El pensamiento de la creación es revelar los deseos de los seres creados y satisfacerlos con lo que quiere

Aclararemos el pensamiento de la creación. Ciertamente, “El fin del trabajo está en el pensamiento inicial”. Incluso en humanos corpóreos, con sus muchos pensamientos, el fin del trabajo está en el pensamiento inicial (Baal HaSulam, Estudio de las diez Sefirot , parte 1, “Restricción y Línea”, Observación Interna, capítulo 1, punto 10 ).

El pensamiento de la creación es revelar los deseos de los seres creados y satisfacerlos con lo que quiere. El pensamiento del Creador es deleitar a los seres creados.

Pregunta:

¿Por qué no sentimos ese pensamiento?

Respuesta:

Lo sentimos en alguna medida. Pues sentimos deseo de disfrutar, pero en una dosis mínima.

El deseo de otorgar en el emanador necesariamente engendra deseo de recibir en el emanado, es la vasija en la que el ser emanado recibe Su abundancia .

Dado que el Creador es el deseo de otorgar, automáticamente aparece el deseo de recibir en la creación, de acuerdo con la ley de causa y efecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *