ante nosotros está dentro de nosotros. Simplemente suponen que debe ser así, que nuestros ojos no ven lo que sucede afuera. En general, los ojos no son un órgano de la visión.

El órgano de la vista es el cerebro. Los ojos son una lente que voltea lo que está dentro de nosotros hacia el exterior. Por eso, por el momento, solo así podemos explicar la vida.

Pero, llegaremos a un estado en el que descubriremos que Cabalá es vital, porque sin un enfoque correcto de la vida, sin un logro real del universo, simplemente no podemos existir, nos perdemos. Nos hemos desarrollado tanto y profundizado tanto en la materia que nos perdimos en este bosque. Qué más hacer, no lo sabemos. ¡En ninguna área!

De repente vemos que estamos perdidos, somos pequeños y dependemos totalmente de la naturaleza. Nos preguntamos, «¿Qué sigue?» Aquí se revela la Cabalá.

Creo que la gente comenzará a aceptarla correctamente, como una ciencia de un único universo integral, lo más importante, como una ciencia que nos lleva a un nivel eterno y perfecto de vida.

 

Mira el video  ¿De qué trata realmente la sabiduría de la Cabalá?

Calendario judío influenciado por el sol y la luna

Pregunta: ¿Por qué los cristianos determinan sus días festivos según el calendario solar y los musulmanes según el calendario lunar?

Respuesta: Porque el sol y la luna son dos fuerzas que existen en la naturaleza y nos afectan.

El sol nos da todo, nos da vida. Es una fuerza muy clara. Por eso, todas las fiestas y calendarios cristianos funcionan bajo el sol. Para los musulmanes y también para los judíos, la cuenta regresiva del calendario se determina en relación con la luna. El mes lunar comienza con la luna nueva.

Por cierto, los meses especificados en el calendario cristiano vienen de la antigua Roma y tienen los antiguos nombres romanos julio, agosto, etc., los judíos tienen nombres diferentes.

Ellos toman su almanaque de la línea media, porque hay tres líneas en el gobierno de nuestra naturaleza. Dos líneas descienden de arriba hacia abajo: solar (línea izquierda, cristianismo) y lunar (línea derecha, islam). La luna afecta el estado interno de una persona

Y dado que tienen la tendencia a imitar al poder Superior, fueron guiados por la Cabalá, según la cual tomaron un calendario solar-lunar alternativo. Por un lado, tienen un sistema de cálculo muy complejo, por otro lado, es el más universal.

Imagina un calendario creado hace dos mil quinientos años. Hasta hoy, se ha seguido sin problema. Conocemos las revoluciones del sol, las revoluciones de la luna y sus fases. Sabemos de antemano cuándo el año será bisiesto, 17 aniversario, 28 aniversario, 50 aniversario; hay esos períodos. Y todo viene desde el primer día de la creación, cuando el primer hombre, Adam, reveló el poder Superior.

Desde entonces, sabemos con total claridad cualquier fecha de la historia: en qué día de la semana sucedió, en qué año, etc. Pero hay correspondencia entre nuestro almanaque central y el musulmán y el cristiano, pues los incluye a ambos y los combina en una línea media especial.

Por eso, las horas en él se calculan como en el calendario musulmán, es decir, el período de oscuridad se divide en 12 y da como resultado horas nocturnas arbitrarias. Por ejemplo, una hora en el calendario musulmán puede durar 50 minutos, y en el cristiano 45 minutos. El cristiano simplemente marca el tiempo: el período de veinticuatro horas se divide en 24 partes iguales. Y para judíos y musulmanes, se divide en 12 partes diurnas y 12 nocturnas. La hora de invierno es larga y la hora de la noche de verano es corta. Es más como un reloj de sol. Hay muchas cosas interesantes.

Pero lo más importante es que en el calendario judío todo se ve y se conoce con claridad y de antemano. No necesitamos calcular nada. Por ejemplo, en el musulmán, los días festivos pueden flotar: un año caen en verano y otro en invierno. En el cristianismo también, porque solo está ligado al sol. El calendario judío siempre funciona precisamente porque simultáneamente recibimos la influencia del sol y la luna, que simbolizan dos líneas.

 

Sugerencia ¿Las festividades son solo fechas en el calendario?

 

¿Podría Einstein haber desarrollado la teoría del campo unificado?

Comentario: Se sabe que Einstein desarrolló la teoría del campo unificado y luego la quemó, porque temía que este conocimiento fuera usado por indignos.

Mi respuesta: Traté de explorar esto e incluso, para eso, fui a Berna. No creo que Einstein tuviera la capacidad de desarrollar esta teoría, porque la única forma de llegar a una conclusión seria sobre la existencia de un campo unificado y describirlo es desde arriba.

Desde arriba, significa estudiando Cabalá. De lo contrario, es imposible porque hay una gran cantidad de problemas que no se pueden describir en nuestro mundo. Es lo mismo que en física cuántica. Nos encontramos con información de teorías ondulatorias y corpusculares, de que el mismo cuerpo puede estar en dos lugares al mismo tiempo.

Es decir, aquí vemos fenómenos límite. En el futuro, la ciencia aún tiene que revelar muchas cosas con las que no podrá trabajar. Pues, para ver correctamente estos fenómenos, la persona misma debe elevarse de su nivel, es decir, por encima de tiempo, movimiento, velocidad y espacio. Puede hacerlo, sólo si logra fuerzas espirituales. Para esto, se necesita la sabiduría de la Cabalá.

Por eso, a pesar de que Einstein trató de desarrollar la teoría del campo unificado y ahora muchos científicos lo están intentando, pero sólo podrán lograrlo cuando vengan a nosotros a estudiar. Estoy seguro de eso. Creo que esta es la siguiente etapa.

Comentario: Algunos dicen que, si a una persona se le diera el conocimiento del que habla Cabalá, podría usarlo para hacer daño.

Mi respuesta: ¡No! ¡Nunca! Los fenómenos que revelan no existen en el nivel material. No puedes anexarles ningún instrumento, no puedes hacer nada con ellos de ninguna manera, porque los pasas por ti mismo, dentro de tu alma, dentro de tus cualidades.

¿Qué es el alma? Las cualidades que están por encima de tiempo, lugar y movimiento.

 

Quieres saber más del  Sistema social unificado