entradas en 'Crisis' categoría

Inundación del siglo

Feroces inundaciones repentinas están devastando Alemania. El número de muertes sigue aumentando cada hora y más de mil personas están desaparecidas. El agua inundó carreteras, arrasó con los cimientos y derribó puentes.

La destrucción es similar a los efectos de la guerra. La zona de inundaciones se expande y toma nuevas regiones en Alemania, Bélgica y Austria. 

Esto es solo un desastre. Pero enseñamos que existe solo una causa de la actitud negativa de la naturaleza hacia nosotros, si cruzamos los límites permitidos, es la fuerza superior, el Creador.  La naturaleza quiere vernos en un estado perfecto, unidos como un hombre con un corazón. Y está dispuesta a tolerar, si nos desviamos un poco de esta unidad, pero solo dentro de ciertos límites. 

Si vamos más allá de estos límites, se desequilibra la naturaleza. Es lo que está pasando y seguirá sucediendo. Estamos confrontación con la fuerza superior por la indiferencia de nuestras acciones con respecto a la naturaleza. Por lo tanto, la naturaleza seguirá protestando más fuerte, con inundaciones, fuegos, pandemia y en muchas otras formas, como las plagas egipcias: sangre, ranas, piojos, etc.  

Hay muchos cataclismos similares por delante y tendremos que afrontarlos en los próximos 10 a 20 años. Pero al mismo tiempo, empezaremos a sentir que nos obligan a ir hacia el equilibrio. La historia de las plagas egipcias se repite: todos los “egipcios” dentro de nosotros, las fuerzas egoístas, recibirán diez golpes, hasta que levantemos nuestras manos y digamos, “Es suficiente, ¡no podemos quedarnos más en Egipto!” 

Estemos cómodos y satisfechos aquí, pero tendremos que escapar de ahí. ¿Dónde es “de ahí”? Este escape no es desde un lugar geográfico, sino de nuestras relaciones, del odio infundado, al amor fraterno.

Pero hasta que estemos preparados para este escape, tendremos que pasar por muchos golpes, sufrimientos, problemas, inundaciones, incendios y toda clase de pandemias, etc. Es el pronóstico para los próximos 10-20 años. Hasta 2040, estos desastres se propagarán por el mundo, en cada país y región, en su propia forma. 

Vemos que ante una desgracia común, la gente empieza a ayudarse cada vez más entre sí, como muestra de solidaridad. Pero la naturaleza nos cobra una factura mucho más grande, no solo un pequeño cambio a nuestra vida y a nuestras relaciones. Estamos hablando de una corrección radical en el carácter del hombre, de su naturaleza, revelar que todos somos egoístas y que deseemos establecer otras relaciones entre nosotros. 

Estamos obligados a ser más amables con los demás y a este tipo de actitud entre la gente que influye en todos los demás niveles de la naturaleza: inanimado, vegetal y animal les traerán paz y armonía. Estas serán las consecuencias de los cambios que ocurran en nosotros, en nuestras relaciones para con los demás. 

Pienso que tomará 20 años, porque ese cambio no puede suceder de la noche a la mañana. Finalmente, empezamos con el estado actual, absolutamente opuesto, con total falta de deseo por tomar en cuenta a la naturaleza, con falta de comprensión de que nos encontramos ante un sistema de fuerzas superiores que tiene que venir a cambiarnos.

Nos resistimos a ver la mano del Creador y a aceptarlo como ayuda para nuestro bien, con lo que deberíamos estar agradecidos. Todos los problemas son consecuencia de que estamos en conflicto con los demás y por lo tanto, opuestos a la naturaleza.

No hay aquí una vía corta. Después de todo, la esclavitud egipcia duró muchos años y terminó con serios golpes. Observa cómo el faraón, es decir, nuestra naturaleza egoísta, el necio corazón de piedra, protesta y no quiere ceder. 

Parece que el faraón ya está de acuerdo en dejarnos ir y ya podemos ir hacia la conexión y el amor. Luego, revoca el permiso y no nos permite salir y regresamos de nuevo al mismo estado. 

Tenemos que emplear muchos años en este conflicto. Y aparte, se debería notar que ahora está sucediendo a escala mundial, entre las naciones y los Estados. Para que los gobiernos y las personas comiencen a doblegarse, tomará tiempo, muchos sufrimientos y golpes. Ese tifón ha de pasar por Europa, que no quede nada ahí. Todo está hecho para que la gente se humille y acepte la implementación del principio de amar al prójimo como a uno mismo.
[285019]
De Kabtv “Charla con reporteros” 18/jul/21

Material relacionado:
Causas de los desastres naturales
Desastres naturales y el rol de la humanidad
Turismo de desastres

Toma tu lugar en el sistema general

Representamos un sistema unido y somos partes de una estructura unificada llamada “alma” o “Adam” o “Kli” (vasija).  No importa cómo le llames, ahora debemos reconectarnos en esta estructura. 

En otras palabras, hay una estructura única, pero no ocupamos nuestro lugar en ella, no estamos cumpliendo nuestra misión.  En lugar de ser una parte normal del organismo general e invertir mi yo para mantener su trabajo completo, pienso sólo en mi mismo y, como tumor canceroso, intento absorber todo para mi y devorar el resto. Somos así. 

Resulta que todo el universo existe según su propia ley de amor y otorgamiento ideal, la interacción ideal de todo el sistema cerrado. Y nosotros en este sistema, como sus partes, sus órganos, que deberían, idealmente, acomodarse entre sí, armonizar, cooperar con los demás y volvernos absolutamente integrales, fallamos en cumplirlo; por eso, nuestra vida se ve así de miserable.  

Hoy, sentimos que estamos realmente en un mundo integral, estamos pasando por una crisis global. Es decir, estamos comenzando a sentir que estamos en el sistema mundial, que es global, integral, interconectado y somos opuestos a él, opuestos a la ley general de otorgamiento y amor. Por eso, debemos cambiarnos bajo esta ley.
[284523]
De Kabtv  “Close-up. Ley Universal”

Material relacionado:
¿Cuál es mi misión en la vida?
Mi trabajo favorito – ¿vocación o misión?
Términos cabalistas: “Gmar Tikún”

Toma en cuenta los intereses de la naturaleza

Pregunta: En el trabajo de gestión, dos puntos no se toman en cuenta: los intereses de la naturaleza en sí y la naturaleza misma del hombre. Tal vez, la gestión espiritual construida bajo los principios de Cabalá, lo prescribe de alguna forma, ¿cómo tomamos en cuenta los intereses de la naturaleza, para no arruinarla por completo y no sigamos el camino del sufrimiento? 

Respuesta: Ya no podemos jugar con la naturaleza. Antes, pudimos hacer lo que quisimos con ella, pero solo hasta que la humanidad alcanzó su desarrollo egoísta máximo.  

Y ahora, nos debemos transformar en una semblanza de la naturaleza. De lo contrario, no podremos funcionar en ella. Ya no podremos cometer errores, porque nuestros errores serán visibles inmediatamente. 

Hoy vemos que no tenemos éxito en nada —ni el Estado, nadie, nada, dado que ya no gobiernan  las decisiones egoístas. Son justo una revelación de nuestros errores. 

Hasta que cambiemos al control altruista, no alcanzaremos nada. Por lo tanto, solo necesitas crear una decena y participar en ella, para unirnos todos en un todo único. 

Así, aparecerá en la decena, una semblanza de la naturaleza general e integral. En la decena, estudiaremos de forma psicológica e integral, cuánto podemos o no podemos aproximarnos unos a otros y que nuestra naturaleza egoísta, por un lado, nos aleja de los demás y, por otro lado, nos obliga a sobreponernos a estas distancias entre nosotros. 

Sin estudiar estos estados, no podremos controlar los objetos, incluyendo los grandes, porque siempre y en todo, egoístamente se alejarán entre sí. 

Finalmente, ¿cuál es el problema en la gestión? Doy algunas señales, pero, hay gente que generalmente no está conectada entre sí. Como resultado, tendremos que crear esa decena que sea capaz de implementar este programa de unificación y de este modo, detallar todas las decisiones.  

Un equipo así podrá resolver un gran número de temas de gestión. En la práctica, este será el siguiente nivel de gestión de gobierno, empresas y familias, en cualquier lugar, porque se darán las recomendaciones correctas.
[284384]
De Kabtv “Videoconferencia sobre la ciencia de la gestión”

Material relacionado:
“¿Cuál es la importancia de la interdependencia en la naturaleza?” (Quora)
Estudiar la Naturaleza: La manera de solucionar nuestros problemas
Examina las leyes de la naturaleza

Podemos prevenir cualquier desastre

Pregunta: Decenas de miles de personas en el mundo necesitan ser salvadas de catástrofes ecológicas, de desastres naturales y muchas se dedican a producir armas de destrucción masiva, pero no sienten que le traigan dolor, problemas, etc. a nadie.

Al mismo tiempo, cuando vemos a una persona sufrir, por ejemplo, un niño que es sacado de las ruinas después de un terremoto o alguien que es rescatado de un río embravecido, todos se lamentan, todos miran y se preocupan por esa persona y lo que le sucederá, ¿cuál es esta propiedad en el hombre de preocuparse tanto por individuos, pero no la toca el sufrimiento de muchos?

Respuesta: No nos imagina a nosotros mismo en forma de conjuntos, en forma de gran masa. Nos imaginamos en forma de un individuo y sentimos empatía puramente egoísta.

Pregunta: ¿Cómo podemos guiar a la gente para que se identifique con la situación global, con el mundo?

Respuesta: ¡No tenemos este sentimiento en absoluto! Digamos que los animales mueren porque hay inundaciones y bosques en llamas, se escapan por el río y se ahogan. Lo vemos como una catástrofe, es decir, sólo con la razón, filosóficamente, pero no sentimos empatía.

Y cuando algo le pasa a un perro pequeño o a un gato, es otro asunto, estamos dispuestos a matar, porque te pones en su lugar; te imaginas en el lugar de la víctima.

Pregunta: ¿Cómo podemos escapar de esta versión de eventos?

Respuesta: No podemos. Así está configurado nuestro.

Comentario: Bueno, así el futuro es claro, así se destruirán las naciones.

Mi respuesta: Ese es el curso de la historia.

Pregunta: Pero debe haber alguna forma de cambiar ¿nos falta algún órgano sensorial?

Respuesta: El colectivo: el órgano de percepción colectiva. No podemos sentir la integralidad de un gran grupo o una nación. A veces lo sentimos, pero sólo si estamos incluidos en él.

Pregunta: ¿Y qué hay de la compasión por el mundo de la que siempre habla?

Respuesta: Depende de la educación. Y no sólo de la educación, también de que con su ayuda inducimos el desarrollo de esta sensación en nosotros. Pues, una vez estuvimos ahí. Todos venimos de un grupo, una tribu, alrededor de una fogata, de una cueva, etc.

Pregunta: ¿Tenemos un registro genético de que alguna vez fuimos como uno?

Respuesta: Nuestro ego lo reprime.

Pregunta: ¿Pero se puede restaurar esta memoria, que estuvimos conectados y ahora estamos conectados?

Respuesta: Sólo con influencia especial de los elementos de la memoria que están en nosotros. Pero son muy profundos y literalmente hay que sacarlos a la luz por la fuerza.

Pregunta: Como cabalista, hablando de la unidad del mundo y de la humanidad, ¿intenta penetrar en esta profundidad en la que estamos conectados?

Respuesta: Sí.

Comentario: Y al mismo tiempo dice que es muy difícil, casi imposible.

Mi respuesta: Por supuesto.

Pregunta: ¿Pero sigues haciéndolo de todos modos?

Respuesta: ¿Qué más podemos hacer? En la práctica, el buen resultado de nuestra historia depende de esto.

Pregunta: ¿Es ese punto en la persona, apenas perceptible, llamado unidad del mundo: «Soy uno con el mundo» y aquí es donde tenemos que romper?

Respuesta: Sí. De lo contrario, simplemente hay oscuridad por delante.

Pregunta: ¿Tiene la sensación de que esta tarea es casi imposible?

Respuesta: Es absolutamente imposible. Pero debemos hacerlo de todos modos.

Pregunta: ¿Cómo podemos transmitir esto a la gente común de hoy?

Respuesta: Cuando no hay absolutamente ninguna salida a una situación, se hacen cosas increíbles. Y esto nos muestra lo que se debe hacer. Los cabalistas lo dicen. Pasas de tu lógica a la de otra persona. Aceptas su metodología, su ideología, sus consejos. Simplemente pones su cabeza en lugar de la tuya y así trabaje.

Pregunta: ¿Cuándo no hay otra salida?

Respuesta: Sí.  De lo contrario, el ego no permitirá hacerlo, siempre buscará una salida en el mismo plano. Pronto terminará, espero.

Comentario: Parece que no hay una salida específica.

Mi respuesta: Sí, ya se ha debatido con calma.

Comentario: Y se acepta con calma, lo cual es muy interesante. Y aquí vuelve a suceder lo mismo: “Quizás esto no me afecte a mí, sí afectará a otros”.

Mi respuesta: No, ¿qué significa «no afectará»? Es como si estuvieras diciendo que después de que llueva el jueves, un meteorito caerá sobre la Tierra y convertirá la Tierra en un panqué y al mismo tiempo dices: “Y podemos prevenirlo con nuestra intervención mental, razonable y correcta».

Pregunta: ¿Se acerca y sólo hay una forma de detenerlo?

Respuesta: Sí.  Así: “¡Hermanos, terrícolas! Se acerca un gran problema y nuestra única oportunidad es unirnos mentalmente”.

Si nos unimos mentalmente y con nuestro pensamiento común deseamos cambiar su trayectoria y seguir en nuestra buena posición, unidos para ahuyentarlo, comenzaremos a comprender que este apuro no es un problema. Es para llevarnos a un mejor estado, a la unidad. Y en este estado debemos seguir viviendo. No lo hagamos sólo por un momento, tratemos de que no desaparezca.

Pregunta: ¿Es una idea cabalista?

Respuesta: Es la idea del Creador. La guerra contra el ego debe llegar hasta el final, hasta la total corrección en otorgamiento y amor.

Por un lado, no se rendirá. Por otro lado, todo depende de nosotros. Necesitamos tomar la responsabilidad de nuestra corrección por encima de nuestra lógica.
[284269]
De Kabtv «Noticias con el Dr.Michael Laitman» 8/oct/20

Material relacionado:
Atacando la conexión
Ego que es exprimido como jugo de limón
Nimrod es la propiedad del egoísmo

Una pandemia viral multiplicada por la pandemia del egoísmo

Sólo las fuerzas del bien nos llegan de arriba, pero si no estamos preparados para recibirlas, las sentimos como golpes. Es el caso del coronavirus. Si hubiéramos estado preparados para aceptar, que eventualmente nos llegaría en forma de pandemia, si nos uniéramos y fuéramos internamente más cercanos ante el peligro, no se hubiera manifestado.

Observa cómo los animales se unen contra un desastre común. Cuando corren juntos, huyendo de una inundación o un incendio forestal, ya no se atacan. Sienten que deben salvar su vida y se suprime su instinto predatorio ante el instinto de autoconservación.  

Estamos en la misma situación. Los golpes que sentimos de la naturaleza o del Creador, la fuerza superior, deben impulsarnos a la conclusión correcta, para librarnos de ellos.  

Necesitamos ver cómo se portan los animales, cuando huyen del peligro sin atacar. Desaparece el instinto predador y sólo permanece el instinto de luchar por la vida. Si tomamos ejemplo del nivel animal, habríamos derrotado a la pandemia y salido de este estado en forma correcta y exitosa.

Pero el problema es que no estamos al nivel animal. Somos animales estropeados, porque tenemos el egoísmo humano que envenena todo. 

Por ende, ni siquiera podemos pensar en conexión ni en unidad ni en cercanía para escapar de la pandemia. Aún en el contexto de la pandemia global, los gobiernos y los individuos intentan sacar provecho y ganar dinero de los demás, porque creen que esto les traerá riqueza y éxito. 

Así que duplican el problema. En lugar de estar junto a los demás y suavizar la fuerza de Gevurá, multiplican la fuerza del mal. Por lo tanto, tendremos que aprender con sufrimiento

La pandemia no llega para hacer que la gente enferme o muera, sino para enseñarnos la forma de comportarnos con los demás. Pero por ahora, vemos que no estamos aprendiendo, sino que vamos en la dirección opuesta, es decir, el camino del sufrimiento. Cada país piensa que puede tener éxito y ganar a expensas de los demás países y naciones. Ese es el error. 

Sin embargo, gradualmente, bajo estos golpes, descenderemos a simplemente sobrevivir al nivel animal y empezaremos a ver que vale la pena ayudarnos unos a otros y no lastimar a los demás cuando huimos juntos de un desastre común.
[284891]
De la lección diaria de Cabalá del 16/jul/21, “La destrucción como oportunidad para la corrección”

Material relacionado:
Pandemia global
Hagamos de ésta, una epidemia de bondad
Aprendamos relaciones integrales

Todos están obligados a corregirse

Pregunta: Si no corriges algo en ti mismo y lo hacemos por ti, de cierta manera te robamos ¿por qué? 

Respuesta: Porque vamos en contra de la ley general del universo. 

Todos están obligados a corregirse. Cada uno debe salir al universo superior infinito, lograr la cualidad de eternidad y perfección ¡Absolutamente todos! 

Por eso, si alguien sufre, debemos ayudarlo, no abandonarlo, para que no sea como en Sodoma y Gomorra. Tenían otra filosofía: “No ayudes. Dado que esto desciende a ti, fue lo que Dios envió”. Y eso es todo. 

Debemos ayudar a todos, pero ayudarles en lo que necesitan. Al mismo tiempo, debemos ayudarles a recuperarse por sí mismos para que no se sienten sin trabajar hasta recibir algo. Capacitarlas, dales un empleo. 

La sabiduría de la Cabalá dice: has que se sienten y estudien. No tenemos empleo para todos. Hoy, nuestro mundo se desliza hacia un estado en el que gradualmente, todo lo superfluo se irá. El hombre se perderá. 

Vemos ya que los jóvenes, de alguna manera, no se esfuerzan por alcanzar lujos, por ropa de moda. Al contrario, se pone cualquier cosa y es todo, nada más es necesario. Todas esas convenciones, todos los excesos, excepto por lo necesario para la existencia humana, abandonará nuestra vida. 

Cuando la humanidad, gradualmente, lo alcance, mucha gente se quedará sin trabajo. Noventa por ciento de la población de hoy vive de crear, publicitar cosas innecesarias y venderlas, consumir una vez más y desechar una vez más. 

Este círculo vicioso ya está llegando a su fin. Habrá un enorme número de desempleados ¿qué hacer con todos ellos? La sabiduría de la Cabalá nos dice: “No hagas nada. Eso es muy bueno. Deja que se sienten y estudien”. El estado les pagará. Y el diez por ciento de la humanidad que quiera trabajar, trabajará. 

O tal vez el diez por ciento de nuestro tiempo será invertido en trabajar y el resto del tiempo nos ocuparemos de desarrollarnos internamente, para, poco a poco, entrar al mundo superior, al universo superior. La ley de la naturaleza nos impulsa. A todos se les dará un sentido eterno de la vida y uno material.
[284439]
De Kabtv “Close.- up. Ley global” 

Material relacionado:
Al corregir a todos, te corriges a ti mismo
Mal, infierno, amor
Convertirse en un ejemplo de bondad y amor

 

Vuelve tu corazón a los niños

La sociedad debería entenderse adecuadamente con la generación más joven. Debería darle el ejemplo correcto, actuar frente a ella.

Digamos que somos gente malcriada, no nos cuidamos unos a otros. Pero debemos jugar como una familia correcta, con relaciones correctas y mostrarles a los niños que los amamos pero a veces los desaprobamos. Todo esto debe hacerse con mucha suavidad porque nosotros mismos todavía necesitamos ser educados.

Los medios de comunicación y todas las instituciones educativas deben participar. Estos programas educativos deben implementarse especialmente en escuelas, jardines de niños y en el trabajo. Nuestro problema más importante es educar a la nueva generación, a la nueva humanidad. Si lo hacemos correctamente, educaremos adecuadamente a nuestros hijos y nietos y ellos lo harán a los suyos, etc.

El problema de la educación masiva surgió por primera vez. Vemos que llegamos al final de la línea, nuestros hijos se están alejando completamente de nosotros.

Sin embargo, podemos educarlos adecuadamente. Pero para hacerlo, necesitamos movilizar nuestros recursos y entender que la educación es lo más importante.

Si lo hacemos, gracias a nuestros hijos, eventualmente nos corregiremos. Esto es lo que dice la Torá: «Vuelves el corazón de los padres a los hijos y el corazón de los hijos a los padres». Es así como los niños nos obligarán a corregirnos.

Al corregirnos para ellos, también los corregiremos y lograremos el estado correcto, normal y bueno de la humanidad. Y toda la naturaleza brillará de manera diferente porque el hombre entrará en armonía, en equilibrio, con ella.

Creo que el estado en el que nos encontramos hoy -drogas, depresión, suicidio y lo  más importante, la generación más joven, que se desconecta por completo de nosotros y no quiere tratar con nosotros- nos obligará a reconstruir, no las crisis, sólo esto.

Como resultado, el hombre comenzará a comprender que no es nadie, está solo, es despreciado y repelido, incluso por sus hijos. Lo sentiremos muy dolorosamente y nos obligará a volver nuestro corazón hacia ellos, como se dice en la Torá.
[281432]
De Kabtv «Close-up» 19/ago/09

Material relacionado:
La tragedia de los jóvenes talentosos
Las dificultades del periodo de transición
Cómo detener el suicidio entre los jóvenes

Entiende tu naturaleza

Comentario: Cabalá dice que la ley universal de la naturaleza, estropea deliberadamente la vida del hombre, para obligarlo a corregir sus relaciones.  

Mi respuesta: Por supuesto. Esta ley eterna, sabia, llena de otorgamiento y amor, influye en nosotros de tal forma que hace insoportable nuestra vida egoísta, opuesta a ella, para sacudirnos vigorosamente y que veamos que no tenemos a dónde ir.

Necesitamos sobrevivir, de alguna forma, existir y nutrirnos, porque pronto no podremos respirar en este mundo. ¿Qué hacer? Es inevitable, tenemos que corregirnos. 

Pregunta: Por un lado, debemos corregir nuestra actitud hacia los demás. Por el otro, decimos que hacer obras de caridad es malo, ¿qué debería cambiar? Al final, todos piensan que tratan muy bien a los demás y les ayudan en todo. 

Respuesta: No es necesario cambiar nada. Sólo necesitas entender tu naturaleza. 

Debemos estudiarnos y al mundo en el que existimos —no nuestro mundo, sino el mundo superior— todo el universo en el que nos encontramos. Debemos entenderlo, elevarnos al nivel del Creador, es decir, al nivel de la ley única, sentirla y cambiarnos a nosotros mismos para coincidir. Y así, verdaderamente seremos criaturas del mundo superior. 

Cabalá explica cómo hacerlo.
[284479]
De Kabtv ”Close-up. Ley universal”

Material relacionado:
Una ley de amor para el mundo entero
El amor: Un puente sobre el odio
Un método para conectar al Creador con el ser creado

La naturaleza es una

Pregunta: Cualquier sistema conocido, pasa por cuatro fases de desarrollo: nacimiento, florecimiento, maduración y muerte. Ahora nos encontramos al principio de la creación de los cimientos espirituales de la gestión, con base en los principios de Cabalá, ¿se pueden crear algunos requisitos previos o bases para otro sistema de desarrollo? ¿o es una ley de la naturaleza, de la cual no podemos escapar?

Respuesta: El hecho es que un sistema integral de total interconexión, que incluye personas, pensamientos, sentimientos, absolutamente todo, existe en la naturaleza en los grados inanimado, vegetal, animal y humano. 

No obstante, en lo que se refiere a los humanos, no percibimos la naturaleza como integral, eterna, infinita y perfecta, porque la percibimos en nuestros órganos sensoriales egoístas. Por consiguiente, vemos nuestro mundo desconectado y distante y juzgamos todo lo que sucede, a través de nuestras cualidades egoístas. 

Tan pronto como empecemos a conectarnos, revelaremos la naturaleza en su verdadera forma integral y nos parecerá una forma completamente distinta. Al grado en que nos corrijamos, también veremos la naturaleza corregida. Pero no la necesitamos corregir, simplemente la descubriremos corregida, en nuestros sentidos. Pues, nuestros estados son absolutamente subjetivos. 

Lo único que necesitamos cambiar es la percepción de la realidad, nuestra percepción y veremos que fuera de nosotros, la naturaleza es absolutamente integral. 

De hecho, ¡es una! No hay necesidad de dividirla en ciencias distintas ni en diferentes enfoques. Distinguimos estados y formaciones en ella, sólo en relación a nuestra comprensión limitada.
[284444]
De Kabtv “Videoconferencia sobre la ciencia de la administración”

Material relacionado:
¿Qué es el equilibrio en la Naturaleza?
Ve con el flujo de la naturaleza
En gematría, Elokim es naturaleza

Lección diaria de Cabalá

Pregunta: La cultura del “tang ping”, un estilo de vida pasivo, sin estrés y sin perseguir una carrera, está ganando popularidad entre la juventud china. 

“Tang ping” significa “recuéstate y desconéctate”. Nos salva de la presión  de la sociedad que impulsa a los jóvenes a buscar trabajo, trabajar duro y construir una carrera, como es costumbre en China. 

El término “tan ping” fue usado por el autor de una publicación que escribió que no había trabajado en los últimos dos años y no lo ve como problema. En lugar de perseguir el éxito, decidió sólo “recostarse” ¿usted dice que no siempre es malo? 

Respuesta: No es malo. Es mejor entender: ´¿Qué quieres exactamente? ¿para qué? ¿por qué? Y hasta después, si realmente es bueno para ti y para el mundo, de manera que no quemes combustible, de modo que no contamines el aire, calcula con cuidado cuál es el significado de tu trabajo ¿dañas el entorno, incluyendo la naturaleza inanimada, vegetal, animal y humana, la sociedad, etc.? 

Y después, haz el trabajo. Resuelve: cuál puede ser el resultado de tu trabajo. Verás que tal vez, no hacer nada es realmente lo mejor para la humanidad. Incluso si existes y consumes calorías, no es importante. No causas daño

Pregunta: ¿Pero cómo proveeré a mi familia? 

Respuesta: Proveeremos para ti. Si no producimos en exceso, sino sólo lo necesario para todos, para la humanidad, será suficiente dejar el sofá y dejar el teléfono o ni siquiera dejarlo, por una hora a la semana- ¡a la semana! Y todo estará bien. 

Pregunta: ¿Habrá qué comer y un techo bajo el cual vivir? 

Respuesta: Absolutamente todo estará ahí para ti. Detengamos todos esos barcos y locomotoras que se apresuran a ir por todo el mundo entregando todo tipo de basura que nadie necesita. Sólo los que hacen dinero necesitan esas piezas de papel y después las arrojan hacia la nada. 

Pregunta: Cuando dice que el hombre debe vivir con lo necesario, ¿no quiere decir igualar a todos, ya lo dijimos hace tiempo? 

Respuesta: Igualdad es cuando es impuesta sobre ti. Y a mí no me importa, no me comparo con nadie, no tengo miedo de tener lo mismo que mi vecino. No veo que tengo los mismos muebles, la misma comida, la misma ropa, no importa. 

Pregunta: ¿Por qué vivo sin vigilar a los demás? ¿qué cambia en mí? 

Respuesta: Porque tengo mi mundo, la internalidad en la que vivo. Por lo tanto no siento que nadie me suprima. Al contrario, me dan las condiciones. El entorno, la sociedad, todos nosotros juntos nos daremos unos a otros las condiciones para el desarrollo interno. Y esto no requiere de calorías. 

Pregunta: ¿Cuando ese entendimiento entre, reducirá automáticamente todo a lo necesario y lo necesario será suficiente para mí? 

Respuesta: Sí.
[284099]
De Kabtv “Noticias con Michael Laitman” 10/jun/21

Material relacionado:
Las características del empleo en el futuro
¿Dónde está la solución al problema del desempleo?
Automatización contra el hombre