La verdadera profundidad de la sabiduría

Pregunta

Si hay un gran deseo y esfuerzo por el Creador, ¿Cómo podemos comprobar si está dirigido por el bien del Creador o por nuestro propio bien?

Respuesta:

Depende de cómo trabaja una persona en un grupo, de si se preocupa por sus amigos y de si quiere dar satisfacción al Creador mediante la comunicación y la ayuda mutua a sus amigos.

 

Entonces puede decirse que una persona se acerca a la cualidad de otorgamiento.

 

La verdadera profundidad de la sabiduría reside en el vínculo común de los amigos y su conexión con el Creador, cuando Él se revela en el centro del grupo.

 

Esa es la sabiduría de la decena, vista en el acuerdo de los amigos con lo que el Creador les está haciendo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *