entradas en 'Globalización' categoría

Un hombre futurista

En nuestro país, la Primera Guerra Mundial dio lugar a una nueva forma de Estado, sin precedentes históricos, no solo en el ámbito económico, sino también en el de las aspiraciones de las nacionalidades. Desde el punto de vista del naturalista (y creo, también desde el del historiador) un fenómeno histórico de tal potencia puede y debe ser examinado como parte de un único gran proceso geológico terrestre, y no simplemente como un proceso histórico.

La humanidad en su conjunto se está convirtiendo en una poderosa fuerza geológica. Surge el problema de la reconstrucción de la biosfera en interés de la humanidad libremente pensante como una totalidad única. Este nuevo estado de la biosfera, al que nos acercamos sin darnos cuenta, es la noosfera (Vladimir Vernadsky).

Mi respuesta: Esto es lo que dice la Cábala, solo que con otras palabras. Hay que entender de dónde le vino a Vernadsky semejante despertar. Sufrió tremendos choques, estuvo inconsciente durante muchas horas e incluso días al borde de la vida y la muerte.

Fue su egoísmo, y no su cuerpo, el que soportó las tensiones más fuertes. No sólo a nivel espiritual, sino también a nivel puramente fisiológico, surgieron en él tales condiciones previas que comenzó a sentir las delicadas capas del universo.

El sufrimiento purifica a la persona, la eleva por encima del egoísmo. El egoísmo, al experimentar el dolor, se cierra automáticamente, nos protege, no quiere sufrir.

Por regla general, cuando llega un mal momento, decimos: “No necesitamos nada. Tenemos algo para beber, para comer. Que sea solo paz, no queremos nada más”. Y cuando llega el buen momento, estamos dispuestos a consumirlo todo: “No, danos todo el mundo”.

Vernadsky experimentó un estado muy estresante cuando su rechazo al egoísmo se produjo en todos los niveles de su ser, tanto físico como moral. Por lo tanto, se dio cuenta de que la existencia futura del hombre y de la humanidad se encuentra precisamente en esa esfera, la llamó noosfera en la que la persona se eleva con su espíritu por encima del cuerpo a pesar de su egoísmo.

Este egoísmo, este llamado cuerpo nuestro, no fisiológico, sino interno, existe para que con su ayuda podamos transformarnos en un ser completamente diferente, que se identificará no con la materia, sino con su esencia interior.

Vernadsky lo experimentó dentro de sí mismo durante la pérdida de la conciencia, durante el rechazo de su cuerpo, en todas estas sensaciones, que eran bastante fuertes y evidentes, le dejaron bases informativas muy serias, que luego desarrolló más.

Por lo general, en una persona que sufre estas condiciones, se borran gradualmente. Las de Vernadsky no fueron borradas. Es realmente un hombre especial que experimentó una salida del egoísmo hacia un estado espiritual completamente diferente, supra egoísta. Por lo tanto, fue capaz de describir más o menos los estados de transición y los próximos de la humanidad.

No tenía ningún aparato conceptual, descriptivo. Al fin y al cabo, era geólogo de profesión y se ocupaba más de la naturaleza inanimada. Y de repente empezó a sentir en ella y a través de ella los niveles vegetativo, animado y humano de la naturaleza. Así, para él, todos estos niveles resultaron ser un ascenso a un estado en el que descubrió que se elevaba por encima de nuestro mundo.

 

Leer más sobre  Cabalá – El don de la conexión con la fuerza superior

 

“El camino al infierno está pavimentado con buenas intenciones”

Comentario: Hay una seria iniciativa, llamada La promesa de donar, que apunta a fomentar una cultura de filantropía entre los más ricos del mundo, para abordar los mayores problemas mundiales. Tiene más de 230 participantes. 

El co-fundador, Bill Gates, dijo, “Siempre he pensado que si estás en posición de ayudar a alguien, lo debes hacer”; y que el grupo fundado en 2010, “seguirá aprendiendo unos de otros y encontrará nuevas formas de maximizar el impacto positivo de nuestra filantropía”. MacKenzie Scott, ex-esposa de Bezos, fundador de Amazon, donó la mitad de su fortuna de 37 mil millones de dólares, para obras de caridad, como parte de La promesa de donar.  ¿Qué piensa usted sobre esta iniciativa? 

Mi Respuesta: El dinero no es problema. Es triste solo ver cómo lo gastan. La esencia de la corrección del mundo, está en cambiar al hombre; y no ellos no saben cómo debería ser el individuo. Creen que construiremos algunos sistemas más de asistencia, salud, educación y que todo estará mejor. 

Pero no será mejor. Al contrario, así invocarán fuerzas negativas que resultarán contra todos los sistemas de caridad que aún seguimos practicando incorrectamente; y nos enseñarán con mano dura.  

Cualquier buen acto, si no se hace para cambiar las cualidades del hombre, solo conducirán a un sufrimiento aún mayor. Es lo que significa en la Biblia, que si realizamos buenas acciones sin corregir al individuo mismo, entonces se queda en su infierno, dentro de los supuestamente actos buenos y correctos.  

Pregunta: ¿No le emociona que tengamos tales iniciativas? 

Respuesta: ¡Sería mejor si no lo hicieran! Es necesario llevar fondos solo para la educación y la educación especial; y no que llenen sus cabezas enfermas con algo, sino precisamente con el sistema de corrección del hombre, del cual depende el sistema de corrección del mundo entero. 

Pregunta: Es decir, ¿si no se corrige la naturaleza del individuo, entonces solo es para mal? 

Respuesta: Sí. 

Comentario: Usted mencionó que es necesario entender a dónde va el dinero, a cuál fondo.  

Mi Respuesta: En este caso, entender a dónde va. Pero, por naturaleza, mediante la comprensión del mundo, su percepción del mundo, no es posible dirigir correctamente el dinero. Por eso se dice: “El camino al infierno, está pavimentado con buenas intenciones”. Así que, desafortunadamente, sería mejor que no lo hicieran.  

Pregunta: ¿Cómo se siente un multimillonario o un millonario que firma La promesa de donar

Respuesta: ¡Exactamente por eso lo hacen! sienten su exclusividad. Se sienten como los correctores del mundo, los justos del mundo. Y el mundo entero, en principio, los debería entender, saber de esto y agradecerles. 

Naturalmente, la mitad de esta cantidad se gastará en publicidad; y la otra mitad, se gastará en algunos objetivos: asistencia, maternidad, algo más. Pero al final, se verá que el mundo no está mejor, sino solo peor. 

Pregunta: ¿Son precisamente esas buenas intenciones? 

Respuesta: Sí. Las intenciones son buenas, pero al final, obtenemos aún más infierno. 

Pregunta: ¿Para qué daría usted dinero? Si juntaran esta decente cantidad, en el estado actual del mundo, ¿a dónde enviaría usted este dinero? 

Respuesta: Tenemos algo que decir a las personas. Es necesario abrir esos canales, centros que podrían transmitir a cada persona en su idioma, a su nivel, la idea principal: “¡Ama a tu prójimo!”.  Solo en esto se encuentra la salvación de todos y cada uno y por eso no hay nada más que se pueda hacer. 

De modo que es necesario abrir esos centros, explicar desde todos lados, desde el punto de vista de la ciencia, de la moralidad y la biología, lo que sea. Y hacerlo de forma tal que las personas suban a este nivel.  Que haya premios y becas para educar a las personas, para educarlas así, para entregar todo tipo de fondos que incentiven, etc., con el fin de que las personas estudien esto y hablen de esto todo el tiempo —cualquier cosa que sea posible, para que se ocupen en esto. 

Especialmente ahora nos estamos acercando a un estado en el que algunos miles de millones de personas estarán desempleadas! ¿Qué harán? ¿Quién les pagará? Dejemos que estos fondos paguen, más aún, que paguen normalmente, decentemente. Necesitamos esto. 

Pregunta: Ese enfoque de “ama a tu prójimo” incluso un pequeño paso, un pensamiento, ¿es el principio del cambio del hombre? 

Respuesta: Sí. Pero solo si creamos esas becas y oportunidades para las personas para estudiar, escriban sobre ello y discútanlo, para llenar todos los sitios con esto, todas las conexiones y hacerlo muy popular en el Internet, en la televisión, en todo lugar.  

Pregunta: ¿Es solo para eso que usted necesita dar dinero? 

Respuesta: Sí, solo para esto. 

 

Seguir leyendo «Una nueva forma de pensar en el dinero»

 

¿Es la enfermedad parte del proceso de sanación?

Pregunta: Todas las enfermedades, en principio, se heredan por el lado de la madre. Un varón, aunque tenga cierto tipo de padecimientos, de alguna forma, no lo transmite a otras generaciones. ¿Por qué es así?  

Respuesta: Deberíamos observar los males como un proceso de recuperación y no solo como una enfermedad. 

Consecuentemente, una mujer que transmite a sus hijos una predisposición a ciertos padecimientos, de la misma forma les transfiere un sistema muy fuerte y saludable de inmunidad, porque de entrada, cualquier enfermedad es de alguna manera, un proceso de sanación. 

 

Te puede interesar  ¿Podemos eliminar las enfermedades que nos afligen?

 

 

Falta un propósito de vida, enfoque cabalístico

Comentario: Cabalá explica todas las secciones de la estructura del deseo y ves cómo funciona.

¿Por qué la persona no puede entender y aceptar que solo necesita reconsiderar muchas cosas y reconstruir su vida? Le resulta más agradable vivir en una especie de masa abstracta, que hay un gran mundo, que hay perspectivas más allá del horizonte. Podría ser un adulto, tal vez incluso una persona mayor que ha vivido su vida, pero aún piensa como un niño.

Mi respuesta: Hoy no hay planes, no veo gente que viva con ellos, porque el mundo la saca de todos los proyectos. Todo cambia tan impredeciblemente rápido, todo se cierra y se abre para que nadie pueda planificar nada, y vive caso por caso, por así decirlo. Además, la nueva generación es muy especial, tiene opiniones y enfoques del mundo totalmente diferentes.

Pregunta: ¿De qué depende este clic, esta transición a una nueva comprensión?

Respuesta: De reconocer que hay la necesidad de esta transición, reconocer el mal, cuando ya no pueda vivir así, en el estado actual.

Finalmente el hombre viene a nuestra comunidad porque cree que sin alcanzar la causa, el propósito del mundo, no tiene nada que hacer en él, no tiene sentido vivir, “debo entender, debo darme cuenta, debo averiguar por qué vivo, por qué todo existe, qué significado tienen mis acciones y mis días; no puedo vivir así, necesito significado, propósito, satisfacción, de lo contrario no tengo energía para actuar”.

 

Conoce más sobre Un nuevo enfoque de la vida

 

Las guerras del Mesías están por venir

Comentario: Michael escribe: “En un momento tranquilo y pacífico, podría estar de acuerdo con usted en que es necesario abrazar al enemigo y que el amor está por encima de todo. Por cierto, eso es lo que solía hacer. Pero ahora lo veo imposible. El hombre no puede hacerlo. Nunca abrazarás a un asesino o un violador en tu vida. ¡No los abrazarás!, ¿por qué habla sobre eso?

Mi respuesta: No digo que debes abrazarlo físicamente. Ni siquiera internamente puedes abrazarlo. Pero debes tratar de imaginar que desciendes a su nivel, porque si es asesino y violador, está por debajo de ti. Pero, desciendes para ponerte en contacto con él y para comprenderlo de algún modo.

Pregunta: De hecho, el contacto es imposible, ¿verdad?

Respuesta: ¡No! Porque no harás nada. Debes entender que así fue programado desde arriba. Pues aquí hablamos de Cabalá, de la corrección cabalista.

Debemos entender que el hombre fue hecho así. Con todo su ego e inclinaciones, no es su culpa. El Creador así lo dispuso para él, el Creador es bondadoso, todopoderoso y amoroso. Tenemos mucho que corregir en nuestro entendimiento.

Hasta que desciendas a su nivel y entiendas que todo en él viene del Creador y se presenta ante ti y dentro de ti, para que corrijas tu actitud hacia lo que sucede y hacia el Creador, así, de alguna manera podrás acércate a él. Aún no podrás abrazarlo, pero te  acercas a él y tratas de corregir esa condición junto con él, para que al final puedas entenderlo, porque no depende de él.

Todo esto es culpa del Creador que lo hizo y lo hizo para corregirlos, para que juntos puedan elevarse al nivel de comprensión mutua y luego al amor entre ustedes y por toda la humanidad, por el universo entero y así lo corregirán todo.

Comentario: ¿En qué ciencia tan imposible y difícil estamos involucrados?

Mi respuesta: Esto no es ciencia. ¡Esto es naturaleza! De lo contrario, ¡no haremos nada!

Comentario: Requiere dar la vuelta a las entrañas, lavar el corazón y despejar la mente.

Mi respuesta: Cuando lo haces constantemente y por mucho tiempo, lo logras. La gente pasará por estas guerras. Serán guerras internas, guerras del Mesías. Y todo saldrá bien.

Comentario: Entiende, que estamos hablando de un ser querido, un ser querido que ya no está con nosotros.

Mi respuesta: Todos los familiares y amigos repentinamente, se manifestarán de tal modo que no verás a nadie más lejos de ti que el más cercano. Y los más lejanos resultarán ser los más cercanos.

Todos resultarán ser cercanos y feos. Y de pronto, tendrás que amarlos, adorarlos. Hay verdaderas guerras por delante; se les llaman “guerras del Mesías”, las guerras de liberación de nuestro ego.

El Mesías (Mashíaj) —de la palabra “Limshoj”, sacar— es quien nos saca de nuestro ego. Dejamos de ver el mundo egoístamente, dejamos de culpar a los demás. Debemos relacionar todo con el Creador y corregir nuestra actitud hacia Él, del odio absoluto al amor absoluto.

Comentario: ¿Se imagina? Dice: “Él tiene la culpa de todo, Él hizo todo, Él es el principal enemigo del hombre”.

Mi respuesta: Si así percibo el mundo, así es.

Pregunta: ¿Y si lo hago al revés?

Respuesta: Debo darme la vuelta otra vez; al final, debo corregirme a mí mismo, no hay mal ni daño en el mundo, excepto, mi ego. Debo cambiarlo por la cualidad de amor absoluto, en lugar de ver a todos como enemigos, verlos amorosos y amables.

Pregunta: ¿Quiere decir que me corrijo y ellos se vuelven amorosos y amables?

Respuesta: Sí.

Comentario: Es decir, ¿todo está encaminado a que me corrija?

Mi respuesta: Sí. Aún hay cosas que hacer.

Pregunta: Dice que habrá guerras serias por delante. En cualquier caso, ¿estaremos preparados o seremos arrojados sin preparación a ese abismo?

Respuesta: ¡No! ¿Quién te arrojará? Es como lanzar a un bebé a una pelea real.

Pregunta: ¿Somos guiados de una forma u otra y llegaremos deseando esas guerras?

Respuesta: Sí. Entenderemos su necesidad.

 

¿Te gustaría aprender más sobre cómo corregirnos?

 

Consejos de Cabalá, la victoria en una guerra

Pregunta: ¿Cree usted que la humanidad está cansada de las guerras? 

Respuesta: Por un lado, sí; pero por el otro, no las puede resistir. 

Pregunta: En el futuro, ¿tendremos guerras ideológicas, porque los conflictos actuales son principalmente de naturaleza económica?  

Respuesta: Sí, en el futuro, no se peleará con armas de fuego, sino con un tipo especial de armas: económicas, informáticas, etc.  

Pregunta: ¿Es la guerra material la oportunidad para la corrección o es corrección obligada por parte de la naturaleza?

Respuesta: La guerra material, es necesaria, porque, de entrada, todo comienza con la materia.

Pregunta: ¿Cree usted que una Tercera Guerra mundial ya está sucediendo? 

Respuesta: Ya está empezando.

Pregunta: Para usted, ¿cuál es la victoria en la guerra?

Respuesta: La victoria en una guerra, es un estado en el que los que promueven las guerras, comienzan a darse cuenta de su sinsentido.

Pregunta: ¿Cómo podemos evitar las guerras? 

Respuesta: Muestra a la gente, que la naturaleza tiene un objetivo completamente distinto, que jamás se alcanzará con la guerra.

Pregunta: ¿Podemos considerar la epidemia del coronavirus, como una guerra biológica contra el egoísmo? 

Respuesta: No, no creo que el ego haya sufrido ninguna gran derrota. Aunque, eventos naturales como las pandemias, ayudan a restringir un poco el ego.  

Pregunta: ¿Es la guerra un castigo de la fuerza superior, de la naturaleza, por ciertos actos u omisiones del hombre? 

Respuesta: La guerra es el camino por el que se va el hombre, hacia el estado de corrección total. Sólo depende del nivel al que lo hace. 

Pregunta: ¿Se tiene que acostumbrar el hombre a la guerra interna? 

Respuesta: La guerra más interna (la más real y benéfica), es cuando el hombre está en guerra consigo mismo. 

Pregunta: ¿Se puede acostumbrar el hombre a la guerra externa? 

Respuesta: Hay gente, que literalmente ha estado en  guerra con otros, toda su vida, por décadas. Por ejemplo, hay tribus en el Amazonas, que constantemente están en guerra. En general, el estado de guerra es un estado permanente en toda la humanidad, en todo el mundo. 

Pregunta: ¿Qué desea usted para la gente?

Respuesta: Que participe en la guerra contra nuestro egoísmo y el Creador, de forma correcta; y que vean el logro de nuestra victoria sobre el egoísmo. 

 

Te puede interesar El hombre que abrió el camino hacia la liberación

 

 

¿Cómo crear amor a partir del egoísmo?

Pregunta: Irina escribe: “Hasta ahora entiendo que la historia de la humanidad es ir de guerra en guerra ¿por qué? Batallas por fronteras, la glorificación de la guerra, todo el progreso funciona para la guerra, ¿por qué?” 

Respuesta: Porque es la naturaleza humana suprimir y sentirse superior al otro. De otra forma, la vida, la existencia, no tiene ningún significado. 

Esta es la naturaleza de nuestro ego, así lo creó el Creador. Desde un nivel superior Él nos creó de manera que al superar el egoísmo, nos volvieramos similares a ese grado superior, hacia el que Él quiere que ascendamos. 

Al suprimir constantemente nuestro ego y a partir de lo que sucede en nosotros, por la transformación de nuestro egoísmo, al que nos sobreponemos, crearemos un grado espiritual en nosotros. Gradualmente, lo construimos y lo moldeamos, negando el egoísmo y pues queremos invertirlo a una forma diferente, moldearlo de una manera diferente. 

Pregunta: ¿Y qué se puede crear con nuestro egoísmo? 

Respuesta: ¡Amor, amor, otorgamiento, auto-sacrificio, todo! 

Pregunta: ¿A partir de este deseo por la guerra? 

Respuesta: Precisamente a partir de ahí. No tenemos ningún otro material. 

Pregunta: ¿Puedo crear el deseo para ser feliz? 

Respuesta: Si. Es a partir de los desechos más asquerosos, que son lo peor de todo lo que puede ser creado, precisamente a partir de ahí. Lo tratas de forma diferente, comienzas a presentarlo de una manera diferente y verás que es un material noble. 

Pregunta: ¿Mi egoísmo? 

Respuesta: Pero ya no será ego. Lo volteas de dentro para fuera. Será brillante. Será el atuendo del Creador ¡Puedes imaginar con qué clase de entendimientos opuestos, elementos de la naturaleza tenemos que lidiar aquí! 

Pregunta: ¿Entonces vivo con esta chispa de amor, el Creador en mí, pero sólo tengo guerra en mí ahora? ¿Y si lo invierto, ya será amor? 

Respuesta: Si. 

Pregunta: ¿Qué trabajo debo hacer para entenderlo y poder ir hacia el amor? 

Respuesta: ¡Amar! Sólo desarrollarlo en ti. Ama a tu prójimo es la principal ley de la naturaleza. 

Pregunta: ¿Tenemos que pasar por esos sufrimientos, esos horrores, esos callejones sin salida? 

Respuesta: ¡Absolutamente! No sólo tenemos que pasar por ellos. Debemos dominarlos, aplicarlos a nosotros mismos, hacerlos en nosotros mismos, ver dónde no se ajustan y dónde se ajustan y para cambiarnos a nosotros mismos. Algunas veces es para perder peso, algunas veces para engordar, algunas veces para cambiar y que esas vestimentas nos ajusten. 

Pregunta: ¿Y cuáles serán las vestimentas? 

Respuesta: Es llamada luz reflejada: intención en bien de los demás. 

Pregunta: O sea ¿la intención en bien de los demás es mi vestimenta? ¿vivo para los demás? 

Respuesta: Sí. El egoísmo permanece, pero sólo quiero usarlo en el bien de los demás. 

 

Descubre Las ropas de una persona son su expresión interna

 

 

Cuando no haya guerra dentro de nosotros

Cuando vemos el mundo ante nosotros, en toda su belleza, no lo vemos como es en realidad, sino como es dentro de nosotros. Es decir, en nuestro cerebro hay cierto tipo de “cámara fotográfica” que retrata todo lo que vemos, pero no lo que está fuera de nosotros (Baal HaSulam, “Introducción  a El Libro del Zóhar”). 

Pregunta: ¿Cómo puedo conectar las hostilidades que tienen lugar bajo mi ventana con la percepción de la realidad de que todo está dentro de mí? ¿qué nos puede aconsejar? 

Respuesta: Nada. No puedo decir nada a alguien no preparado. Y para el preparado, depende de su grado de preparación, puedo recordarle que todo lo que sucede fuera, es copia de lo que sucede dentro de nosotros. Si corregimos nuestras propiedades, no veremos guerra fuera, porque no habrá guerra en nuestro interior. 

Pregunta: Hay una parábola: un día los soldados fueron a una taberna donde los Jasidim estaban sentados y uno de los soldados alzó su espada sobre el sabio. Pero el sabio siguió hablando sin prestar atención al soldado y el soldado se fue, es decir, la fe del sabio era así de fuerte ¿son cuentos de hadas? ¿o realmente puede suceder? 

Respuesta: Tal vez, por supuesto el sabio está tan conectado con la fuerza superior, que su actitud, literalmente, cambia de inmediato el mundo. Ni siquiera intentó defenderse, porque estaba seguro de que era sólo una imagen. Ese estado puede ser logrado. 

 

 

Te puede interesar Todo desde el interior

 

 

La solución a la crisis está en cambiar nuestra naturaleza egoísta

Para transformarnos totalmente y llegar al siguiente nivel, la humanidad debe revelar un mal terrible: cuando literalmente se devoren entre sí, los niños y los padres se odiarán. Todos vivirán en una casa entre enemigos, entre enemigos ardientes. Llegaremos a ese estado que nos obligará a buscar una salida, una salida real, es decir, elevarnos por encima de nuestra naturaleza y no solo adornarla.

La naturaleza nos obligará a lidiar no con pequeñas compensaciones y mejoras, sino a llegar a una crisis total en la que no podremos hacer nada ni educación ni crianza, con relaciones sociales y familias rotas, drogas, depresión, tecnología o asuntos financieros.

La crisis cubrirá todo lo que hace el hombre. Y en cuanto a la naturaleza circundante, habrá crisis ecológica. Cuando empiece a presionarnos desde fuera y desde dentro, de todos lados, nos sentiremos obligados a hacer algo.

Solo así entenderemos que hay una salida al mundo exterior: un pequeño agujero en la esfera en la que vivimos. Esa salida es cambiar nuestra naturaleza egoísta.

 

Saber más sobre “¿Qué deberíamos cambiar?”

 

Una llamada que sobresalta el corazón

Comentario: Vladimir escribe: “Querido Michael Laitman, quise compartir con usted mis pensamientos. El hijo de mi amigo, se encuentra combatiendo en la guerra actual. Recientemente intenté hacer un ejercicio, de imaginarme en el lugar de ese amigo y no pude aguantarlo. A los cinco minutos estaba en shock. Finalmente, nos encontramos en el mismo espacio, con teléfonos celulares inteligentes, este es un milagro del siglo XXI, sin los cuales, sería imposible imaginar la vida en este tiempo, y pareciera estar sobre la mesa. Cualquier llamada, ¡sobresalta mi corazón!. Mi mano se transforma como un plomo y el horror golpea con el hecho de que en la llamada de algún familiar, de pronto escuches su voz diciendo, «Tu hijo…» etc. segundo a segundo, día a día. No pude ni imaginarlo. 

Dígame, por favor, ¿En qué clase de mundo vivimos? Antes podías realmente vivir en cierta forma en estas pausas, incluso terribles, las peores, hasta que -Dios no lo permite- algo pasa. El tiempo pasaba, lo vivías. Y ahora, la distancia entre el disparo y la sensación, se ha acortado tanto. 

Mi Respuesta: Lo entiendo. 

Pregunta: ¿Qué es? Díganos, ¿Por qué se nos ha dado esto ahora? 

Respuesta: Para que podamos experimentar todo esto y determinar cómo queremos realmente vivir, y cómo creamos nuestra realidad. 

Comentario: Así es nuestra realidad. 

Mi Respuesta: Entonces pongamos en esta realidad, a todas las personas que gobiernan nuestra realidad. 

Pregunta: Aquellos que están tergiversando todo esto, ¿Que los hagamos sentirlo? 

Respuesta: Sí, para que se sienten en la habitación y esperen la llamada telefónica. ¡Y de forma que no tengan oportunidad de cambiar nada! Déjenlos así por una semana y luego verán lo que pasa con ellos. 

Uno debe sentir que son sus propios hijos. No importa que sus verdaderos hijos estén en Londres. 

Pregunta: ¿Surgirá de este estado la plegaria de los padres? 

Respuesta: Si, es natural. Incluso si no entienden, el corazón mismo reacciona a esto: ¡Por favor, no permitas que les pase nada!.

Pregunta: ¿Y dónde está la respuesta del Creador a todo esto? Permitiendo que todo se acabe, ¡suficiente! ¿Cómo se puede imponer esto? 

Respuesta: El Creador los llevará a un estado en el que realmente se dirijan a Él y así hagan todo lo que está en sus manos en este mundo, para que no haya guerra. 

Pregunta: Usted dice “ellos”, ¿Habla prácticamente de todas las personas?

Respuesta: Todas las personas, principalmente los padres, en quienes depende esta decisión.

Pregunta: Entonces, hasta que esta plegaria se eleve con suficiente fuerza, eso continuará y seremos llevados a la plegaria todo el tiempo. 

Respuesta: Sí.

 

Le sugerimos leer «Guerra hasta que alcancemos una victoria completa en el corazón»